Tras 5 años el Paisaje Cultural Cafetero sigue enfrentando riesgos

Tras 5 años el Paisaje Cultural Cafetero sigue enfrentando riesgos

La Unesco lo inscribió en la lista de Patrimonio de la Humanidad en 2011.

notitle
24 de julio 2016 , 09:39 a.m.

Hace un mes, la inscripción del Paisaje Cultural Cafetero (PCC) como de Patrimonio de la Humanidad de la Unesco cumplió cinco años y, aunque las autoridades dicen que no está en riesgo, sí enfrenta amenazas. El próximo año, la Unesco revisará la inscripción de este patrimonio.

El 25 de junio del 2011, el Comité de Patrimonio Mundial de la Unesco decidió que esta zona denominada PCC que incluye 51 municipios y 411 veredas cafeteras de Caldas, Quindío, Risaralda y Valle del Cauca, y donde habitan más de 500 mil personas, haría parte de la selecta lista. (Además: El Paisaje Cultural Cafetero está sobre el tiempo)

Desde la inscripción en la Unesco, el presidente Juan Manuel Santos se ha comprometido a preservar el Paisaje y, de hecho, firmó un Conpes en Calarcá (Quindío) en febrero de 2014, que permitió destinar 104 mil millones de pesos para diversos proyectos que buscaban protegerlo, pero los riesgos siguen.

Una de las actividades que más causa temor es la minería. De ahí que recientemente la Comisión de Ordenamiento Territorial del Senado se trasladó a Armenia para conocer sobre exploraciones mineras en el PCC.

La senadora María del Rosario Guerra reveló que hay 147 títulos mineros en Caldas, Quindío y Risaralda, mientras el presidente de esa comisión, el senador risaraldense Carlos Enrique Soto, señaló que hay títulos mineros en 32 de los 51 municipios del PCC.

“Si no se defiende el paisaje será un reconocimiento más que se pierde. ¿Este es el futuro productivo y ambiental que queremos para el PCC? La minería riñe con la sostenibilidad del paisaje”, afirmó Guerra.

Contrario a esto, la presidenta de la Agencia Nacional de Minería (ANM), Silvana Habid, informó que solo el 7,14 por ciento del PCC está titulado. Según Habid, hay 165 títulos mineros en todo la zona declarada, de ellos 16 ya están en proceso de caducidad o terminación. En Quindío, el 1,04 del PCC está titulado mientras que en Caldas es el 11,67 por ciento y en Risaralda el 11,18 por ciento.

Habid explicó que el 77,7 por ciento de los títulos superpuestos con el PCC se otorgaron antes del 2011, mientras que “en los últimos tres años no se ha inscrito un solo título”.

A pesar de esto, la ministra de Cultura, Mariana Garcés señaló que la declaratoria “está y seguirá firme. No es cierto, como se ha dicho muchas veces que está en peligro”.

Y manifestó que el reconocimiento de ser Patrimonio de la Humanidad, que hace la Unesco a una manifestación como el PCC “implica, sobre todo, responsabilidades para los habitantes de este territorio”.

Mientras que para el secretario de Turismo del Quindío, Carlos Alfonso Rodríguez, “es osado decir que no hay riesgos. Siempre hay riesgos”. Y agregó que sin embargo “el Gobierno ha trabajado en su preservación y ha ayudado a mantener visible el PCC”.

Por su parte, la Secretaria de Desarrollo Económico y Competitividad de Risaralda, Diana Osorio Bernal, afirmó que “pensar que vamos a perder definitivamente la declaratoria, creería que no. No estamos en ese nivel de riesgo”.

Sin embargo, afirmó que “existe un balance donde hay temas pendientes, pero hay una ventaja: en los nuevos gobiernos hay una incorporación más decidida y eso le puede posibilitar al Paisaje dinamizarse un poco más y facilitará la preservación”.

Uno de los temas que sí preocupan según la funcionaria es la arquitectura patrimonial, “que necesita mayor control por parte de las autoridades municipales porque se está transformando debido al mejoramiento que necesitan las viviendas de las familias campesinas y los procesos de modernización”.

Precisó que “se necesita una normatividad que permita la llegada de la modernidad a nuestros municipios, pero conservando nuestra arquitectura y patrimonio. Queremos que esto se haga en armonía con lo que somos, que es Paisaje Cultural Cafetero”.

Organizaciones culturales caldenses y la Oficina de Patrimonio están inconformes con las características arquitectónicas y la ubicación de fondas cafeteras que se han construido en Aguadas y Salamina.

El secretario de Cultura de Caldas, Lindon Chavarriaga, dijo que se está trabajando en eso con la Federación de Cafeteros y las cámaras de comercio que lideran esos trabajos.

“El PCC es transversal, involucra muchas secretarías –dijo–. Pero lo más importante es la gente que está en el cafetal”. Por eso, dijo que trabaja en políticas de preservación enfocadas en componentes inmateriales del PCC como la música, las danzas o la gastronomía.

EJE CAFETERO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.