La sorpresa que dio el rapero Frank Takuma a joven que sufrió lesión

La sorpresa que dio el rapero Frank Takuma a joven que sufrió lesión

El integrante de 'Aerophon Crew' cantó junto a Óscar, quien -en muletas- asiste a conciertos. Video.

notitle
26 de febrero 2016 , 11:09 p.m.

Ante las cámaras de EL TIEMPO, el rapero bogotano Frank Takuma, integrante de la agrupación de hip hop ‘Aerophon Crew’, abrazó al seguidor que, en muletas, asiste a sus conciertos. Al abrazo lo antecedió la enorme sonrisa de Óscar Alejandro Ochoa, quien tiene un trauma raquimedular -daño a la médula espinal- desde el 3 de febrero del 2015, cuando recibió dos impactos de bala. “No digo que me merecía estar así, pero ahí sí como dicen, cada pasito que uno dé, cada cosa que uno haga, trae sus consecuencias”, dice.

***

“Me dispararon... Estaba en la calle, yo era consumidor de sustancias, andaba totalmente drogado, venía llegando hacia mi casa y pues busqué problemas, entonces di con una persona que preciso tenía un revólver y el man lo sacó (…) De lo mismo que estaba drogado, no sentí nada. En ese momento no sabía que me habían afectado las piernas”, relata. “Siento una pierna y la otra no la siento; pero muevo las dos, esa es mi ventaja”, agrega el joven de 17 años. La pierna que no siente es la derecha, permanece recta y hace movimientos bruscos; Óscar dice que “se patea sola”.

Ese martes le trajo una dura noticia: “Me dijeron, sin dar tanta vuelta: ‘No, usted no va a volver a caminar’”. Pero unas 200 terapias recibidas en Teletón han recuperado su movilidad… y su esperanza. Es tal su estabilidad emocional que un año después, sin una pizca de rencor, comenta que tras el ataque su agresor “salió a correr” por varias cuadras de la localidad de Bosa, en el suroccidente de Bogotá.

La delicada lesión impidió que continuara el séptimo grado de bachillerato; así que ahora, además de convertirse en bachiller, tiene planeado dedicarse profesionalmente al rap: “Armar un estudio, así sea pequeñito -por algo se empezará-, y así ir avanzando, ir grabando, ir escribiendo, proyectando…”.

Ese mismo sueño también lo tuvo hace varios años Frank Takuma, quien, al conocer a Óscar, decidió desnudarle su alma. “Lo que queremos mostrarle a personas como usted y como el resto de jóvenes, que de pronto están pensando en otras cosas que no son… Porque así yo lo pensé hace muchos años, y como usted estuvo en un tiempo, yo también lo estuve; arriesgando mi vida, la de mi familia, la de mis amigos; por bobadas, por cosas que no valen ni la pena. Entonces el primer elemento es cambiar uno mismo, ser esa persona excelente para la casa, para la sociedad; desde ahí ya empieza a ser rapero. Ya cuando usted descubra esa parte, todo empieza a salir por sí solo, los contactos, la gente... Se abren puertas”.

Óscar escuchaba a su ídolo mientras sostenía con fuerza el CD que le había regalado. “Hay que tener fe, y esto es largo y duro; y créeme, que hasta yo desconfío todos los días de qué va a pasar, pero no hay nada más bonito que vivirlo. Todos los días de nosotros son diferentes. Yo me levanto y no sé qué va a pasar hoy, qué va a pasar mañana, no hay horarios, no hay seguridad de nada, pero hay un sueño y una fe detrás de ese sueño. Ya por el lado musical hay muchas cosas que hay que aprender también”, agrega el cantante.

Pasos de gigante

Marisol Ochoa ha sido el hada madrina de esta historia. Cuando veía llorar a su sobrino en la cama –las semanas que le siguieron a ese 3 de febrero- sentía impotencia. “Le busqué la ayuda a él en Teletón, más que todo, porque la EPS se demoraba y porque lo vi mal psicológicamente. Estaba acostumbrado a salir, a caminar, a montar cicla”, afirma. Ella estudió Enfermería, pero "nunca" la ejerció; hasta que fue su sobrino el motivo perfecto para practicar su saber.

Recuerda la niñez de Óscar… Participando en orquestas, tocando con destreza la guacharaca, la güira y la batería. “El principio de él no fue el rap, fue más la música bailable. A un profesor de música le llamó mucho la atención que él (Óscar) cogía rápido los ritmos de los instrumentos. Yo sabía que tenía la vena de la música”.

Anota que Óscar -quien cantaba en los articulados de Transmilenio- es una persona hiperactiva, pero que esa personalidad le ha permitido tener una recuperación “bastante positiva y rápida”, y la cual ha sorprendido a los médicos. “Ellos están 'aterrados' de que en ocho meses él ya esté caminando”, asegura.

“Cada vez iba mejorando, ya no me dolía el cuerpo, me podía mover más y me podía sentar”, afirma, por su parte, Óscar. Narra que con cada terapia aumentaba el dolor, que en su caso era bueno. “El dolor es victoria… Hay personas que no sienten y ahí sí sería más feo”.

Teletón lo atiende gratuitamente y desde todos los frentes posibles: "Las terapias físicas son, más que todo, para la motricidad; lo ayudan a uno a estirar los músculos, lo ponen a uno en bicicletas, caminadoras, a gatear. Las terapias ocupacionales son casi lo mismo, pero sirven para que uno se pueda defender, entonces como con cajoncitos de embetunar uno se mueve hacia los costados. Hay un cuarto que es como una casa, entonces hacen que uno se traslade al comedor, a la cama; enseñan cómo vestirse, desvestirse, cómo bañarse”. Óscar añade que también lo asesoran en temas de inclusión y le dan acompañamiento psicológico. “Me han enseñado a aceptar la condición que tengo y a tratar de no pensar tanto en eso, sino más bien, en cómo salir hacia adelante”.

La canción que Óscar improvisó con Frank Takuma fue inspirada en su familia, hacia la cual siente una profunda gratitud. “Agradecimiento por cada momento en que están, por las alzadas y las pasadas, porque me han ayudado a caminar, han sido mis piernas, me han dado motivación a pesar de que soy algo terco”.

MARÍA DEL PILAR CAMARGO CRUZ
Redacción EL TIEMPO
pilcam@eltiempo.com
En Twitter: @PilarCCruz

Despierta con las noticias más importantes.Inscríbete a nuestro Boletín del día.

INSCRIBIRSE

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.