Danza para mí, Salomé

Danza para mí, Salomé

La ópera del compositor alemán Richard Strauss se presentará en el Teatro Mayor de Bogotá.

notitle
19 de febrero 2016 , 06:14 p.m.

Con esa frase musical, Herodes Antipas, el tetrarca de Judea, le solicita a la joven princesa, que es a la vez su hijastra y sobrina, que satisfaga su lujuria a cambio de cualquier deseo que su corazón tenga, inclusive la mitad de su reino. Todo transcurre en una noche de luna llena, con la danza de los siete velos, muy oriental, que Richard Strauss, compositor alemán del romanticismo tardío, y libretista de la famosa opera 'Salomé', incorpora a este drama psicosexual.

Basado en el poema teatral de Oscar Wilde y a su vez, en la mítica narración bíblica de poder, lujuria, incesto y maldad, escandalizó al público de ese tiempo en su estreno en Dresden, el 9 de diciembre de 1905. Tanto rechazo produjo por la carga de pecado involucrada, que Gustav Malher se demoró hasta 1918 para poder estrenarla en Viena, después de luchar por el consentimiento de los censores.

Al propio Strauss se le cancelaron en el Metropolitan Opera House de Nueva York las funciones que le habían sido contratadas, a las que se opuso el Comité de Censura de esa ciudad. El teatro neoyorquino le pidió al compositor Edward Elgar que aligerara las objeciones que causaron la repulsa, pero este se negó afirmando que Strauss “era el genio más grande de la época”.

En efecto, una partitura innovadora, a veces politonal, a veces atonal, de la que es muy famoso el acorde disonante para resaltar el clímax dramático de horror que cierra el drama, bien conocido como “el acorde más repugnante de toda la historia de la ópera”.

Cómo parecer una jovencita de 16 años que canta con la madura y poderosa voz de una soprano dramática que cumpla con las exigencias vocales que le trazó Strauss a su personaje lírico es un reto que muy pocas cantantes pueden pasar. Por ello desde la primera 'Salomé', Marie Wittich, que se negó a danzar, esta escena la hacen bailarinas profesionales.

Que el Teatro Mayor de Bogotá proponga esta ópera en su programación es una bella oportunidad para el público bogotano, que podrá conocerla y apreciarla, en la versión del maestro Josep Caballé, quien dirige la Orquesta Filarmónica de Bogotá, y la dirección escénica de Joan Anton Rechi-Andorra.

Les adelanto, queridos lectores, que se llevarán una sorpresa muy grata y saldrán encantados de una interpretación musical de alta categoría, y de una versión escénica en verdad impactante, con una fantástica danza desnuda que les hará exclamar: “Danza para mí, Salomé”.

MARTHA SENN
Cantante lírica

Despierta con las noticias más importantes.Inscríbete a nuestro Boletín del día.

INSCRIBIRSE

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.