El lado más visceral de la ópera llega al Teatro Mayor

El lado más visceral de la ópera llega al Teatro Mayor

Estreno de la polémica y otrora censurada 'Salomé', de Strauss, marca hito en la ópera en el país.

notitle
11 de febrero 2016 , 05:29 p.m.

Al sostener la cabeza cortada de Juan el Bautista en sus manos, Salomé la besa y le declara su amor eterno. La observa con ojos aterrados Herodes, quien creía saberlo todo acerca de la crueldad y la sangre fría: fue ella quien le pidió su cabeza, servida en una bandeja de plata.

“He besado tu boca, hay un sabor amargo en tus labios, ¿será de la sangre? No, tal vez es el sabor del amor”, proclama Salomé, entre la locura y el dolor, en la escena final de la ópera de Richard Strauss –un fragmento casi obligatorio para las sopranos dramáticas–, sobre la obra de Óscar Wilde, censurada durante años por su retrato erótico y salvaje del ser humano.

La primera gran ópera de Strauss (1905), en su periodo más ‘oscuro’, se estrenará en Colombia. Y sin adelantar muchos detalles, al parecer la versión colombiana planteará elementos nuevos para el tenso final.

El estreno operático del primer semestre del año en Bogotá es una producción propia del Teatro Mayor, que reunió a “los mejores para hacer Salomé hoy”, afirma el director musical Josep Caballé Domenech, pues tanto la soprano alemana Gun-Brit Barkmin (Salomé), como el bajo barítono escocés Iain Paterson (Juan el Bautista) fueron noticia en estos roles en recientes temporadas en Viena y Zúrich.

La ‘Danza de los siete velos’ de Salomé, en la cuarta escena, previa al desenlace fatal, es uno de los momentos claves en esta ópera de Strauss.

“Y todo el elenco responde a ese mismo nivel”, agrega Caballé, director de la Staatskapelle de Halle-Saale (Alemania) y titular en Colorado Springs Philharmonic Orchestra, de Estados Unidos, y quien dirigirá en este montaje a la Filarmónica de Bogotá. La dirección escénica corre con la creatividad de Joan Anton Rechi.

El reparto también está compuesto por los cantantes Kim Begley (como Herodes Antipas), Michael Martens (Herodías) y César Gutiérrez (Narraboth).

Además estarán Ana Mora, Emilio Pons, Javier Tomé, Cristian Correa, Hans Mogollón, Juan David González, Andrés Roldán, Nelson Sierra, Alexis Trejos, Germán Cruz y Valeriano Lanchas, quien recientemente debutó en el Metropolitan Opera de Nueva York.

“Participamos de un momento histórico, estrenar Strauss con una de las obras más emblemáticas del siglo XX, eso se nota en la piel”, explica emocionado Caballé.

“Se trata de un montaje que rompió fronteras, muy visceral, en su momento creó mucha polémica, junto a uno de los mejores escritores de la historia (...) Strauss supo plasmar musicalmente esa densidad de un tema bíblico tratado de forma casi sexual, y no te suelta ni un solo minuto”.

Musicalmente, “Strauss inició una senda compositiva que llevó todavía más lejos con Elektra, luego algo pasó en su conciencia y pensó que era demasiado bestial para seguir por ahí, y gira a las formas neoclásicas. En Salomé rompe el ritmo, destruye la tonalidad”, sigue.

“Los temas de los que habla Salomé están vigentes: la corrupción política, el poder del dinero y del sexo”, agrega Caballé.

“Mucha gente cree que es una historia de la Biblia –destaca Paterson– pero no es así: Salomé nunca es mencionada en la Biblia, es una amalgama de historias (...). Hoy, terriblemente, aún vemos noticias de decapitaciones. Salomé resulta muy actual”.

La mujer detrás de Salomé

Barkmin, quien recibió elogiosos comentarios de la crítica por su recreación de Salomé en Viena, cuenta que su historia con el personaje es muy intensa desde que lo abordó en 2010.

“Es un rol que te sobrecoge totalmente, es difícil ejecutarlo por su excentricidad, al cantarlo tienes que estar en condiciones, como un deportista. Es como subirse en un jet, que es la orquesta, y salir disparada en él (...). No creo que Salomé sea solo una mujer cruel sin corazón, para mí ella es también una víctima de las circunstancias”.

La soprano señala que esta versión tiene pequeñas diferencias con respecto a Salomé en su forma tradicional.

‘Es un rol difícil de ejecutar por su excentricidad, el cantarlo, tienes que estar en condiciones como un deportista’, afirma Gun-Brit Barkmin.

“No creo que traicione mi idea de Salomé al verla desde un ángulo diferente (...). Querrá ser salvada y sanada por Juan”.

Esta primera aproximación a Salomé promete ser una experiencia para el público colombiano y bajo ese principio trabaja toda la producción del Teatro Mayor.

¿Dónde y cuándo?

16, 18 y 20 de febrero, 8 p. m. Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo. Cll. 170 n.° 67-51, Bogotá. Informes: 404-2463. Boletas: de 35.000 a 280.000 pesos.

CARLOS SOLANO
Cultura y Entretenimiento

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.