Gavilán volvió a volar en el Huila tras recibir implante de plumas

Gavilán volvió a volar en el Huila tras recibir implante de plumas

La Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena (CAM) lo liberó en un parque natural.

notitle
19 de julio 2016 , 12:15 a.m.

Tras un proceso de recuperación de ocho meses, un gavilán de cola corta (Buteo brachyurus) volvió a extender su alas en los cielos del Huila al ser liberado en el Parque Natural Guacharos-Puracé, una reserva ubicada entre los municipios de Pitalito y San Agustín, en el sur del departamento.

A esta ave sus captores le mutilaron las plumas con tijeras para evitar que escapara del cautiverio. En agosto del año pasado fue rescatada en una vivienda de la zona urbana del municipio de Garzón, por la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena (CAM).

Este macho adulto, que pesó 390 gramos, fue ingresado al Centro de Atención y Valoración (CAV) donde fue atendido, ya que presentaba una mutilación de plumas con tijeras en su ala izquierda y esa situación ameritaba tratamiento especializado.

Por su estado crítico fue reubicado en el Centro de Rehabilitación de Aves Rapaces San Isidro, en Pereira, único en Colombia en la recepción y rehabilitación de aves víctimas del tráfico ilegal, cacería y accidentes.

Edna Fernández, médica veterinaria de la CAM, aseguró que fue sometido a un procedimiento quirúrgico con injerto de plumas para recuperar su extremidad y el vuelo normal, y agregó que a estas aves rapaces no se les puede remover el plumaje debido a que se corre el riesgo de dañar el folículo piloso e impedir que la pluma vuelva a crecer.

“Se le practicó un injerto en el ala afectada para acelerar el proceso de muda de las plumas y al tiempo recuperar la fuerza en su ala izquierda”, señaló la veterinaria, y agregó que, tras ese proceso, fue regresado nuevamente al Huila para organizar su proceso de liberación.

Carlos Alberto Cuéllar, director de la CAM, aseguró que se trata de un ejemplar muy particular entre miles de su misma especie porque, normalmente, “estos gavilanes son de pecho blanco y dorso gris, pero el que liberamos registra la totalidad de su plumaje de color negro”.

“El animal estaba ansioso por recuperar su libertad y el aleteo fuerte fue sinónimo de su plena recuperación”, dijo Cuéllar, quien se encargó de abrir el guacal en el que fue transportado a la reserva natural. En cuestión de segundos demostró su fuerza, pues extendió sus alas, alzó vuelo y se perdió en medio de árboles y el cielo de este paraíso natural del sur del Huila.

Otra liberación

Un gavilán más, conocido como caminero o pollero, también fue liberado en su hábitat natural tras ser rescatado por la Policía Ambiental en la zona urbana de Neiva. Presentaba ausencia total de plumas primarias y secundarias en sus dos alas.

Para su rehabilitación física y comportamental fue mantenido aislado en una recamara donde se le limitó el contacto con el ser humano y durante 12 meses se le reforzó el comportamiento propio de la especie. Luego, recuperó su plumaje y la fuerza en sus alas para ser liberado en el Parque Natural Regional Guacharos-Puracé.

“Los dos ejemplares no toleraban la manipulación ni la aproximación humana, se tornaban inquietos y realizaban movimientos constantes de fuga”, señaló el director de la CAM, quien los destacó por su habilidad para la búsqueda de alimentos.

NEIVA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.