Secciones
Síguenos en:
Usar drones para controlar incendios

Usar drones para controlar incendios

Estudiantes de la U. Nacional desarrollaron una iniciativa para detectar conflagraciones forestales.

notitle
Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
12 de junio 2016 , 07:06 p. m.

Estudiantes de la Universidad Nacional, sede Medellín, idearon un proyecto que ayudaría a controlar el impacto de los incendios forestales con drones.

La iniciativa surgió a partir de la emergencia ambiental registrada por los incendios forestales en el Valle de Aburrá en el 2015. “Tuvimos como base la necesidad de encontrar una tecnología apropiada para detectar los incendios y controlarlos”, explica Andrés González, estudiante de ingeniería de sistemas.

Por eso, el primer paso fue planear una red de sensores de presión, humedad y temperatura para ser distribuidos a lo largo del área en riesgo e identificar el lugar exacto del incendio. “Un sensor localizaría un cambio en la presión; otro ubicado a 50 metros del perímetro, un cambio en temperatura y un tercero, un cambio en la humedad del aire. Y como se sabe la posición fija de cada uno de los sensores podríamos triangular la posición exacta del posible incendio”, cuenta González.

Una vez detectado, un dron de monitorización iría a la zona para revisar que efectivamente se tratara de un siniestro, por medio de la confirmación visual que proporcionarían sus cámaras. Luego de esto, llegaría el dron de supresión que contiene CO2 sólido o hielo seco el cual ayudaría a apagarlo.

Los investigadores escogieron este elemento porque a diferencia del agua se puede transportar con mayor facilidad y se necesita menor cantidad para controlarlo.

“La cantidad de agua necesaria para acabar un incendio es demasiada alta: por un incendio de 10 segundos se necesita un balde de agua, por un minuto 10 baldes”, explica González.

Para poder transportar este compuesto y arrojarlo en el área afectada, pensaron en una pistola de paintball que trabaja con aire comprimido y es muy liviana. Esta herramienta les permitiría disparar a largas distancias, para que el dron no se vea afectado. Cada dron tiene una capacidad de carga de nueve kilogramos.

Con la pistola, la cámara y el aire comprimido este pesaría tres kilogramos, así que se podrían utilizar seis de estos en 400 balas. Con este número se apagarían cinco metros cuadrados, útiles para la detención temprana del fuego.

ESTEFANÍA ISAZA
Para EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.