Vargas Lleras no modifica agenda y espera dictamen médico para cirugía

Vargas Lleras no modifica agenda y espera dictamen médico para cirugía

El vicepresidente tendrá una actividad permanente y no descansará de aquí hasta el 19 de diciembre.

notitle
09 de diciembre 2015 , 10:12 p. m.

Normalito. Como si no hubiera pasado nada, el vicepresidente Germán Vargas reanudó ayer miércoles su agenda de inauguraciones y firma de contratos para obras públicas, con un recorrido de 1.400 kilómetros, en avión y helicópteros militares, por zonas emblemáticas del conflicto armado.

Estuvo en La Hormiga (Putumayo) y en Florencia y Puerto Rico (Caquetá), lugares de alta influencia de las Farc, donde entregó 89 kilómetros de vía pavimentada y 4 puentes y firmó contratos por $ 220.000 millones para nuevas obras.

En su primera salida de Bogotá, tras su episodio de salud del 2 de diciembre, el vicepresidente lució tranquilo. Muy activo.

A las 9 de la mañana, cuando tomó su primer vuelo, que lo condujo de Bogotá a Puerto Asís (Putumayo), lo primero que hizo fue pedir una taza de café. Luego, repasó cada uno de los compromisos de la jornada.

Hizo comentarios sobre su salud diciendo que se sentía “muy bien”, que prefería volver a su contacto con las regiones e inspeccionar las obras en vez de quedarse encerrado en Bogotá.

Sobre la cirugía a la que será sometido, dijo que confía “plenamente en los médicos” y que estará atento a lo que ellos decidan.

Durante la jornada que culminó con su regreso a la capital del país, a eso de las 8 de la noche, el Vicepresidente no tuvo una dieta especial. Comió emparedados, tomó varios cafés y se fumó un par de cigarrillos.

También fue claro en que no modificará sustancialmente su agenda de trabajo. Entre hoy y el 19 de diciembre no descansará. Por ejemplo, en la mañana viajará a Norte de Santander (Tibú y Cúcuta), donde entregará planes de vivienda gratuitos y firmará contratos de obras públicas.

Vargas Lleras se empeñó ayer en destacar la importancia de un corredor vial que se inicia en San Miguel (Putumayo, frontera con Ecuador) y que permite llegar hasta el Caribe sin remontar ninguna cordillera y estableciendo conexiones también con la zona oriental del país.

El primer tramo de ese proyecto, que llamó “la redención del Putumayo”, llega hasta Santa Ana, como obra financiada con recursos públicos de Invías.

Entre Santa Ana y la ciudad de Neiva, pasando por Mocoa, se construirá una vía de cuarta generación que tendrá un valor de 1,5 billones de pesos. Entre la capital huilense y Girardot, una APP privada construirá una vía de doble calzada, también de 4 G, cuyo contrato ya fue suscrito, para luego conectar, por un lado, con la Ruta del Sol hacia el Caribe y, por el otro, hacia Bogotá.

Con la entrega de 44 kilómetros de vía pavimentada y la firma para la construcción de 24 más, queda garantizado el corredor Florencia-Doncello. También se inició el diseño y el estudio para una vía que irá desde Neiva hasta San Vicente del Caguán, con una extensión de 202 kilómetros.

POLÍTICA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.