Lapidaciones

Lapidaciones

Felicitaciones, señor Procurador, por arruinarle la vida a ese viceministro en un dos por tres.

notitle
18 de febrero 2016 , 08:45 p.m.

Felicitaciones, señor Procurador, por arruinarle la vida a ese viceministro en un dos por tres: es humano errar, destruir, ser Dios, pero lo suyo –ese talento endiablado para revivir la inquisición– en verdad sucede por fuera y por debajo de este mundo. Felicitaciones por haber puesto esa carnada, Procurador, por haberles susurrado a los medios que tenía la prueba de que “un senador de la República que actualmente se desempeña en un alto cargo del Gobierno...” había pasado por la supuesta red de prostitutos extorsionistas de la Policía, pues sin pestañear animó a Vicky Dávila, de la radio La F.m. –perseguida por los policías corruptos que denunció con valor, despreciada por la Presidencia, y con el juicio nublado por todo–, a cometer la infamia de publicar aquel video con pinta de chantaje que no solo no prueba delitos, ni muestra nada aparte de la secreta orientación sexual del hoy exviceministro, sino que de paso ha propagado la sospecha de que ser homosexual se parece a violar la ley.

Felicitaciones, Procurador y La F.m., por terminar de volvernos una sociedad puritana que crucifica las vidas privadas, por acercar al viceministro al final de su carrera y su familia, y empujar al director de la policía a su renuncia –y para qué la justicia, y para qué la rigurosa búsqueda de la verdad, cuando el jurado ha declarado culpable al acusado antes del juicio–, pero felicitaciones, sobre todo, Procurador y La F.m., por lograr el milagro de que se publique un video en la radio, y además sea un video rastrero que prueba que ya nada es radio ni es televisión ni es prensa ni es justicia, sino este ‘Gran Hermano’ que somos todos lapidándonos a todos y dándonos lecciones de ética y lanzándonos breves comunicados sobre el cadáver del día como esos participantes de reality que le aclaran “a toda Colombia” lo que piensan.

Felicitaciones por poner en marcha esta marcha iracunda que no opina, sino reacciona: “¡que también renuncie Dávila!”. Felicitaciones por poner en evidencia este nuevo periodismo en caliente sin editores ni correctores de estilo, esta nueva democracia que es un circo romano. Felicitaciones por denunciar las “prácticas homosexuales” de la policía, por acuñar la frase “La F.m. respeta profundamente las preferencias sexuales de las personas pero...”, porque ni lo primero ni lo segundo nos dejan olvidar que seguimos haciendo parte de una sociedad enloquecida por el celibato que no ha podido librarse del placer retorcido que le produce empujar a la gente fuera del clóset: bienvenidos, señores y señoras, a ese país de siempre que no se mosquea ni se sonroja cuando su Procurador consigue decir sin decir nada que la homosexualidad es una falla disciplinaria.

Felicitaciones, señor Procurador, por probarnos que aunque decretemos el presente seguimos viviendo en el pasado: por supuesto, la situación del director de la policía era irreversible e insostenible –después de las corajudas denuncias por corrupción hechas por Dávila, forzada ayer, también, a renunciar a La F.m.–, pero el video que el Procurador entregó a las fieras era una conversación sexual cualquiera que solo los hipócritas podrían llamar “sórdida”, “escabrosa”. Felicitaciones, Procurador, por no mencionar ni una sola vez que el problema no es la prostitución, que es permitida por la ley, sino la extorsión; por acabar con el derecho a la intimidad en una breve rueda de prensa; por traer de entre los muertos a los moralistas (“que lo cuelguen por engañar a su mujer con un hombre...”, le oí a uno) y contagiarles su severidad perversa a los amarillistas.

Felicitaciones, señor Procurador, por habernos ganado esta batalla moral que solo habría podido ganar un juez que no tiene fe en la justicia.


Ricardo Silva Romero
www.ricardosilvaromero.com

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.