La Navidad es el tiempo de los niños

La Navidad es el tiempo de los niños

Ojalá la Nochebuena, por su gran origen, llame a la convivencia, la tranquilidad.

23 de diciembre 2015 , 05:44 p.m.

Nada más transcribo una declaración del jefe siux Toro Sentado, para desear, especialmente a los niños y niñas que permanecen en los ‘frentes’ de las Farc, una imposible feliz Navidad.

“El guerrero no es alguien que pelea, no tiene derecho a tomar la vida de otro. El guerrero, para nosotros, es aquel que se sacrifica por el bien de los demás.

Su tarea es cuidar de los mayores, a los indefensos, a aquellos que no pueden hacerlo por su cuenta, y por sobretodo a los Niños, el futuro de la humanidad”.

Sabias palabras para los niños y niñas en los frentes de los guerreros de las Farc. Los niños y niñas que no han tenido durante años, ni tendrán, el derecho a una feliz y hogareña Navidad. Porque Navidad es el tiempo de los niños.

Ilse Bartels L.

* * * *

Señor Director:
Opaca la Navidad 2015. Triste, sin la algarabía de siempre, el festín, el árbol, el regalo. Y uno que otro pesebre que se veía. Quietud, soledad, calles casi desocupadas, caras largas. Pero es tal vez la moda al revés de hoy. Ojalá la Nochebuena, por su gran origen, llame a la convivencia, la tranquilidad. No solamente el forzado regalo; es la noche de los niños, que, años ha, nos acostábamos con un ojo abierto para la llegada del Niño Dios y su generoso regalazo.

Feliz Navidad y tranquilidad para todos.

Juan Manuel Díaz Azuero
Guaymaral

‘Una norma que reta’

Señor Director:
Su editorial a 8 días del cierre anual nos da la buena noticia que el presidente Juan Manuel Santos le da continuidad a un pensamiento de Albert Einstein, de hace más de 60 años: “Si hacemos lo mismo, los resultados no varían significativamente de los últimos alcanzados”. Por tanto, la norma fija las reglas para la producción, fabricación, exportación, distribución comercio y uso, entre otros, de la marihuana, que no es solo tetrahidrocarabinnol (THC), y permite investigación autónoma que nos puede potenciar, siguiendo el noble ejemplo de la República Oriental del Uruguay en esta parte de Latinoamérica y, antes, en la próspera Holanda. El tratamiento del dolor no es solo con palabras, es con hechos, dosificados con la prudencia que hace verdaderos sabios. Apoyo a los médicos es un mandato de país que emerge.

Diego Casabianca Escallón


‘No estamos solos...’

Señor Director:
Los accidentes de tránsito en las vías colombianas se pueden evitar con controles rígidos de la Agencia de Seguridad Vial, evitando los borrachos al volante, el exceso de velocidad y todas las formas irresponsables de conducir, porque con los miles de muertos en las vías nacionales eso se convierte en un costo social, pues no solo afecta el factor humano, sino la productividad al fallecer personas que son activas en el desarrollo del país. Evitar los accidentes en las carreteras no solo es obligación del Estado, sino que se convierte en valor agregado en el aspecto socioeconómico.

Ariel Peña

_______________________________________________

opinion@eltiempo.com - @OpinionET

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.