En seis cárceles 'bloqueadas', la extorsión por celular no se detiene

En seis cárceles 'bloqueadas', la extorsión por celular no se detiene

Cobran hasta $600.000 por entrar un celular a la cárcel. Interno habló desde su celda con EL TIEMPO.

notitle
04 de abril 2016 , 11:22 p.m.

En los dos primeros meses de este año se les imputaron nuevos cargos penales a 16 presos, señalados de extorsionar desde sus centros penitenciarios. El 26 de febrero, el Gaula anunció la desarticulación de cuatro bandas que en los últimos seis meses llevaron a cabo centenares de extorsiones desde nueve cárceles del país, cinco de las cuales aparecen en la lista oficial de centros penitenciarios que, supuestamente, ya tienen bloqueadores de señal de celular, precisamente, para combatir la extorsión.

La carcelaria es la más común de las modalidades de extorsión y ese es el principal argumento con el que hace cuatro años se empezaron a instalar bloqueadores de señal de celular en las prisiones. Hoy, 16 de ellas cuentan con el sistema y hay una licitación en curso para que en agosto se inicie el proceso con el que se espera en un año bloquear 60 penitenciarías más, y en dos años, operar en las 138 de todo el país.

Mientras el bloqueo de todas las cárceles –una talanquera urgente para ponerles freno a las extorsiones  o ‘vacunas’ que sufren miles de colombianos– sigue en proyecto, en las que actualmente cuentan con esos sistemas hay cada vez más ‘huecos’ que aprovechan los delincuentes.

Un estudio georreferenciado del Gaula dice que la mayor parte de las extorsiones se hacen hoy desde 12 cárceles: El Bosque, La Ternera, La Vega, Las Mercedes, Doña Juana, Villa Hermosa, Rodrigo Bastidas, Palogordo, Cómbita, La Picota, La Modelo y Picaleña.

Pero en la lista de sitios de reclusión con señal bloqueada están al menos seis de esos mismos centros: Picaleña, Villa Hermosa, La Modelo, El Bosque, Cómbita y La Picota. Este diario, de hecho, llamó a su teléfono a un interno que está en un pabellón de mediana seguridad de una de las cárceles de Bogotá. Según él, en casi el 60 por ciento de las instalaciones la señal es “perfecta”. (Lea también: Extorsión desde cárceles no afloja: fracaso en control de 'vacunas')

¿Qué está pasando? Además de los líos con las comunidades vecinas de las cárceles, que se ven afectadas por la falta de señal, en contra de la estrategia juegan la corrupción, el uso de tecnología obsoleta y un millonario negocio interno con los celulares que va mucho más allá del tema de las extorsiones.

Según el Inpec, el año pasado fueron incautados en todo el país 14.000 celulares en las cárceles y en los últimos seis años van 65.000.

“Si siguen entrando celulares a las cárceles es porque todavía se puede hablar desde adentro”, dice un directivo de uno de los sindicatos de guardianes. Agrega que, como máximo, la señal es intermitente, pero nunca se interrumpe del todo. En La Modelo, en Bogotá, donde supuestamente hay bloqueo, en un fin de semana pueden incautarse 20 celulares.

El viceministro de Justicia, Carlos Medina, dice que, además del eventual saboteo desde las mismas cárceles, el bloqueo funciona sobre tecnología 3G, que ya es obsoleta. “En septiembre se vencen los contratos actuales y esperamos que antes de esa fecha esté definida la licitación”, señaló el viceministro, quien agregó que se pidió acompañamiento de la Procuraduría para que el proceso se realice con total transparencia, teniendo en cuenta que quien se quede con el contrato de los bloqueadores tendrá el monopolio de la telefonía carcelaria del país. (Lea también: Las escalofriantes llamadas de extorsión desde la cárcel)

“El modelo que se implementará implica que el Gobierno no se meta la mano al bolsillo: quien quiera licitar por el servicio de telefonía legal desde las cárceles tiene que garantizar también la mejor de las tecnologías para el bloqueo”, dice el viceministro.

Negocio corrupto

“Pagarle a un guardia para que deje entrar un celular a la cárcel puede costar, en una de mediana seguridad, 200.000 pesos, y en una de alta 600.000. Yo le pagué 200.000 a un guardia por el mío”, le dijo a EL TIEMPO el interno que habló desde su celda.

Los celulares son uno más de los artículos supuestamente prohibidos, como la droga, el trago y los lujos, que se pueden encontrar en todos los patios por cuenta de la corrupción. “Los guardias dicen que son las visitas, pero eso es ilógico porque las visitas pasan por unas requisas intensivas, por eso tiene que haber complicidad”.

Con la excusa de que son la cuota para comprar los implementos de aseo –le dijeron varias fuentes a este diario–, el líder del patio –el ‘pluma’ o ‘cacique’– cobra semanalmente 3.000 pesos por interno, tan solo para el ‘impuesto’ general a los guardias. A la par, en las cárceles se venden a cualquier hora minutos de celular y esa es otra explicación de por qué el bloqueo poco funciona. En algunas, comprar minutos puede ser más barato que los teléfonos públicos, pero en otras un minuto de celular puede llegar a costar hasta 1.000 pesos. Según algunos presos, si los minutos del servicio controlado de telefonía fueran más baratos –está entre 200 y 300 pesos el minuto– se impactaría el negocio de la telefonía celular ilegal.

Pero el gran negocio para algunos guardias, dice otro interno, no es la venta de minutos o de celulares, sino dejarlos entrar y luego cuando están adentro incautarlos y cobrar para devolvérselos a los internos. La esposa de un detenido en la cárcel Modelo le contó a EL TIEMPO que además del valor de los minutos los internos deben pagar 6.000 pesos mensuales por el derecho a hacer las llamadas. Además, el que alquila los celulares tiene que pagarle 50.000 pesos semanales al ‘duro’ del patio.

JUSTICIA
justicia@eltiempo.com

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.