Habrían pagado $ 500.000 por perpetrar un ataque con ácido a una joven

Habrían pagado $ 500.000 por perpetrar un ataque con ácido a una joven

Uno de los sospechosos fue capturado por las autoridades. Continúa la búsqueda de otro responsable.

notitle
06 de abril 2016 , 09:00 p.m.

Carlos Andrés Medina, un mototaxista de 31 años, capturado por la Policía y el CTI, habría recibido 500.000 pesos por su posible participación en el ataque con ácido contra una niña de 15 años. Ella fue sometida a cirugía plástica por las secuelas de las quemaduras de segundo y tercer grado que sufrió en el rostro, tórax, cuello y manos tras el asalto.

Con Medina, que a la vez labora como ayudante de construcción, habría participado otro desconocido buscado en todos los rincones de Neiva, que sería quien le arrojó el líquido a la menor.

Estas y otras revelaciones de ese ataque, ocurrido a las 8:20 de la noche del pasado 31 de enero en una calle de la capital huilense, fueron presentadas por la Fiscalía en las audiencias públicas contra Carlos Andrés Medina, que fue enviado a la cárcel con medida de aseguramiento.

A Medina se le señala de ser quien conducía la moto utilizada para cometer el delito, por lo que es investigado como coautor en la conducta de lesiones personales con agentes químicos, un delito contemplado en la reciente Ley Natalia Ponce de León. Podría pagar, como mínimo, 20 años de prisión.

Testigo clave

El día del ataque, la menor y una hermana de 14 años, que salió ilesa, llegaban a un centro de salud para visitar a su madre, que recibía atención por altos niveles de azúcar en la sangre, pero en cuestión de segundos las dos fueron abordadas por un desconocido que le roció un ácido y luego huyó, en moto, junto a su cómplice.

“Espero que el capturado diga quién lo mandó a hacerle este daño tan grande a mi hija”, afirmó la madre, que se gana la vida lavando y planchando en casas de Neiva.

Un testimonio valioso en el proceso lo suministró un taxista que vio a los dos hombres en moto. “Uno de ellos se bajó y caminó detrás de las jóvenes con un frasco en las manos”, dijo. Cuando trató de intervenir, fue intimidado con revólver por el conductor de la motocicleta.

“A la joven más alta la tomó del cuello y con su otra mano le roció un líquido que llevaba en un tarro”, aseguró el taxista, quien optó por usar las luces altas al carro para encandilarlos, “pero el otro tipo (refiriéndose al conductor de la moto) sacó un revólver y me dijo: ¿qué va a hacer?”.

También se conoció que Medina, quien no tiene antecedentes penales ni se acogió a los cargos de la Fiscalía, les comentó a sus amigos que había realizado “una vuelta” y le pagaron 500.000 pesos.

Del hombre que dirigió el ataque se sabe que usaba casco, pero no le cubría el rostro, y eso facilitaría su identificación con las cámaras de seguridad del sector.

Todo este drama convirtió la vida de la madre y de sus cuatro hijos menores en una pesadilla, pues, por seguridad, tuvo que desocupar su humilde vivienda y pagar un arriendo de 400.000 pesos en otro sector diferente al barrio donde vivían. “El capturado vivía a cuatro cuadras de nosotros, y salí de mi barrio por miedo, pues debo cuidar a mis hijos”, señaló la madre de 31 años, que espera ayuda de la Alcaldía de Neiva.

“Mi hija no duerme, cierra los ojos y ve la cara de ese tipo”, aseguró la madre de la joven. 

FABIO ARENAS JAIMES
Corresponsal de EL TIEMPO (Neiva)

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.