¿Lo encontraron otra vez?

¿Lo encontraron otra vez?

La del galeón 'San José' es una de esas historias de "hasta no ver no creer".

notitle
11 de diciembre 2015 , 07:12 p. m.

Qué gran sorpresa me llevé al leer la semana pasada que la historia macondiana sobre el que se podría llamar ‘mítico’ galeón San José ha comenzado un nuevo capítulo. El anuncio del presidente Santos de que el galeón cargado de tesoros fue encontrado me sonó tan surreal como las tantas otras veces en el pasado, cuando ese hallazgo lo anunciaron otros presidentes, funcionarios de pasados gobiernos o representantes de diferentes organizaciones nacionales y extranjeras cuyos ojos y ansias estaban puestos en obtener por lo menos una parte del botín, considerado por el presidente Santos como “uno de los más grandes hallazgos e identificaciones de patrimonio sumergido en la historia de la humanidad”.

No quiero revelar mi edad, pero estamos hablando de décadas desde cuando cubrí por primera vez la historia del San José y los primeros reportes de su hallazgo. Durante todo ese tiempo la historia ha mantenido el balance sobre la línea que separa lo real y lo imaginario, lo legal y lo ilegal, la verdad y las mentiras, lo honesto y lo deshonesto. Después de todo, hay pocas cosas que disparen la imaginación de niños y adultos como la idea de encontrar un tesoro escondido. O sumergido.

Tras la historia del rescate de este galeón se esconden los sueños de bucaneros, aventureros, políticos, inversionistas, piratas, funcionarios oficiales, empresas e individuos buscatesoros y varias combinaciones entre ellos, cuyos proyectos de enriquecimiento fácil los impulsan a hacer no importa qué para lograrlos.

Según la versión más reciente, después de un tortuoso litigio legal, que aún no ha terminado, con la compañía Sea Search Armada (SSA), de Estados Unidos, que afirma haberlo encontrado originalmente en 1982 y reclama la mitad del valor del tesoro que supuestamente reposa con el barco, y de contratos y ruptura de contratos, demandas y contrademandas sobre el derecho a rescatarlo y hasta cambios de la legislación sobre patrimonio sumergido, Colombia está lista a convertir la leyenda en realidad.

Probablemente, como escribí en una columna hace un par de años, lo que más desea el director de SSA es ser compensado por casi 30 años de frustración, decepción, mala fe, desconfianza, traiciones, disputas internas y tragedias personales que han sido parte del proceso de negociaciones con Colombia.

Voy a citarme a mí misma: “La del San José es una historia de más de 300 años de rapacidad y codicia, que ha producido muchas desilusiones y desencantos”. La esposa de Jim Banigan, quien perdió su fortuna en la búsqueda del San José, me dijo: “Al final, él estaba convencido de que si hubiéramos encontrado el tesoro hubiéramos perdido nuestras almas”.

Lleno de oro, plata, piedras preciosas y joyas recogidas en las colonias, el barco insignia de una flota en camino a España fue hundido en junio de 1708 por un buque de guerra británico y desde entonces su suerte ha sido argumentada por muchas personas movidas sobre todo por la avaricia y la ambición.

Empezando por el rey de España, que esperaba el tesoro para ayudarle a ganar la guerra contra Gran Bretaña. Los británicos, que aspiraban a capturarlo para hacerse con sus riquezas y terminaron por hundirlo. Hasta nuestros días, cuando, aparte de la SSA, hay reclamos de España, de Perú y probablemente muchos más que seguirán apareciendo, ya que el botín provenía de las diferentes colonias.

Yo repito varias veces la palabra ‘supuestamente’, porque esta es una de esas historias de “hasta no ver no creer”, y mi natural cinismo periodístico me hace pensar que nunca sabremos toda la verdad al respecto y por mucho más tiempo seguirá siendo material del que se construyen los sueños.


Cecilia Rodríguez

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.