Con terna de pesos pesados comienza puja por nuevo fiscal

Con terna de pesos pesados comienza puja por nuevo fiscal

Los juristas son: Mónica Cifuentes, Yesid Reyes y Néstor Humberto. Corte Suprema tomará la decisión.

notitle
20 de abril 2016 , 09:27 p.m.

Mónica Cifuentes Osorio, asesora del Alto Comisionado para la Paz; el ministro de Justicia, Yesid Reyes y el exministro de la Presidencia Néstor Humberto Martínez fueron oficializados este miércoles como los candidatos del presidente Juan Manuel Santos al cargo de fiscal general de la Nación.

Los tres estaban en el sonajero hace meses, por lo que se escucharon críticas sobre la convocatoria abierta que hizo el Gobierno para que cualquier colombiano que cumpliera con los requisitos se inscribiera buscando cupo en la terna. Ese llamado lo atendieron 155 abogados, de los que después fueron preseleccionados 16. El nombre más llamativo de los que no quedaron en la terna es sin duda el del vicefiscal Jorge Fernando Perdomo.

Este miércoles, antes de viajar a Nueva York para la asamblea extraordinaria de la ONU sobre drogas, el presidente Santos le pidió a la Corte Suprema que “elija, a su buen juicio, lo más pronto posible” y defendió su decisión de convocar a la ciudadanía para integrar la terna.

“Ese procedimiento no fue de iniciativa del Gobierno, sino de una serie de organizaciones que están interesadas en la transparencia”, aseguró. Así mismo, recalcó que, a diferencia de lo sucedido en otras ocasiones, “esto evita las ‘ternas de uno’ ”.

(Además: Terna para Fiscal General no tuvo mayores sorpresas)

Analistas consultados por EL TIEMPO coinciden en que los nombres propuestos son de primer nivel jurídico y en que, como lo dijo Santos, no podría decirse que la elección esté cantada desde ya a favor de alguno de los candidatos.

Dos de ellos, sin embargo, parecen tener claras ventajas en lo que se refiere a trayectoria y reconocimiento ante la opinión pública y ante los magistrados que realizarán la trascendental elección: Yesid Reyes (que tras ser ternado renunciaría al Ministerio de Justicia porque considera que su alto cargo actual podría representar una ventaja indebida) y Néstor Humberto Martínez.

(Lea: ¿Qué dicen los expertos sobre la terna para Fiscal General?)

Cifuentes, quien tiene a su favor un conocimiento profundo en la negociación de La Habana, fue abogada del Ministerio de Defensa, además de jefe del CTI en Bogotá. No obstante, su nombre no es tan conocido como el de sus pares en la terna.

Gloría María Borrero, directora de la Corporación Excelencia en la Justicia –que hizo parte de la Coalición Elección Visible, la cual le propuso al Presidente realizar la convocatoria pública– resaltó que los ternados “tienen todas la calidades necesarias para ejercer el cargo”, pero anotó que estos “eran los nombres que se venían barajando desde antes de que se acogiera el mecanismo que propuso Elección Visible”.

Borrero dice que la condición de que a la Fiscalía llegue un experto penalista la cumpliría cabalmente Reyes, mientras que la necesidad de un gran jurista que sea también un buen ejecutor estaría cubierta con Martínez.

Alfonso Gómez Méndez, quien fue fiscal y ministro de Justicia, consideró que “el país debe estar absolutamente tranquilo con las personas que hacen parte de la terna”, y agregó que “cualquiera que sea elegido está llamado a restablecer la credibilidad de los colombianos en la Fiscalía”. “Ninguno de ellos viene a medir el poder en ese cargo”, señaló.

(Además: La movida política en la elección del Fiscal)

César Rodríguez Garavito, director de la ONG Dejusticia, coincidió en que los candidatos cumplen a cabalidad los requisitos y señaló que su independencia frente a todos los poderes debería ser un factor clave al momento de la elección: “El o la fiscal debe tener la ‘virtud’ de ser desagradecido, de no ser parcial en relación con sectores que influyeron en su designación o los que pueden resultar afectados por las decisiones de la Fiscalía”, índicó.

José Gregorio Hernández, exmagistrado de la Corte Constitucional, llamó a la Corte Suprema a proceder cuanto antes a la elección y confió en que, sea quien sea el nuevo fiscal general, “se dedique a la Fiscalía y no se desborde a temas ajenos”, como los que terminaron afectando la imagen de Montealegre.

