¿Qué buscan los atletas en el dopaje y por qué es malo para la salud?

¿Qué buscan los atletas en el dopaje y por qué es malo para la salud?

En la lista de sustancias prohibidas a deportistas hay hasta cafeína. ¿Cómo actúa el 'doping'?

notitle
12 de abril 2016 , 05:30 p.m.

Hace un mes, y tras admitir que llevaba diez años utilizando meldonium (Mildronato) para mantener a raya la diabetes, la tenista rusa Maria Sharapova entró a engrosar el triste listado de reconocidos atletas de alto rendimiento cuyas carreras acabaron desprestigiadas por haber recurrido al dopaje.

La famosa rusa argumentó razones médicas que no fueron suficientes para la Agencia Mundial Antidopaje (AMA); el organismo, que incluyó desde enero al meldonium en su lista de sustancias prohibidas, mantuvo su posición dado que produce efectos como el aumento de la resistencia y el mejoramiento de la oxigenación celular y la recuperación.

En otras palabras, los deportistas que lo consumían, y que no son pocos, obtenían ventajas competitivas sobre otros atletas. Y ahí está el pecado.

Pese a que una de las máximas del deporte en todos sus niveles es el juego limpio, el dopaje no es nuevo y los intentos por contenerlo no han logrado disuadir a todos los atletas de mantenerse alejados de este; prefieren arriesgarse, con tal de ganar. ¿Por qué? ¿Cómo actúa en el cuerpo? Las siguientes son respuestas a las preguntas más comunes sobre este tema.

¿Qué es el dopaje?

Es el uso de sustancias o métodos para mejorar, de manera fraudulenta, la capacidad del cuerpo. Aunque el término hace referencia al deporte, este se hace extensivo a cualquier actividad humana que pretenda, por esta vía, extender sus funciones físicas o mentales más allá de lo normal.

¿De dónde sale el término?

Se cree que la palabra dope tiene su origen en el lenguaje sudafricano. Dope era una bebida alcohólica primitiva que se usaba como estimulante en las danzas ceremoniales. El término adoptó gradualmente un uso más amplio, y en referencia al deporte se extendió como doping.

¿Por qué se prohíbe?

El dopaje va contra la esencia y el espíritu deportivo y el juego limpio. También porque se tiene evidencia de que muchas de las sustancias prohibidas y de los métodos usados a la larga afectan la salud y el organismo de los deportistas.

¿Desde cuándo se prohíbe?

Aunque desde siempre se supo que muchos deportistas echaban mano de este recurso, en los Juegos Olímpicos de Helsinki, en 1952, esta práctica se reportó como algo común, lo que sumado a la evidencia, algo menor, pero muy difundida de su uso en los Olímpicos de Melbourne en 1956, generó preocupación entre las autoridades deportivas y algunas delegaciones.

Esto desembocó, en 1960, en una resolución del Consejo Olímpico Europeo firmada por 21 países de Europa occidental contra el uso de estas sustancias en el deporte. Desde entonces los controles y las prohibiciones han sido una línea de trabajo creciente de los encargados del deporte mundial. Sin embargo, la muerte en pleno Tour de Francia del ciclista Tommy Simpson, el 13 de julio de 1967, al parecer por una sobredosis de anfetaminas, motivó que el Comité Olímpico Internacional (COI) tomara en serio el tema y ese mismo año se creara la comisión médica con este fin; el COI dio a conocer una lista de sustancias prohibidas y en los Juegos Olímpicos de México, en 1968, se tomaron las primeras muestras antidopaje.

¿Qué hace en el cuerpo?

El efecto buscado depende de la disciplina deportiva, para lo cual se utilizan una o varias sustancias específicas. Por ejemplo: si se quieren cambios morfológicos se usa hormona del crecimiento; quienes buscan aumentar la resistencia, mejoran la oxigenación de la sangre con beta bloqueadores como el salbutamol o la eritropoyetina (Epo); los esteroides y la creatina favorecen la fuerza y la potencia muscular; otros productos elevan la concentración, disminuyen el dolor, ayudan a perder peso o tapan otras moléculas.

¿Qué se prohíbe?

Con base en lo anterior, la lista de sustancias prohibidas incluye estimulantes, bloqueadores beta, analgésicos narcóticos, diuréticos, anabolizantes, hormonas glicoproteínicas y sustancias análogas. También autotransfusiones y el uso de sustancias naturales a través de la sangre y la manipulación química y física de estructuras orgánicas.

¿Se cuentan productos comunes, como la cafeína?

Sí, entre estos también hay muchos analgésicos y antigripales de uso cotidiano que se prohíben por sus efectos. Ese es el caso de los antihistamínicos, los estimulantes y los narcóticos débiles; de ahí que se establece una línea divisoria muy tenue entre lo médico y lo deportivo, que los deportistas no deben cruzar sin soporte autorizado. El caso de la cafeína en ciertas dosis eleva el nivel metabólico, la temperatura, la presión sanguínea y los niveles de azúcar en la sangre de los deportistas.

¿Hay dopaje sin sustancias?

No. Hoy se utilizan otras formas para mejorar el rendimiento. Se han descrito, por ejemplo, estimulaciones electromagnéticas en las áreas frontales y temporales del cerebro, que han demostrado mejoras en la potencia muscular, disminución de la fatiga y el dolor, así como de los periodos de recuperación. También hay métodos para aumentar la producción de glóbulos rojos y de opioides a través de estímulos específicos en ciertos órganos.

