¿Cuál es el impacto que tienen los 'renegados' dentro de las Farc?

¿Cuál es el impacto que tienen los 'renegados' dentro de las Farc?

En privado, 'Timochenko' reconoce el daño que el dinero de la coca ha hecho a mandos de las Farc.

notitle
09 de julio 2016 , 09:32 p.m.

La comisión de finanzas del frente primero de las Farc podría no ser la única facción de esta guerrilla que se aparte de los acuerdos de La Habana, pero la comprobada cohesión interna del grupo armado hace pensar que su disidencia será marginal y hasta menor a la de otros procesos de paz.

Las propias Farc saben desde hace tiempo que algunas pequeñas estructuras tienen resistencia con las negociaciones y con el acuerdo para cesar el fuego de manera definitiva y abandonar las armas. De hecho, han venido hablado de ese tema con los mandos que han manifestado dudas.

“Los jefes guerrilleros no han estado cruzados de brazos. Han trabajado desde La Habana para resolver este asunto”, afirma una persona cercana a la mesa de negociaciones. (Lea: Farc hablan de 'intereses económicos' en facción rebelde)

Según supo EL TIEMPO, los altos mandos de las Farc han venido lidiando con algunos reparos de la columna Daniel Aldana, que pertenece al Bloque Occidental, y con unas ruedas sueltas de los frentes 18 y 36, que actúan en el Nudo de Paramillo y en el Bajo Cauca antioqueño.

Y el hecho de que la comisión de finanzas del frente primero haya publicitado en un comunicado su rebeldía evidencia que había discusiones internas, y que el grupo usó ese mecanismo para notificar a la dirección de las Farc que definitivamente se aislaba del proceso de paz. (Lea: Farc advierten a frentes que en guerrilla no hay lugar a disidencias)

A juzgar por la respuesta de la jefatura del Bloque Oriental el viernes, al que pertenecen el frente primero y la facción disidente, también la dirección de las Farc da por hecho que este grupo, de unas 60 personas, ya está por fuera de esta guerrilla.

Los llama exintegrantes del grupo armado y les dice, también en un comunicado, que optaron por “renegar de sus principios”.

Y afirma que “declararse al margen de la Dirección pone por tanto, a quien lo hace, por fuera de las Farc; no puedeusar su nombre, armas y bienes con ningún propósito”.

Disidencia sin peso

Con la comisión de finanzas que se aparta del proceso de paz y las potenciales deserciones que enfrenta esta guerrilla, a lo sumo, y en el peor de los casos, la disidencia total sería de 400 personas, según una fuente cercana a la mesa de negociaciones. (Lea: Jefes de finanzas estarían detrás de la rebelión de frente de las Farc)

Esto representa menos de un 6 por ciento de los efectivos armados de esta guerrilla, que hoy se calculan entre 6.800 y 7.000.

La disidencia de las Farc no llegaría ni al 10 por ciento, lo que está por debajo de los márgenes normales de cualquier proceso de paz”, afirma la fuente consultada.

El porcentaje es bajo si se compara con la deserción que hubo tras los acuerdos con los paramilitares, que según un informe del Centro Nacional de Memoria Histórica fue de entre el 20 y el 30 por ciento. De acuerdo con el mismo informe, en las desmovilizaciones del M-19 y del Epl la disidencia fue menor al 10 por ciento.

Línea de mando

Distinto a lo que ocurre con el Eln, una de las principales garantías del proceso de paz con las Farc ha sido la unidad interna de esta guerrilla.

Las facciones que hasta ahora han mostrado resistencias a la dejación de armas tienen escaso peso dentro de las Farc. No pueden compararse, por ejemplo, con el que tiene ‘Pablito’ en el Eln, quien controla prácticamente el 60 por ciento de la fuerza militar de esta guerrilla y que ha sido uno de los jefes de ese grupo armado más radicales frente al proceso de paz.

Quizás lo que mejor demuestra la cohesión de las Farc son los resultados del cese unilateral del fuego que declararon desde hace casi un año y que ha mantenido al país en los niveles más bajos de violencia por el conflicto en mediosiglo. Todos los frentes acataron la orden de ‘Timochenko’ de parar las acciones ofensivas.

Un asunto de dinero

La razón más evidente de la rebeldía de una facción del frente primero y de otros asomos de disidencia es la comodidad que les ha dado a algunos guerrilleros el dinero de la coca que se produce en sus zonas de influencia. A pesar de obvia, es la razón de mayor peso.

En privado, ‘Timochenko’ ha reconocido que el dinero de la coca les ha hecho daño a algunos de sus combatientes y jefes de tropa, que al verse con recursos que nunca soñaron perdieron el rumbo. (Lea: Claves para entender por qué frentes de Farc optarían por no a la paz)

Y la jefatura del Bloque Oriental fue explícita el viernes en que los guerrilleros disidentes del frente primero apelan “a argumentaciones ideológicas y políticas a fin de ocultar la evidente influencia de intereses económicos opuestos a la terminación del conflicto”.

Las disidencias por dinero no son nuevas en las Farc. Jefes de esta guerrilla han huido con recursos de la coca, y como lo recuerda un conocedor del tema, el caso más notorio fue el de José Fedor Rey en los 80, que acabó trabajando para el cartel de Cali.

Pedagogía, una necesidad

Los negociadores de las Farc en La Habana han insistido en que la decisión de dejar las armas y convertirse en partido político legal no fue tomada por el Secretariado, sino que fue producto de un proceso de consulta con sus frentes y sus combatientes.

Han dicho, además, que se trata de un paso que darán en forma colectiva, como organización, y no en lo individual.
Por eso, la importancia de la pedagogía que los jefes guerrilleros hacen con sus tropas sobre los acuerdos de paz y para la cual varios de los negociadores de La Habana se han desplazado a Colombia.

Este trabajo en terreno se intensificará antes de la firma del acuerdo final de la paz. Incluso está previsto que una vez concluidas las negociaciones los jefes de las Farc vengan a Colombia a explicar a sus tropas los acuerdos con el Gobierno y a realizar la décima y última conferencia de esta organización como grupo armado. Esto será clave para sofocar los asomos de disidencia.

Será una manera de contrarrestar a los críticos del proceso de paz, que ya comenzaron a usar el tema de las disidencias para cuestionar los alcances del desarme de las Farc.

En todo caso, el senador del Polo Democrático, Iván Cepeda, destaca que “salvo los opositores de siempre, la opinión pública y el sector político han asumido la disidencia de las Farc con serenidad y madurez”, porque entienden que eso es parte de cualquier proceso de paz.

MARISOL GÓMEZ GIRALDO
Editora de El TIEMPO
@MarisolGmezG

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.