Negociadores en La Habana buscan cerrar punto del fin del conflicto

Negociadores en La Habana buscan cerrar punto del fin del conflicto

Si Gobierno y Farc anuncian este miércoles un acuerdo, la firma final de la paz sería en dos meses.

notitle
21 de junio 2016 , 08:36 p.m.

Si el Gobierno y las Farc logran anunciar mañana un acuerdo sobre el punto relacionado con el fin del conflicto, que incluye las zonas de ubicación de las tropas guerrilleras para la verificación del cese bilateral del fuego, el cronograma de dejación de armas y las garantías de seguridad para los combatientes, en dos meses firmarían la paz definitiva.

EL TIEMPO conoció que el pasado fin de semana viajaron a La Habana la canciller María Ángela Holguín y el exministro Álvaro Leyva para negociar el punto del fin del conflicto y acordar una “hoja de ruta” para el acuerdo definitivo de paz. (Lea también: Gobierno y Farc están cerca de acuerdo sobre cese bilateral de fuego)

La idea es anunciar el acuerdo de fin del conflicto este jueves “tentativamente”, y si este cronograma se cumple, en dos meses más se realizaría la firma final de la paz. El acto se desarrollaría en Cartagena.

El lunes, el presidente Juan Manuel Santos dijo que esperaba que la negociación estuviera terminada en julio, y, en aparente alusión a esto, el martes el jefe de las Farc, ‘Timochenko’, afirmó por Twitter que aunque van bien, “falta pelo pal moño”.

 El pulso en el punto del fin del conflicto, que es la esencia del proceso de paz, venía desde marzo pasado, cuando el Gobierno y las Farc no lograron ponerse de acuerdo sobre el número de zonas de ubicación y sobre las restricciones que tendrían los guerrilleros en esas zonas.

Por eso, la idea de las partes es que durante el anuncio de un acuerdo en este punto esté el presidente Juan Manuel Santos. El mandatario está pendiente de lo que le informe este miércoles su delegación en La Habana –que viajó el martes– para saber si va a la isla el jueves, acompañado por delegados de los partidos políticos.

En su momento, dentro del punto del fin del conflicto, el cronograma para la dejación de armas fue, paradójicamente, lo menos complejo. De hecho, las Farc no se resistían a que este proceso estuviera concluido el 31 de diciembre de este año.

Sobre los sitios donde se localizarán las tropas guerrilleras, la base del grupo armado habían sido los 80 puntos del país donde están ubicados sus frentes, pero desde el punto de vista del Gobierno no debían ser más de 20. Entre otras cosas, porque se tiene que contar con la capacidad de la misión de verificación del cese del fuego, que coordinará Naciones Unidas y de la que formarán parte países de la Celac, el Gobierno y las propias Farc. (Además: 'Las Farc se van a desarmar hasta la última pistola': Santos)

Lo que hoy parece estar claro es que dentro de cada una de las zonas de ubicación pactada, “habrá varios campamentos”.

Frente a las restricciones para los guerrilleros en estas zonas, una de las grandes diferencias entre el Gobierno y las Farc estaba en el momento en que se debía conceder la amnistía a quienes no tienen delitos graves. La distancia en este punto no era menor, pues mientras el Gobierno consideraba que la amnistía solo podía concederse cuando se hubiera cumplido integralmente la dejación de las armas, el grupo guerrillero pensaba que esta debía ocurrir una vez se diera la firma de la paz.

Desde el punto de vista de las Farc, se trata de que sus guerrilleros puedan hacer el tránsito a la política en las zonas campamentarias, una vez vayan cumpliendo con la dejación de las armas.

Precisamente, la movilidad de los guerrilleros en las zonas de ubicación había sido otro punto de discordia. Sobre la base de que las Farc solo podrán hacer política una vez desarmadas, el Gobierno también ponía como condición que los guerrilleros no avanzaran a sitios con población civil. Las Farc han considerado que si van a hacer la transición a la política en las zonas donde se ubicarán para la verificación del cese del fuego, deberían tener cierta libertad de movimiento.

Anif dice que es ineludible una reforma tributaria

Con acuerdo de paz o sin este, la reforma tributaria es ineludible, pues el país necesita cuadrar sus cuentas y tapar el hueco causado por la caída de los precios del petróleo, que solo este año dejará de generar ingresos por 23 billones de pesos.

Así lo plantea el centro de estudios de la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif), tras señalar que “retomar la senda de la sostenibilidad fiscal durante 2016-2020 requiere acortar una brecha presupuestal del orden del 3 por ciento del PIB, de los cuales un 1 por ciento deberá hacerse a través de recortes del gasto y el otro 2 por ciento, mediante la mayor tributación. (Lea también: Para la paz o para la guerra, se necesita una reforma tributaria: Anif)

La piedra angular de los recaudos adicionales descansa sobre el aumento de la tarifa general del IVA del 16 al 19 por ciento, a razón de un punto por año durante 2017-2019.

¿Y qué tiene que ver la reforma tributaria con los acuerdos de paz? Si no hay plata, no será posible implementar una serie de programas sociales para atender el posconflicto, que no es otra cosa que aumentar la presencia del Estado en todos los rincones del país en busca de mayor justicia social. Y si no hay acuerdo de paz, según Anif, habrá que buscar más dinero para comprar armas y asumir el costo de la guerra.

Finalmente, Anif señala que si no se hace la reforma, el país perderá el grado de inversión, que es algo así como eliminar la opción de obtener crédito a menor costo, por culpa del deterioro de la reputación ante los prestamistas.

EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.