La visita sorpresa del 'Vice' por obras del túnel de La Línea

La visita sorpresa del 'Vice' por obras del túnel de La Línea

Vargas Lleras hizo énfasis en la necesidad de terminar la construcción antes de noviembre.

notitle
22 de mayo 2016 , 09:13 p.m.

–¿Cuándo terminamos las obras? O no terminamos?– preguntó el vicepresidente, Germán Vargas Lleras, en la boca del principal túnel que se construye en La Línea, al empresario Carlos Collins, representante legal de la Unión Temporal Segundo Centenario que ejecuta este trabajo y estaba allí.

–El 30 de noviembre–, le respondió Collins sin titubear.

–Su plazo contractual es ese. Pero ni vamos cumpliendo con los revestimientos, ni tampoco con los pavimentos–, le dijo Vargas, basado en el reporte desalentador que minutos antes, durante el recorrido a la obra, le había entregado el director del Instituto Nacional de Vías (Invías), Carlos Alberto García, y la firma interventora Dis S.A.-Edl Ltda.

(Además: 'El túnel estará en el segundo semestre del 2018')

De acuerdo con el informe, en las paredes del túnel, el contratista solo viene haciendo en promedio 11 metros lineales diarios de revestimiento, mientras que Collins sostiene que son 24 diarios. De los 8,6 km que tiene de largo el túnel y debe recubrir, a la fecha esa tarea la ha cumplido en 3,9 km. Y en la pavimentación del paso subterráneo, el Invías ha contabilizado que avanza 12 metros diarios. Pero la constructora asegura que son 33.

–Con los rendimientos que dan nuestras medidas estimamos que estas obras no terminan el 30 de noviembre– le había rematado García al Vicepresidente, en el informe de avance.

Fueron parte de los diálogos seguidos de preocupaciones que dejó la visita sorpresiva de Vargas Lleras a las obras del túnel de La Línea, el pasado viernes, adonde fue acompañado por el ministro de Transporte, Jorge Eduardo Rojas, luego de presidir el acto de entrega de la reconstrucción y mejoramiento de 9,1 kilómetros de vía entre La Española y Calarcá (Quindío), que hacen parte de la concesión Armenia-Pereira-Manizales.

Entrega el 30 de noviembre

Pero antes de llegar al túnel principal de La Línea, por trocha y vías escarpadas, donde se veían otros túneles de acceso más cortos ya construidos, campamentos de obra por el camino y dos viaductos de ascenso entre las montañas aún inconclusos, al Vicepresidente le llamó la atención otro hecho: la soledad en unos frentes de trabajo y la poca actividad en otros.

–Nos preguntamos con el Ministro, ¿será que están almorzando? Porque no se ve nada, ni maquinaria– comentó mientras avanzaba por entre el lodazal de la obra.

No obstante, al final del recorrido, Collins le ratificó que las obras las entregará el 30 de noviembre.

–No vamos a pelear, noviembre es noviembre– le manifestó Vargas.

El escepticismo que genera sobre la fecha de la terminación de los trabajos el 30 de noviembre, parten de lo observado en la inspección a los trabajos –a la 1:05 de la tarde, hora en que no había un obrero y hay retraso en recubrimientos y pavimentación del paso subterráneo– y los anteriores incumplimientos.

Estos últimos fueron los que motivaron al Invías a abrirle un proceso administrativo en septiembre del 2014, y a declarar la caducidad del contrato a la Unión Temporal Segundo Centenario (UTSC) en enero del 2015, ante los evidentes atrasos que presentaban por lo menos en 27 km de unas obras que comenzaron en abril del 2009.

Al terminar el recorrido por el túnel en obra, el Vicepresidente les dijo a los periodistas: “Estamos un poco pesimistas, pero nos atenemos a la palabra del contratista que dice que el 30 de noviembre entregará todas las obras”.

–¿Y si no la entrega?– fue la pregunta que saltó de inmediato.

–Vendrá el incumplimiento contractual. Se da por terminado el contrato– fue la respuesta tajante de Vargas Lleras.

De hecho, Collins está notificado de la medida desde marzo del año pasado, cuando firmó un acta de compromiso, de finalizar las obras del túnel el 30 de noviembre de este año, para evitar que Invías le caducara el contrato, lo cual le acarreaba graves consecuencias legales.

En esa acta de seis puntos, el empresario se comprometió a que no solo entregará toda la obra en noviembre, sino que cualquier nuevo incumplimiento en las metas daría lugar a la terminación anticipada del acuerdo entre Invías y el contratista.

Y si el acuerdo se incumple, el Estado iniciará las acciones legales pertinentes, incluso, la caducidad del contrato. En este caso no habría derecho tampoco a que el caso se lleve a un tribunal de arbitramento, porque, en ese compromiso, se pactó a renunciar a esa instancia.

Al término de la visita al túnel, en la obra se quedaron el Ministro de Transporte y el Director de Invías para hacer un comité de obra, confrontar las divergencias entre el contratista y el Invías y verificar los avances.

Operación, hasta el 2018

Las obras en el túnel de La Línea son un megaproyecto que contempla la construcción de la segunda doble calzada entre Cajamarca (Tolima) y Calarcá (Quindío), sobre la cordillera central, con la que se reducirá en más de 45 minutos el recorrido por este trayecto.

(También: Continúan trabajos de limpieza en la quebrada La Gata, en Calarcá)

Para lograr esa disminución, la doble calzada incluye la construcción de un túnel principal de 8,6 km de extensión, otros 23 más cortos, 24 puentes y unos largos y empinados viaductos. Estas obras civiles ya está costando cerca de 629.000 millones de pesos.

El avance global de las obras es del 84 por ciento, dijo el Ministerio de Transporte.

Paralelamente, el Invías adjudicó dos contratos por 463.386 millones de pesos para la instalación de los sistemas de ventilación, iluminación, circuito cerrado de televisión y obras complementarias.

Para que el túnel pueda entrar en operación se necesita que antes que pongan los equipos a lo largo de todos los túneles. Una vez se instalen, dijo el Director de Invías, se harán las pruebas correspondientes y se espera dar al servicio el túnel de La Línea en el primer semestre del 2018.

Para que ese cronograma se cumpla continuarán la vigilancia y las visitas a la obra. Y ese seguimiento, según lo ha dicho Vargas Lleras, lo seguirá haciendo con el equipo de infraestructura.

Plan de choque contra atraso

El contratista de la firma Unión Temporal Segundo Centenario se comprometió a ejecutar un plan de choque para superar los atrasos que tienen las obras de recubrimiento de las paredes del túnel principal de La Línea, así como la pavimentación por este paso subterráneo, al finalizar un comité de trabajo, con el ministro de Transporte, Jorge Eduardo Rojas, y el director de Invías, Carlos Alberto García. Habrá seguimiento semanal del trabajo.

EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.