Torre de El Dorado enfrenta a Aerocivil con controladores aéreos

Torre de El Dorado enfrenta a Aerocivil con controladores aéreos

Gremio afirma que la estructura afecta la visibilidad y pone en riesgo la operación aérea.

notitle
03 de marzo 2016 , 01:34 p. m.

El director de la Aeronáutica Civil, Gustavo Alberto Lenis, respondió a las críticas hechas por la Asociación de Controladores Aéreos, quienes aseguran que la nueva torre de control del aeropuerto El Dorado, entregada el pasado diciembre, presenta fallas.

Lenis dejó entrever que los cuestionamientos del gremio son una forma de presionar la negociación de la convención colectiva laboral, cuyo proceso está en marcha. (Vea también: Estas son las imágenes de la nueva torre del aeropuerto El Dorado)

En diálogo con ELTIEMPO.COM, Carlos Bermúdez, presidente de la Asociación Colombiana de Controladores Aéreos, negó esta afirmación y aseguró que Lenis no hace una diferenciación entre las peticiones técnicas y las exigencias laborales del gremio.

“Obviamente como trabajadores tenemos derecho a realizar pliegos laborales, pero las consideraciones operativas y técnicas que tenemos con respecto a la nueva torre de control se vienen haciendo desde hace mucho tiempo y nada tienen que ver con la convención laboral. Sabemos que las exigencias laborales son otra cosa”, afirmó Bermúdez.

Lenis reconoce que es necesario hacer algunos ajustes para lograr mejores condiciones en la operación de la nueva torre y respondió a cada uno de los planteamientos hechos por los controladores.

Dichos cuestionamientos tienen que ver, según Bermúdez, con un punto ciego de la torre de control que pondría en riesgo la operación aérea del aeropuerto de la capital del país.

“Específicamente hay un tema de un soporte de los vidrios que hacen parte de la fachada de la torre y que le impide la visión total a los controladores. Es como un marco en la cabina principal que no deja ver la totalidad del campo aéreo, y es un riesgo porque nos da un punto ciego”, explica.

Sobre la existencia de estos ‘pegues’ en los vidrios, Lenis dijo que es cierto que existen, pero que para ello los operadores disponen de sillas que se suben o bajan hasta casi un metro, en caso de que sea necesario hacerlo.

“Eso no debería funcionar así. Nosotros tendríamos todo el tiempo que bajar y subir las sillas y no estar pendientes de vigilar y tener un pleno panorama de las pistas. Entonces, es posible que debido al agáchese y suba, el controlador se distraiga y dé una autorización equivocada”, responde Bermúdez.

Respecto al grosor de los vidrios, otro de los planteamientos de los controladores, el director de la Aerocivil aseguró que no es posible hacerlo de otra manera, ya que a esa altura los vientos son fuertes y necesitan de un material como este. Aclaró que este tipo de estructuras es igual en todas las torres de control del mundo.

Acerca de la existencia de una viga o columna que igualmente impide ver los aviones, el director de la Aerocivil señaló que, por un lado, los controladores pueden ver todas las aeronaves en las pantallas, y por el otro, él considera que esa columna, no solamente es necesaria, sino que no es un estorbo, pues también la tienen todas las torres de control.

El director reiteró que hay cosas en las que los controladores tienen razón, pero que se está trabajando para corregirlas, tales como elevar en 50 centímetros el piso donde están las sillas de los operadores.

De la misma forma, el gremio de controladores reconoce algunas virtudes de la torre como la altura y el equipamiento de máquinas más modernas.

Finalmente, indicó que cuando él llegó al cargo, la obra había comenzado y lo que le correspondió hacer fue acelerar los trabajos porque tenían un atraso superior a un año.

La torre Muisca del aeropuerto Internacional El Dorado fue inaugurada el pasado 3 de diciembre y prometía acabar con las demoras en la terminal aérea. Su construcción, por un monto total de 150.000 millones de pesos, tuvo varios retrasos y sobrecostos en el proceso.

ELTIEMPO.COM y ECONOMÍA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.