Editorial: ¿Todos contra Keiko?

Editorial: ¿Todos contra Keiko?

Analistas coinciden en que Keiko habría llegado a su techo y muy difícilmente crecerá para junio.

12 de abril 2016 , 12:32 a.m.

Los resultados de la primera vuelta de las presidenciales en Perú hacen prever que ese país debe prepararse para una compleja época de polarización que, sea cual sea el resultado de la ronda definitiva del 5 de junio, va a poner de un lado a los fujimoristas; y de otro, a los demás.

Keiko, la hija del encarcelado presidente Alberto Fujimori, se impuso por casi 18 puntos de ventaja sobre el economista Pedro Pablo Kuczynski (PPK), que en la carrera por el segundo puesto venció a la izquierdista Verónika Mendoza. Todo, en medio de una campaña atípica en la que dos candidaturas con buenas posibilidades fueron retiradas por el organismo electoral, y en la que dos expresidentes, Alan García y Alejandro Toledo, consiguieron agónicos resultados que hacen pensar que llega a su fin una era de la política en el vecino país.

Pero en el Perú nunca se sabe, y prueba de ello es lo sucedido con el fujimorismo, que no solo triunfó en 17 de 26 regiones electorales, sino que, según los primeros resultados oficiales, conquistaba la mayoría absoluta del Congreso unicameral, poniendo a Kenji, el otro hijo del expresidente Fujimori, como el aspirante más votado. Mientras, la cabeza de la dinastía pasa sus días en una cárcel, condenado a 25 años de prisión por delitos de lesa humanidad y de corrupción.

Ante este panorama, la pregunta es si es probable que las fuerzas derrotadas se unan en una especie de ‘todos contra Fujimori’ para la segunda vuelta. Y la respuesta es que eso sería lo lógico, pero no lo fácil: las propuestas económicas de Kuczynski y de Mendoza son radicalmente opuestas, hasta el punto de que en campaña se agitó la bandera de que la sicóloga quería imponer un modelo chavista. Por otro lado, analistas coinciden en que Keiko habría llegado a su techo y que muy difícilmente crecerá para junio, a lo que se suma que el voto antifujimorista es de alrededor del 40 por ciento.

Más allá de ese cálculo, es claro que tanto Keiko como PPK les dan confianza a los mercados, y esto para un país que ha tenido un consistente desempeño económico es una buena noticia. Hay consenso en que ni Keiko se volverá dictadora, ni Kuczinsky venderá el país.
editorial@eltiempo.com.co

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.