'Paro de los Úsuga buscó intimidar a amigos de la solución política'

'Paro de los Úsuga buscó intimidar a amigos de la solución política'

'Pablo Catatumbo' exhortó a la Mesa de diálogo a llegar a un acuerdo sobre garantías de seguridad.

notitle
06 de abril 2016 , 01:15 p.m.

Al inicio de un nuevo ciclo de conversaciones de Paz entre el Gobierno y las Farc en La Habana, este miércoles esa guerrilla pidió al Estado desmantelar el fenómeno del paramilitarismo, pues lo consideran como “una realidad que se atraviesa a la firma de un acuerdo final”.

“No puede postergarse más en la Mesa de La Habana el acuerdo sobre Paramilitarismo y Garantías de Seguridad. El mensaje ha de ser claro ante el país y el mundo. Con grupos paramilitares, con crímenes y atentados, con amenazas y terror no puede materializarse la paz. No se trata de tácticas dilatorias como aseguró el Ministro de Defensa, se trata de construir por fin un país distinto, democrático y justo”, señaló ‘Pablo Catatumbo’, vocero de esa guerrilla.

Asimismo, ‘Catatumbo’ dijo que el fenómeno paramilitar que denuncia la insurgencia no es una excusa para postergar la firma de la paz. Las Farc explicaron que el reciente paro armado que decretaron 'los Úsuga’ en cerca de 40 municipios de seis departamentos del país es un ejemplo de las acciones armadas que denuncia esa guerrilla.

“Su mensaje es claro: intimidar a los amigos de la solución política, mostrarle al país lo que pretenden una vez desaparezca la insurgencia armada”, dijo Jorge Torres Victoria, nombre de pila del jefe guerrillero.

Además, esa guerrilla denunció que los intereses económicos y políticos que están detrás de esas acciones y que propiciaron el exterminio de líderes de izquierda en el pasado “continúan actuando hoy libre e impunemente” en medio del “negacionismo del Gobierno”.

“Nadie en Colombia se traga el cuento de una casual coincidencia entre el paro paramilitar y el llamado de la ultraderecha a una marcha nacional contra el proceso de paz, sazonado además por el rechazo a la restitución de tierras”, explicó.

‘Catatumbo’ trajo a colación las cifras del informe Basta Ya del Centro de Memoria Histórica que señala 2,7 millones de personas víctimas de desplazamiento entre el 2003 y 2012, “cuando supuestamente no existía este flagelo”.

Además, esa guerrilla denunció el asesinato de 346 integrantes de organizaciones sociales que han ocurrido durante el mandato del presidente Juan Manuel Santos. “Entre ellos, 112 del movimiento Marcha Patriótica”.

Finalmente, las Farc hicieron un llamado a los colombianos para que exijan del Gobierno y la Fuerza Pública “acciones reales y efectivas que cierren definitivamente el camino a las voces y las armas de los asesinos”.

Las delegaciones de paz de ambas partes, sin una fecha límite, se enfrentan al reto de acercar sus posturas en el tema de la dejación de armas de la guerrilla, que incluye un cronograma para el desarme, las garantías de seguridad para quienes dejen las armas, las zonas de concentración de las tropas de las Farc y el esclarecimiento del fenómeno paramilitar.

REDACCIÓN PAZ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.