Terminó exhumación de los restos de Rodrigo Lara Bonilla

Terminó exhumación de los restos de Rodrigo Lara Bonilla

La Fiscalía realizó la diligencia en el cementerio Los Olivos, en Neiva.

notitle
15 de abril 2016 , 07:38 a.m.

Casi dos meses después de que se anunciara la exhumación del entonces ministro Rodrigo Lara Bonilla, asesinado en Bogotá el 30 de abril de 1984, este viernes 15 de abril la Fiscalía realizó la diligencia en el cementerio Los Olivos, en Neiva.

El director de la Unidad de Análisis y Contextos de la Fiscalía, Juan Pablo Hinestrosa, señaló que el ente investigador busca establecer la posible complicidad de agentes del Estado en ese magnicidio, el primero del cartel de Medellín.

Lara Bonilla fue asesinado cuando se desplazaba en su vehículo rumbo a su residencia y fue alcanzado por dos sicarios que se transportaban en una motocicleta. Uno de los asesinos fue capturado y el otro murió en la persecución de la Policía.

Uno de los objetivos de la comisión de la Fiscalía es realizar nuevas pruebas en cuanto a la trayectoria de las balas que fueron disparadas contra el entonces ministro. Esto, ante las dudas surgidas en la investigación. (Lea también Las dudas que apuntan al DAS en el crimen de Lara Bonilla)

La versión oficial dice que a Lara le dispararon desde una moto que iba al menos a 80 kilómetros por hora a la altura de la avenida Boyacá con calle 127, noroccidente de Bogotá. Los médicos que hicieron la necropsia encontraron disparos con 'tatuaje', un término técnico que se refiere a los rastros de pólvora que quedan en la piel y la ropa de la víctima cuando se producen a corta distancia, usualmente a menos de un metro. Si entre los dos sicarios y su víctima estaban la puerta y los vidrios del carro, que además estaba en movimiento, ¿cómo quedaron rastros de pólvora en el cuerpo?

Esas es una de las dudas que buscan resolver los investigadores luego de realizar la exhumación. (Lea Lara Bonilla: ¿otro magnicidio del DAS?)

El asesinato de Lara Bonilla fue declarado delito de lesa humanidad por la Fiscalía en septiembre de 2012, por lo que no prescribirá. En en el proceso fue condenado Byron de Jesús Velásquez, quien cumplió una pena de prisión y salió en 1995.

Cuando era apenas un joven de 18 años, Velásquez condujo una motocicleta desde la cual un pistolero asesinó al entonces Ministro. Velásquez fue condenado a 16 años de cárcel, pero logró una reducción de pena que le permitió obtener su libertad después de 10 años y 11 meses en varias prisiones.

El día del crimen murió Iván Darío Guisao Álvarez, quien fue el hombre que disparó contra Lara Bonilla.

Guisado o Carlos Mario, el hombre que disparó contra el ministro Lara, resultó muerto la noche del 30 de abril de 1984, cuando se ejecutó el homicidio, al caer de la motocicleta en que huía junto con Velásquez, que fue capturado en ese momento.

En 1993, el Tribunal Superior de Bogotá le redujo la condena a Germán Alonso Díaz Quintana, el 'Ronco', señalado de ser uno de los sicarios que planeó el crimen. Su pena pasó de 21 a 16 años de cárcel.


ELTIEMPO.COM

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.