Así se vivió la fiesta 'verdolaga' en Medellín

Así se vivió la fiesta 'verdolaga' en Medellín

La celebración se extendió hasta el amanecer. En seguridad reportaron un balance positivo.

notitle
29 de julio 2016 , 11:25 a.m.

En la noche del pasado miércoles, Atlético Nacional no fue el único en levantar la copa. Sus hinchas también lo hicieron. Ya fueran de vino, guaro o ron, la fanaticada ‘verdolaga’ celebró y brindó por la conquista de la Copa Libertadores de América, un hito que no se lograba en el país desde hace más de una década.

Las calles también se coparon, pero de hinchas que orgullosos marcharon con arengas y pitos por las principales avenidas ondeando banderas en honor a la hazaña emulada del año 89.

Fue una celebración de sol a sol. Desde las 2:30 de la tarde cuando se abrieron las puertas del Atanasio Girardot hasta tempranas horas del jueves en el que todavía quedaban hinchas vestidos de verde.

Las puertas del estadio Atanasio Girardot se abrieron sobre las 2:30 de la tarde del pasado míércoles. Desde esa hora todo era fiesta.

Otros, ya habían comenzado a celebrar anticipadamente antes del pitazo inicial. Así ocurrió en barrio La Milagrosa, en el oriente de la ciudad, en la que hay un sector llamado Nacional, que semanas atrás ya tenía la cuadra pintada de verde y blanco con unas banderas gigantes que cubrían gran parte de la cuadra.

“Habíamos esperado un momento así por más de 20 años. Se me ha ido más de un millón de pesos en la decoración y logística pero esas no son penas. Este barrio tiene a Nacional en las venas”, expresó Vladimir Tapias, habitante del sector que lleva el nombre del equipo campeón de América.

Allí, con sancocho, asado y música, el barrio gozó toda la noche en paz y tranquilidad a pesar de que el júbilo no fue lo único que estalló, sino también la pólvora que tronó el cielo paisa.

En el barrio La Milagrosa hay un sector llamado Nacional, que adornó la cuadra con banderas gigantes del equipo ‘verdolaga’.

Lo mismo pasó en otros escenarios de la ciudad, sectores como el Parque Lleras, la carrera 70, el Obelisco y ciudad del Río se convirtieron en pequeños estadios que con sus pantallas gigantes congregaron a más de 100.000 personas según el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez.

“El balance es muy positivo porque estamos hablando de un evento de gran magnitud que congregó a casi 50.000 personas en el estadio, y en las pantallas gigantes casi 40.000 personas por cada una. Cada vez la hinchada se va portando mejor”, expresó el mandatario.

Y aunque las luces del estadio se apagaron después de las 2:00 de la mañana, eso no apagó el fuego verde que siguió ferviente durante toda la noche en medio de espuma, licor, pólvora, y banderas verdiblancas.

Las voces, algunas roncas de tanto gritar, tampoco dejaron de escucharse hasta después del alba con los cánticos más representativos de Atlético Nacional. Al final, según el balance reportado por las autoridades, se reportaron dos personas muertas y 160 riñas.

Sobre las quejas por el exceso de pólvora, la Alcaldía informó que toda la situación será evaluada en el Comité de Seguridad, Comodidad y Convivencia en el fútbol, la Policía Nacional, el Dagrd, la Cruz Roja y las organizaciones de barras “para tomar las medidas pertinentes, buscando así promover el buen comportamiento durante los partidos y vivir una fiesta del fútbol en paz”.

Pero en gran parte de la ciudad, ese orgullo y ese pundonor que tuvo el equipo, sí se vio reflejado en el comportamiento de la hinchada que supo celebrar a la misma altura de lo que su equipo lo hizo en el terreno de juego.

La 70 se volvió una 'marea verde' de hinchas celebrando la segunda Copa Libertadores de Nacional.

El sol de la mañana de ayer cogió a algunos hinchas en la avenida 70, muchos despiertos y cantando, otros dormidos en las aceras.

Empresas Varias de Medellín (Emvarias) indicó que se encontró un 30 por ciento más de basura de la que recogen a diario, estimada en 1.800 toneladas. Por eso, los trabajadores madrugaron a los principales puntos de celebración para limpiar la harina, el papel picado y las botellas para limpiar la ‘tacita de plata’ para que sea un espacio digno para el ‘rey de copas’.

DAVID ALEJANDRO MERCADO
Redactor de EL TIEMPO
davmer@eltiempo.com

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.