Secciones
Síguenos en:
Editorial: Claridad ante todo

Editorial: Claridad ante todo

En el caso Reficar el país necesita explicaciones. Es injusto desechar este importante proyecto.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
07 de febrero 2016 , 08:22 p. m.

No ha disminuido la polémica por lo sucedido con el proyecto de Reficar, que tiene como propósito la refinación de petróleo y está ubicado en la bahía de Cartagena. Integrado por 31 plantas con una capacidad de procesamiento de 165.000 barriles de crudo diarios –de los cuales ya se transforman 95.000–, el complejo es la iniciativa industrial más ambiciosa en la historia de Colombia.

El meollo de la discusión es el costo final de la obra, que supera los 8.000 millones de dólares, más del doble de los cálculos de un principio. Semejante desfase ha llevado a que la opinión haga cuestionamientos que deben responderse plenamente, con el fin de establecer en dónde se presentaron los desvíos con respecto a los presupuestos y cuáles fueron las causas de lo sucedido.

En tal sentido, la Contraloría General de la República adelanta una minuciosa investigación, que incluye la revisión de miles de documentos y cuyo resultado debería conocerse al término de este año. Dicha labor cuenta con la plena colaboración de Ecopetrol, que es el único dueño de Reficar y cuyas directivas han insistido en que la claridad de lo acontecido debe ser absoluta.

A raíz de ello, no solo es temerario sino irresponsable hacer juicios que no tienen sustento, como el de señalar que el mayor valor anotado tuvo que ver con el flagelo de la corrupción. Más allá de saltos extraordinarios en diferentes partidas –los cuales requieren ser explicados y que, eventualmente, pueden llevar al Estado a emprender procesos legales o exigir reembolsos–, lo que hay por ahora es una pesquisa en marcha.

Eso quiere decir que la compañía estadounidense CB&I, que era la principal contratista y estaba encargada de la ingeniería y la construcción, está obligada a rendir las explicaciones del caso. Sin importar que su labor en el terreno haya concluido, puesto que la plena operación de la refinería es cuestión de semanas, no hay duda en cuanto a que su responsabilidad en las demoras y la elevada cuenta final es mayúscula.

Se han mencionado factores que incluyen la baja productividad de la mano de obra, las dificultades del terreno, el precio de los equipos, los conflictos laborales o la dimensión del proyecto. El peso de cada uno tendrá que ser examinado, pues la nación necesita y merece justificaciones claras, ya que no solo los costos resultaron ser mucho mayores, sino que el cronograma de entrega establecido se alargó en casi tres años.

Adicionalmente, el país ha aprendido una onerosa lección. Es increíble que cuando, hace cerca de una década, comenzó esta historia no se tuviera sino una quinta parte del diseño del complejo fabril. Meterse casi a ciegas en un emprendimiento de tal envergadura es imperdonable, pues conduce a dolorosas sorpresas, como la mencionada. El método de contratación usado también incidió en que el margen de maniobra fuera escaso, y pudo llegar a generar incentivos perversos.

Dicho lo anterior, es injusto desechar la importancia de Reficar, tanto para garantizar la seguridad energética del país en cuanto a abastecimiento de refinados limpios como para la propia actividad manufacturera y el impulso a la industria petroquímica.

El proyecto es el más moderno de América Latina y su tasa de retorno es aún positiva, así diste de las proyecciones de un comienzo. En consecuencia, hay que mirar hacia adelante, sin olvidar que quedan muchas preguntas por responder, algo que solo se hace con la máxima transparencia posible.

EDITORIAL
editorial@eltiempo.com.co

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.