¿Renace Argentina?

¿Renace Argentina?

Éxito de la transición argentina tendría influencia sobre lo que suceda en el futuro en Venezuela.

09 de abril 2016 , 08:52 p.m.

Argentina llegó a ser uno de los diez países más ricos del mundo hacia 1930, gracias a un aumento continuo en la cuantía y el precio de sus exportaciones agropecuarias desde 1870 y a una considerable inmigración de europeos que llegaron en busca de mejores oportunidades de trabajo. Pero entre 1950 y 1990 se vino “cuesta abajo en mi rodada”, como en el tango. Y volvió a ser un país subdesarrollado. Esta tragedia se debió a la combinación del populismo político, inaugurado por Perón, con un proteccionismo excesivo y el deterioro de los precios de sus exportaciones en ese período.

En los noventa, tratando de reproducir el modelo de economía abierta que había tenido tanto éxito entre 1870 y 1930, Argentina abrió su economía al comercio y los flujos financieros, practicó una mayor disciplina fiscal y estableció la ‘convertibilidad’ (un tipo de cambio superfijo). Este nuevo modelo funcionó bien por unos años. Pero en 1998-1999 la devaluación del real brasileño (y antes del euro) erosionó la competitividad de su economía, amarrada por el tipo de cambio fijo. Y ello, en conjunto con un retraimiento de los flujos de capitales externos, la precipitó en una profunda crisis en el 2000.

Resurgió entonces el viejo populismo peronista, ahora en su versión kirchnerista. El Gobierno aumentó el gasto público hasta cerca del 50 por ciento del PIB (más del doble que el colombiano). Subió mucho los impuestos, pero también elevó mucho el déficit fiscal. Y este fue financiado con emisión monetaria, disparando la inflación. Practicó, además, un intervencionismo económico sin precedentes: gravámenes excesivos a las exportaciones, congelación de tarifas, controles de precios en muchos productos y trabas severas al uso de divisas, a los movimientos de capitales y a las importaciones. Esas políticas, como en el caso de Venezuela, permitieron una enorme corrupción.

La economía se recuperó durante algunos años, impulsada por el boom de precios de la soya y otros productos de exportación que se dio a partir del 2003. Pero ya desde el 2009 comenzó una salida muy fuerte de capitales, una pérdida masiva de reservas internacionales, y la economía entró en recesión. Esta se agravó con la caída de los precios de la soya en el 2013. Y su agudización condujo a que el kirchnerismo perdiera las elecciones.

Macri, el nuevo presidente, comenzó liberando el mercado cambiario, reduciendo los subsidios más regresivos (que costaban 4 por ciento del PIB) y negociando con los llamados ‘buitres’ (los deudores externos que no quisieron aceptar la reducción de la deuda propuesta entre el 2005 y el 2010), con el fin de recuperar el acceso al crédito externo. En adición, anunció que hará un ajuste fiscal y monetario gradual (aunque no ha dicho cómo) y, al mismo tiempo, un programa muy ambicioso de infraestructura, que tampoco ha dicho cómo se financiará.

En el actual ambiente externo, con su principal socio comercial (Brasil) en una profunda crisis, estas primeras medidas y los anuncios generales no serán suficientes para recuperar la credibilidad con los inversionistas, externos y domésticos, y permitir una recuperación de la actividad económica. Será necesario un apoyo decidido de las entidades internacionales para financiar la transición, y que el Gobierno precise su programa económico y restablezca regímenes regulatorios confiables (que fueron destruidos por las administraciones anteriores), para que vuelvan rápidamente las inversiones necesarias al sector energético, de servicios públicos y transporte, y jalonen la recuperación económica.

Lo que suceda en esta transición argentina tendrá mucha influencia sobre lo que se haga en el futuro en Venezuela. Y por eso nos interesa tanto a los colombianos que tenga éxito.

GUILLERMO PERRY

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.