La Corte tiene el quorum completo para proceder a la elección

Una vez elaborada la terna, corresponde ahora a la Corte Suprema proceder a la elección del fiscal, proceso que no tiene tiempos y en el que lo único escrito es que al menos 16 de los 23 magistrados deben votar por el elegido.

La votación se realiza en Sala Plena, que en este momento tiene su quorum completo. El reglamento señala que se realizan tantas votaciones como sean necesarias hasta que algún candidato logre la mayoría calificada.

Aunque en la pasada elección se realizaron audiencias públicas, esa no es una obligación para la Corte. Sin embargo, por petición de Elección Visible, ese procedimiento es considerado clave para lograr más transparencia.

Los criterios de elección tampoco están escritos. Las ONG aseguran que para que haya más claridad, la Corte debería señalar qué criterios les da mayor puntaje. En una semana la Sala Plena analizará por primera vez el tema.

Mónica Cifuentes Osorio

Es abogada penalista egresada de la Universidad Santo Tomás, de Bogotá, con cerca de 20 años de experiencia en el ejercicio penal y una amplia trayectoria en política criminal.

A lo largo de su carrera profesional ha asesorado muchas instituciones del sector público, entre ellas la propia Fiscalía.

Es experta en diseño y formulación de políticas públicas, así como de propuestas normativas en materia de justicia transicional y lucha contra la corrupción.

Actualmente es asesora del Alto Comisionado para la Paz y de la delegación del Gobierno en la mesa de conversaciones de La Habana con las Farc.

Ha sido la responsable jurídica en la preparación de leyes, decretos y resoluciones necesarias para adelantar los diálogos con las Farc y ha apoyado el trabajo del Comisionado y los plenipotenciarios en desarme, desmovilización y reintegración de grupos armados. También asesoró al Ministerio de Defensa.

Yesid Reyes Alvarado

Desde agosto del 2014 se desempeña como ministro de Justicia, desde donde ha liderado nuevas estrategias en materia de drogas, bajo un enfoque de derechos humanos y salud pública, y reformas para la racionalización de las medidas de aseguramiento. Aunque llegó al cargo con el apoyo de diferentes sectores políticos, no se le identifica un compromiso con algún partido.

Es abogado bogotano de la Universidad Externado de Colombia, donde se especializó en ciencias penales y criminología. Además, es magíster en ciencias penales, criminológicas y criminalísticas de la Universidad Externado, doctor en derecho de la Universidad Autónoma de Madrid, entre otros estudios.

Tiene más de 25 años de experiencia en materia jurídica y en la academia. Fue conjuez del Tribunal Superior de Bogotá, de la Sala disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura, de la Sala Penal de Corte Suprema de Justicia y en la Corte Constitucional.

Néstor Humberto Martínez Neira

Es abogado egresado de la Universidad Javeriana, con especialización y maestría de ese mismo centro de educación superior.

Estrenó el cargo de ministro de la Presidencia en el gobierno del presidente Juan Manuel Santos para liderar las relaciones del Ejecutivo con todo el Estado y los principales actores sociales, lo que le valió el título de ‘superministro’. Su paso por el Ministerio de Justicia en dos ocasiones, su cátedra de derecho y su participación en casos emblemáticos le han significado reconocimiento como jurista destacado.

Formó parte de la junta directiva del Banco de la República y ocupó la Superintendencia Financiera, donde mostró su conocimiento sobre economía. También fue ministro del Interior.

Penalizó el lavado de activos, impulsó el Estatuto Anticorrupción, montó el modelo de operaciones sospechosas y trabajó en el primer estatuto sobre extinción de dominio.

Vicefiscal Perdomo quedó por fuera

Jorge Fernando Perdomo, exvicefiscal y hoy fiscal encargado, quedó en la preselección de 16 aspirantes, pero no entró en la terna. Es experto en temas penales y en el manejo de la Fiscalía. Aunque sonaba fuerte como candidato, según analistas tenía varios peros de peso.

El principal de ellos, que su nombre representaba la continuidad de Eduardo Montealegre y, por derecha, de los reparos del uribismo sobre una supuesta falta de garantías en materia penal.

EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.