'Ya no existe el fantasma del racionamiento': Santos

'Ya no existe el fantasma del racionamiento': Santos

No hay que bajar la guardia porque cualquier evento puede echar atrás lo logrado, dicen analistas.

02 de abril 2016 , 07:16 p.m.

El presidente Juan Manuel Santos descartó este sábado un racionamiento de energía eléctrica en el país, debido al ahorro aportado por todos los colombianos en las últimas semanas.

El jefe de Estado destacó que “en el país se ahorró en cuatro semanas más de lo que nos habíamos propuesto ahorrar en seis semanas”. Es decir, el nivel de ahorro debía ser de 400 gigavatios y se lograron 553, equivalentes a 38 por ciento por arriba de la meta.

“Hoy podemos decir que gracias al ahorro de los colombianos ya no existe el fantasma de un racionamiento de energía”, señaló.

El 8 de marzo, Santos le informó al país que había que ahorrar un mínimo de 5 por ciento para evitar el racionamiento y el promedio de ahorro en las últimas cuatro semanas fue de 6,9 por ciento.

Santos puso sobre el tapete que se decidió comparar días festivos de Semana Santa así no fueran equiparables con días normales, porque lo realmente importante era el acumulado, alcanzar la meta global. Lo que hizo que el viernes se tomara la decisión de descartar el racionamiento.

El mandatario agradeció el esfuerzo que significó, tanto para los ciudadanos del común como para los empresarios, el haberse sumado a la campaña ‘Apagar Paga’. Iniciativa con la que colaboró hasta el fútbol profesional colombiano, con la decisión de jugar los partidos de día, para así evitar tener que prender las potentes iluminaciones de los estadios.

Además, el presidente Santos destacó este sábado la “muerte anticipada” del fenómeno de El Niño, que generó una fuerte sequía en el país. Aunque en algún momento se llegó a pensar que dicho fenómeno podría prologarse hasta junio, ahora se prevé su desaparición definitiva para finales de mayo, pero con el añadido de que la temporada de lluvias ya comenzó.

“Las lluvias nos aportaron 10 gigas”, anotó, y el fin del fenómeno climático permitirá la normalización de la situación hídrica.

El mandatario dijo que la decisión acoge la recomendación de la firma XM, administrador del mercado, de no hacer cortes de energía, pero manteniendo un seguimiento detallado a la situación del sistema, que todavía es delicada.

Expertos en el sector señalaron que, pese a la buena nueva, aún subsiste la amenaza de un evento extraordinario que pueda golpear el sistema. Concretamente, que se reduzca el flujo que se importa desde Ecuador o salga de servicio alguna planta por causas exógenas o fortuitas, como sucedió con la central de Guatapé. Esta hidroeléctrica, cuyas reservas son el 36 por ciento de las de todo el país, y cuya entrada en operación está prevista para el mes de mayo.

La capacidad térmica existente está casi al máximo, pues al atender cerca del 56 por ciento de la demanda total, ya se está utilizando el 93 por ciento de la capacidad total instalada.

Adicionalmente, la firma Concentra, experta en temas eléctricos, señaló que para proteger la estabilidad del sistema eléctrico y evitar un racionamiento programado es esencial que se mantengan los niveles de ahorro alcanzados.

No en vano, el sábado el Presidente le hizo una invitación en ese sentido a los colombianos. “Solo desconectar electrodomésticos que no se necesitaban significó un ahorro de 271 gigas”. Y, además “estábamos desperdiciando cerca de 12 millones de metros cúbicos de agua en el año 2014, hoy ese desperdicio se ha reducido a 114.000 metros cúbicos”.

Santos destacó lo positivo que resulta que la gente haya tomado conciencia y pidió seguir por esa senda. “Hoy los colombianos están acostumbrados a consumir menos agua, a desperdiciar menos”, y, “si continúa el ahorro con la energía, el país quedará con un legado fantástico”.

Sin embargo, la firma Concentra insiste en que es clave seguir alerta, porque, por ejemplo, el depender de aspectos externos como la importación de energía eléctrica del Ecuador implica riegos. Su disponibilidad, explicó la empresa, está sujeta al excedente de energía de ese mercado, lo cual se evidenció en las últimas semanas, ya que luego de iniciar al alza y llegar a niveles de suministro de 8,1 gigavatios el 20 de marzo, entre el 21 y el 31 de marzo el promedio bajó a 3,1 gigavatios hora día.

Por su parte, la compañía Óptima Consultores señaló que una variable clave será la de los aportes hídricos, es decir, que llueva en las zonas de influencia de los embalses, aspecto que nadie controla. De hecho, este año el caudal está muy por debajo de la media histórica, toda vez que, entre enero y marzo, su promedio fue de 1.711,8 gigavatios hora, frente a una media histórica de 3.102 gigavatios hora para el mismo periodo (el 55 por ciento del promedio histórico).

Cálculos de algunos expertos señalan que con los 4.276 gigavatios hora día de reserva útil que tenían los embalses hasta el jueves, y sin ningún aporte hídrico, el agua de la reserva útil de los embalses alcanzaría para 53 días. Aunque eso sería asumiendo que todas las plantas puedan operar con niveles mínimos, lo cual nunca se ha experimentado. Pero Santos reveló que el déficit de lluvias en marzo era de 30 por ciento y hoy es del 20 por ciento, en promedio, lo que sin duda ayudará mucho.

EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.