Preparémonos

Preparémonos

Preparémonos para un posconflicto sin plata, con más impuestos, más Ivas, más tasas y sobretasas.

notitle
12 de junio 2016 , 10:21 p.m.

Preparémonos para la foto de ‘Timochenko’ y Santos dándose la mano y anunciando el acuerdo de paz. Preparémonos para preguntarnos, una vez se conozcan los acuerdos finales, si para lograr la firma de las Farc el Gobierno se arrodilló o cedió demasiado, y preparémonos para que Santos diga que no y el Centro Democrático, que sí. Preparémonos para preguntarnos si la paz derivada de los acuerdos es sostenible y para que Santos diga que sí y el Centro Democrático, que no.

Preparémonos para que Uribe recoja millones de firmas y preparémonos para que a alguien se le quite la risa. Preparémonos para que la Corte, con ajustes, deje vivo el plebiscito y para que tumbe algunos esperpentos protuberantes, como el umbral tramposo del 13 por ciento o el blindaje introducido en séptimo debate, pero dejando a salvo el grueso de las normas aprobadas.

Preparémonos para evitar que el Gobierno viole las garantías de equilibrio democrático frente a la oposición de todo origen al plebiscito, y para que pretenda sofocar las voces del disenso a punta de pauta falaz sobre la paz, ‘mermelada’ y politiquería. Preparémonos para que las mayorías parlamentarias sigan arrodilladas, sin vergüenza ninguna. Preparémonos para lidiar con una victoria pírrica del Gobierno en el plebiscito que deje los acuerdos, en la práctica, a medio refrendar.

Preparémonos para ver libres, posando de estadistas, a los responsables de crímenes de lesa humanidad; y preparémonos para enterarnos de que el acuerdo de paz también patrocina un gran lavado de recursos multimillonarios derivados de actividades delincuenciales.

Preparémonos para la campaña pro-Nobel Santos-‘Timochenko’. Preparémonos para la radicalización violenta del Eln, la multiplicación de las ‘bacrim’, la expansión del narcotráfico y el deterioro de la seguridad urbana. Preparémonos para enfrentar con toda contundencia el surgimiento del neoparamilitarismo, de nuevos carteles, de nuevas guerrillas y de nuevas bandas criminales.

Preparémonos para un posconflicto sin plata. Preparémonos para un país sin plata. Preparémonos para más impuestos, más Ivas, más tarifas, más tasas, más sobretasas, más contribuciones. Preparémonos para intensos, diversos y constantes paros, bloqueos, marchas, protestas y mingas. Preparémonos para enfrentamientos, disturbios, Esmads y pedreas.

Preparémonos para aprovechar el desmonte formal de las Farc y para exigir como proclama constante, tanto a las Farc como al Gobierno, el desmonte real de la estructura narcotraficante que ha alimentado la violencia en Colombia. Preparémonos para entender que esa es, quizás, la batalla más importante si de verdad queremos superar el terrorismo. Preparémonos para una campaña presidencial confusa y desequilibrada, con coaliciones insospechadas, y para una tormentosa y oscura elección parlamentaria en el 2018.

Pero también preparémonos para asumir que el único rostro de la paz no es la negociación con las Farc, y para construir una cultura de la no violencia, la tolerancia y el respeto en cada hogar, en cada familia colombiana.

Y preparémonos para evitar una mirada apocalíptica frente al futuro de Colombia, por cerradas que sean las tempestades. Por más dificultades que sobrevengan, preparémonos como sociedad para aprovechar los beneficios circunstanciales que se puedan derivar del acuerdo y para encontrar nuevas oportunidades que nos permitan retomar el rumbo.

Preparémonos para una batalla ciudadana de muy largo aliento, orientada a recuperar el norte buscando caminos que permitan identificar y resolver los asuntos verdaderamente prioritarios para los colombianos. Preparémonos con realismo, sin tolerar nuevas violencias ni viejas corruptelas. Preparémonos con optimismo y coraje, sabiendo que portamos el blindaje invencible de nuestra gente buena y noble, siempre capaz de vencer en sus luchas más entrañables.

JUAN LOZANO

Despierta con las noticias más importantes.Inscríbete a nuestro Boletín del día.

INSCRIBIRSE

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.