Vargas Lleras reapareció bajo de peso, rapado y sin tabaco

Vargas Lleras reapareció bajo de peso, rapado y sin tabaco

El Vicepresidente estuvo en Carepa, Girardota y Turbo (Antioquia).

notitle
01 de abril 2016 , 09:41 p.m.

Sin cigarrillo, ocho kilos menos de peso y la cabeza rapada, son los rasgos más notorios del nuevo Germán Vargas que este viernes reapareció en sus viajes por la provincia, tras su recuperación de la cirugía a la que fue sometido a principios de enero pasado. También se le ve más cuidadoso con la comida, pues antes no es que fuera un glotón, pero se daba sus buenas licencias.

Por lo demás, es el mismo tipo de antes: enérgico, categórico, hiperactivo, disciplinado, ansioso, mamagallista, pero exigente.

Eso sí, continúa con la misma dosis de tinto. A donde va llegando, va pidiendo un cafecito, sobre todo antes de dirigirse al público en las manifestaciones.

Podría decirse que sigue igual de revolucionado. Este viernes, tan pronto subió al avión que lo llevó hasta Carepa (Antioquia), donde tenía su primera cita, sacó el habitual paquete de documentos de su maletín negro, en el cual tiene hasta el último dato, la última cifra de cada anuncio del día.

A partir de ese momento comenzó a preguntar y preguntar a la ministra de Infraestructura, Natalia Abello, y al de Vivienda, Felipe Henao, todo tipo de información sobre las obras en curso.

El director de la Agencia Nacional de Infraestructura, Luis Fernando Andrade, que casi siempre va a su lado, parece un computador procesando cifras sobre kilómetros de vías iniciados, tiempos de entrega de las obras, responsables de la operación, costos y asuntos pendientes.

Vargas Lleras estuvo este viernes en Carepa, Turbo y Girardota (Antioquia), y tan pronto subía a los escenarios, la gente lo aplaudía.

Muchos se sorprenden de verlo bien y le preguntan cómo se siente. Esa es una pregunta recurrente de la gente a su paso. Pero Vargas Lleras despeja rápidamente desde los escenarios cualquier duda sobre su salud, sin tener que expresarlo.

Como lo ha hecho siempre, este viernes él volvió a apoderarse de las tarimas y a veces parece más un artista que el Vicepresidente.

Como no lee discursos, se pasea de un lado a otro hablando con detalle de cada obra, condenando a gritos el terrorismo y, también, haciendo chistes.

Cuando entrega las casas gratis, como ocurrió este viernes con las 500 de Turbo, entrevista con estilo de locutor a los beneficiarios. Y como en la mayoría de los casos son mujeres con muchos hijos y sin marido, les pone picante a las charlas. “¿Y el marido? ¿Se voló?”, suele preguntarles.

Claro, su esposa, Luz María Zapata, quien casi siempre lo acompaña, pero también sus médicos, están sorprendidos de que la recuperación, que estaba prevista para cinco meses, se haya dado en menos de dos.

Vargas asistió también este viernes en Girardota a la firma del acta de comienzo de obra de las últimas dos autopistas de un total de nueve iniciadas en Antioquia, por un valor total de $ 20 billones.

Una vez estas obras entren en vigencia, se podrá ir de Medellín a Barranquilla en menos de 14 horas; hoy se gastan 20 horas. Con las 4G, Antioquia quedará conectada con prácticamente todo el país, reduciendo notoriamente los tiempos de viaje.

Vargas Lleras aprovechó todos los escenarios para llamar a la población a retomar la normalidad de sus actividades y a levantarse contra los ‘Úsuga’. Dijo que esos irregulares “no tendrán reconocimiento político”.

EDULFO PEÑA
Carepa (Antioquia)
Enviado Especial de EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.