Mohamed Alí, muy grande, además, por su lucha contra el racismo

Mohamed Alí, muy grande, además, por su lucha contra el racismo

El fallecido boxeador no solo dio sus mejores golpes sobre un cuadrilátero.

notitle
05 de junio 2016 , 08:19 p. m.

El mundo echará de menos a Mohamed Alí, la voz más grande dentro y fuera del cuadrilátero, defensor de los derechos civiles y de la no violencia, el hombre que cambió el boxeo con leyes más justas, y que falleció la noche del viernes en un hospital de Phoenix (Arizona) a los 74 años.

Su muerte trascendió lo cotidiano, como sucede cuando fallece una leyenda. Desde presidentes, políticos, empresarios, activistas sociales y hasta el más humilde boxeador, todos rinden homenaje a The Greatest (El más grande), como él mismo se proclamó en su autosuficiencia juvenil, y que la historia confirmó por sus acciones.

“Mohamed Alí era ‘El más grande’. Punto final. Si le preguntaban, él lo decía claramente. Que él era doblemente el más grande. Que él iba a esposar al relámpago y a meter al rayo a la cárcel”, expresó el presidente de Estados Unidos, Barack Obama.

“Pero lo que lo hacía el más grande, alguien completamente aparte, es que todos los otros decían básicamente lo mismo”, agregó el presidente en un texto muy personal.

No a Vietnam

El mismo Alí que deslumbró al mundo con su boxeo no convencional para la época, sus bravuconerías y salidas de tono para aumentar la venta de entrada a sus peleas, fue el hombre que se negó a ir a la guerra de Vietnam, “para no matar semejantes”, dijo, y se convirtió en un pacifista y luchador por los derechos civiles.

Hizo temblar el establishment con su forma de ser, a veces demasiado descarnada, y llevó el boxeo a otra dimensión, lo que marcó el comienzo de la era de peleas millonarias por televisión.

Pero no le bastó con eso. Cuando los promotores inescrupulosos comenzaron a llevarse la mejor tajada del negocio, dejando a los boxeadores a veces en saldo negativo, Alí peleó en los tribunales y el Congreso estadounidense para sacar adelante en 1999 la “Ley de Reforma del Boxeo Mohamed Alí”, que protege los derechos y el bienestar de los boxeadores.

Transformó a EE. UU.

“Mohamed Alí transformó este país e impactó al mundo con su espíritu. Su legado será parte de nuestra historia por todo el tiempo”, agregó Bob Arum, quien se inició en el negocio de la promoción precisamente con una pelea de Alí.

Sus acciones dentro y fuera del cuadrilátero dieron paso a las bolsas supermillonarias que hoy disfrutan muchos con menos talento y carácter.

Floyd Mayweather, el púgil que más dinero ha ganado en la historia del boxeo, aseguró que sus grandes bolsas fueron posibles solo porque “Alí nos abrió el camino”.

Nacido como Cassius Marcellus Clay el 17 de enero de 1942 en Louisville, Kentucky, cambió su nombre a Mohamed Alí en 1964, al calor del movimiento de los derechos civiles. Su vida fue una novela. La novela de un niño pobre y tímido que se metió en el boxeo a los 12 años. Llorando fue a hacer la denuncia y Joe Martin, el policía que le atendió, le convenció de que debía aprender a defenderse, y se convirtió en su primer entrenador en el gimnasio Columbia de Louisville.

Mohamed Alí pasó sus últimos años devastado por la enfermedad de Parkinson, pero nunca se retiró de la vida pública ni tiró la toalla blanca al centro del cuadrilátero en señal de rendición. En lugar de ello, inició una cruzada contra la enfermedad, una más en la lista de las batallas de su vida extraordinaria.

Será despedido como héroe

La ciudad natal de Mohamed Alí, Louisville, honrará el próximo viernes al excampeón de boxeo con una marcha solemne y un funeral público en un recinto deportivo, un tributo digno de un héroe local que alcanzó fama mundial como filántropo.

Alí será despedido con las elegías del expresidente Bill Clinton, el locutor Bryant Gumbel y el comediante Billy Crystal.

El cuerpo del excampeón de peso pesado, que murió en Arizona después de sufrir durante décadas el mal de Parkinson, regresa a Louisville, donde las banderas del ayuntamiento fueron izadas a media asta el sábado en su honor.

El funeral de Mohamed Alí se realizará en el KFC Yum Center, que tiene capacidad para recibir a más de 20.000 personas y será transmitido en vivo y en directo por el sitio en internet del Ali Center.

RESUMEN DE AGENCIAS

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.