Pasaporte biológico, la nueva estrategia

Cada día aparecen más productos y técnicas que buscan aumentar la capacidad y rendimiento de los deportistas; por esa razón no es fácil detectarlos todos siempre.

Pensando en eso, la AMA creó un ‘pasaporte biológico’ que, en lugar de tratar de identificar productos dopantes en el cuerpo de los deportistas, y correr el riesgo de no encontrarlos, busca medir y controlar permanentemente variables fisiológicas de los atletas, como la tensión arterial, las frecuencias cardiaca y respiratoria, la masa adiposa, el índice de masa corporal y la cantidad de hemoglobina y de glóbulos rojos en la sangre.

Se busca definir patrones de normalidad personal, que al modificarse de manera desproporcionada y no explicable generan una alarma que indicaría el uso de productos ilícitos.

Eso viene promoviéndose con relativo éxito en algunos países y se espera que sea una constante en naciones COI.

Algunos escándalos famosos

1988 Ben Johnson
En los Juegos Olímpicos de Seúl, el canadiense Ben Johnson, que había ganado la carrera de los 100 metros con una marca de 9,79 segundos, resultó positivo a estanozol (esteroide anabolizante). Le fue retirada la medalla de oro ganada y recibió una suspensión de dos años.

1994 Diego Maradona
El futbolista argentino marcó en su sangre pseudoefedrina, después del encuentro entre Argentina y Nigeria en el Mundial de Fútbol de Estados Unidos. Maradona fue retirado del campeonato por la Asociación del Fútbol Argentino (AFA).

1998 Equipo Festina
La totalidad del equipo de ciclismo Festina, incluida su estrella Richard Virenque, fue excluido del Tour de Francia por dopaje organizado.

1999 Dieter Baumann
El campeón olímpico alemán de los 5.000 metros de 1992, en Barcelona, dio positivo para nandrolona y fue excluido del equipo de su país en los Juegos Olímpicos de Sydney 2000.

2002 EPO y Juegos de Invierno
La eritropoyetina (EPO) fue identificada en exceso en la sangre de siete atletas en los juegos de Salt Lake City. Los medallistas dorados Larissa Lazutina y Olga Danilova (rusas) y el español Johan Muhlegg se encuentran entre los sancionados que marcaron el inicio del dopaje sanguíneo.

2003 Caso Balco
En junio del 2003, la Agencia Antidopaje Estadounidense (Usada) investigó el uso de un esteroide sintético conocido como THG, desarrollado por laboratorios Balco. El caso involucró a Marion Jones, cinco veces medallista olímpica en los juegos de Sídney 2000; ella tuvo que pagar una condena de seis meses de prisión.

2005 Tim Montgomery
El velocista estadounidense, que en el 2002 marcó el récord del mundo en los 100 metros, fue despojado de todos los títulos obtenidos por él desde marzo del 2001, por el uso de esteroides y otras sustancias prohibidas. Eso puso fin a su carrera.

2006 Caso Humanplasma
Durante los Juegos Olímpicos de invierno de Turín 2006, la Policía italiana incautó en el chalé del equipo austriaco material utilizado para hacer transfusiones sanguíneas. Tres esquiadores de fondo y dos biatletas fueron suspendidos de por vida de los Juegos. Un año más tarde, una investigación de la Federación Austriaca de Esquí implicó al laboratorio Humanplasma, que reconoció que una treintena de atletas (esquiadores, ciclistas y atletas) hizo transfusiones sanguíneas entre el 2003 y 2006 en sus instalaciones.

2006 Tour de Francia
Dos días antes del inicio de la carrera, nueve ciclistas, entre ellos el alemán Jan Ullrich y el italiano Ivan Basso, fueron suspendidos por su presunta vinculación con el médico español Eufemiano Fuentes, eje de la Operación Puerto. Catorce meses más tarde, Floyd Landis resultó positivo para testosterona, fue despojado del título de campeón del tour y suspendido por dos años.

2007 Dopaje en la antigua RDA
El comité olímpico alemán anunció un programa de indemnización para 157 atletas de la antigua República Democrática Alemana (RDA), que habían sido víctimas de programas de dopaje organizados por el Estado. El turinabol, un derivado de la testosterona, fue utilizado y ocasionó alteraciones metabólicas en algunos de ellos.

2012 Lance Armstrong

El 24 de agosto de este año, la Usada suspendió de por vida al estadounidense Lance Armstrong por dopaje y lo privó de las siete victorias obtenidas en el Tour de Francia. El 22 de octubre del mismo año la Unión Ciclista Internacional (UCI) confirmó la decisión del organismo y borró del palmarés el nombre del ciclista.

Fuentes: ‘Los casos de doping más resonantes de la historia’ (Infobae). ‘Evolución histórica del doping en el deporte' (Efdeportes.com). ‘Los otros grandes escándalos de dopaje en el deporte’ (Marca.com). 'Ciencia, teoría de la actividad física' (Inde, Barcelona). 'Historia del deporte', Rodríguez J. (2003). ‘Los casos de doping más famosos del a historia’ (altonivel.com.mx).

POR: REDACCIÓN SALUD

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.