Trump se hace más fuerte tras ganar el caucus de Nevada en EE. UU.

Trump se hace más fuerte tras ganar el caucus de Nevada en EE. UU.

Luego del conteo del seis por ciento de los votos, el empresario obtuvo el 42,9 %.

notitle
24 de febrero 2016 , 12:31 a.m.

El magnate Donald Trump consolidó este martes su liderazgo en el Partido Republicano de cara a las elecciones presidenciales de noviembre en Estados Unidos, al ganar con amplia ventaja el caucus de Nevada.

Según el recuento oficial del 20,1 % de los votos, Trump obtuvo el 46,1 %, seguido de los senadores de origen cubano Marco Rubio (24,4 %) y Ted Cruz (19,8 %). (Lea también: Seis frases de Donald Trimp que podrían parecen chiste, pero no lo son)

"Es una noche increíble", dijo Trump, exestrella de un programa de telerealidad, en su discurso tras conocerse los resultados. "Hace unos meses no esperábamos ganar aquí y ahora estamos ganando, ganando, ganando el país", agregó el magnate de los bienes raíces.

"Hemos ganado con el apoyo de la gente más culta, hemos ganado con el apoyo de los pobres cultos, amo a los pobres cultos", aseguró frente a una multitud de partidarios. El resultado pone de relieve el enorme desafío que tienen por delante los rivales partidarios de Trump a medida que se acerca el 'supermartes', la semana que viene, cuando se realizan primarias en 11 estados. (Lea también: Donald Trump, el excéntrico candidato que rompe todas las predicciones)

Esta victoria de Trump se suma a las ya conseguidas en las primarias de New Hampshire y Carolina del Sur. Hasta ahora solo ha perdido el caucus de Iowa, primera etapa del largo camino de las primarias, donde ganó Cruz.

Pese a que el caucus de Nevada no tiene un impacto significativo, pues aporta solo 30 delegados a la convención -poco más del 1 % de los votos- constituyó el primer capítulo de la contienda republicana en el oeste del país. Además, casi el 28 % de sus tres millones de habitantes es de origen hispano. Pero a pesar de sus constantes comentarios denigrantes contra la población latina, casi la mitad de esta minoría apoyó a Trump.

El empresario repitió, casi como un mantra, que si llega a la Casa Blanca construirá un muro en la frontera sur del país, que los mexicanos pagarán "encantados".

A regañadientes

También dijo que los dos próximos meses -durante los cuales se celebrarán primarias en la mayoría del país- serán "increíbles". Pero "tal vez no necesitamos dos meses", lanzó, dando a entender que podría conseguir en un menor plazo los delegados necesarios para obtener la candidatura republicana a la Casa Blanca en la Convención de Cleveland en julio. (Lea también. 'Me dan ganas de soltarle un puñetazo en la cara': Donald Trump)

Dan Lee, profesor asistente de Ciencias Políticas en la Universidad de Nevada, dijo que el pulso de Nevada se produjo en momentos en que el 'establishment' republicano empieza a reconocer, a regañadientes, el hecho de que
Trump pueda en efecto convertirse el candidato del partido.

"Muchos republicanos -en particular el 'establishment' republicano, profesionales, gobernadores- no quieren realmente que Trump gane la nominación", dijo Lee. "Quieren sacar a Cruz y que Rubio sea el rival de Trump". Pero Cruz descarta esa idea.

"La historia nos dice que nadie ha ganado la nominación (del partido) sin ganar una de las tres primeras primarias. Y solo hay dos personas que han ganado una de las tres primarias: Donald Trump y yo", dijo Cruz frente a sus seguidores.

Cruz se llevó por sorpresa el caucus de Iowa, la primera interna del partido. En tanto, el neurocirujano retirado Ben Carson y el gobernador de Ohio, John Kasich, terminaron con menos del 10% de los votos. En este caucus estaban en disputa los votantes que apoyaban al exgobernador de Florida Jeb Bush, que abandonó la carrera presidencial el sábado tras su derrota en Carolina del Sur. (Lea también: 'Sigo pensando que Trump no será presidente': Barack Obama)

Trump no tenía dudas antes de conocerse los resultados del caucus. "@FoxNews acaba de informar que mucha gente que apoyaba a @JebBush ahora me apoya. Sabía que pasaría esto, pero los expertos no!", celebró en su cuenta de Twitter.

 

Los demócratas, en Carolina del Sur

Hillary Clinton y Bernie Sanders, de su lado, celebraron un encuentro con los votantes de Carolina del Sur, popularmente llamado como "town hall", cuatro días antes de enfrentarse en las primarias demócratas. Ambos tuvieron que responder a preguntas relacionadas con el problema del racismo, uno de los temas de mayor preocupación en este estado donde el voto negro es clave.

"Tenemos retos muy importantes por delante y creo que es importante que la gente, sobre todo los ciudadanos blancos, sean honestos. De lo contrario, nunca seremos la nación que debemos ser", dijo Clinton. Sanders, de su lado, acusó a Trump de fomentar el racismo con la dura campaña que está haciendo contra algunas minorías.

La semana próxima, demócratas y republicanos afrontarán el "súper martes" con primarias en Alabama, Arkansas, Georgia, Oklahoma, Tennessee, Texas, Virginia, Massachusetts, Vermont. Minnesota y Colorado celebrarán de su lado caucus y Alaska acogerá la interna de los conservadores.

AFP

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.