Con 'Ser pilo paga' sí es posible estudiar maestrías en el exterior

Con 'Ser pilo paga' sí es posible estudiar maestrías en el exterior

Los nueve mejores alumnos del país en Saber Pro ganaron becas y pueden escoger dónde estudiar.

notitle
09 de diciembre 2015 , 09:12 p. m.

El pasado 3 de diciembre se llevó a cabo la ‘Noche de los mejores’, organizada por el Ministerio de Educación Nacional, con presencia del presidente Juan Manuel Santos y la ministra Gina Parody. En la ceremonia se distinguieron los estudiantes que obtuvieron los mejores resultados en las pruebas Saber 11 y Saber Pro, y las universidades que lograron acreditarse como de alta calidad en el último año.

Con la distinción ‘Andrés Bello 2015’ se premiaron los 50 jóvenes que alcanzaron los puntajes más altos en las pruebas Saber 11. “Ustedes contarán con el apoyo del Estado para estudiar en la universidad acreditada de alta calidad, pública o privada, que escojan, sin importar su nivel socioeconómico”, manifestó el presidente Santos, quien explicó que el Gobierno también garantizará su transporte, sostenimiento, alimentación y materiales educativos.

Fabio Andrés Acero es uno de los estudiantes que presentaron las pruebas Saber Pro con evaluaciones sobresalientes. Se graduó de la carrera de Derecho en marzo y quedó boquiabierto, como muchos, con el anuncio que hizo el primer mandatario esa noche.

“Yo no podía creer cuando nos dijeron que habíamos ganado una beca para estudiar en cualquiera de las mejores universidades del mundo; mis papás y yo pensábamos que el evento era solo para condecorarnos”, comentó Fabio.

Este pilo, al igual que los otros nueve mejores alumnos del país en Saber Pro, ganó una de las becas con las que pueden elegir la institución de educación superior que quieran en el exterior para realizar sus estudios de maestría en la carrera que deseen.

“Estas universidades a las que podremos acceder son las mejores según el ‘ranking de Shanghái’, que es una de las calificaciones de mayor prestigio internacional. Realmente es un premio impresionante”, explica Fabio. También dice que lo que le parece más chévere es tener varias opciones para escoger, considerando que la maestría es libre. Aunque estudió Derecho y lo ejerce actualmente, está decidido a hacer un MBA, ya sea en Harvard o en Columbia.

Los diez becados recibirán un subsidio completo que incluye los gastos de estudio, manutención, pasajes y materiales, a lo largo de toda la carrera.

Adiós, crédito

Stefanía Encarnación Montalvo es tecnóloga en Procesos Agroindustriales de la Universidad Autónoma de Occidente, de Cali. También fue una de las sorprendidas de la noche. Por su buen desempeño en las pruebas Saber Pro, el Gobierno le condonó el crédito que le otorgó el Icetex para estudiar esa carrera tecnológica, de la cual se graduó en octubre de este año a sus 23 años.

Para ella fue una gran noticia, pues es quien mantiene, por sí sola, a su hijo Santiago, de 7 años, con quien vive en Tuluá.

“Yo trabajaba durante el día haciendo aseo en casas de familia y estudiaba durante la noche. Cuando me dijeron que ya no debía los cinco millones de pesos, me quedé sin aliento”, afirma Stefanía. “Estoy muy agradecida con el Ministerio de Educación, pues no solo cubrieron todos los gastos de mi viaje y los de mi mamá a Bogotá, sino que fue para recibir semejante noticia”, dijo.

Ahora con la deuda saldada, esta vallecaucana planea solicitar otro crédito para seguir estudiando el pregrado de Ingeniería de Procesos Industriales y así pasar de tecnóloga a ingeniera.

Sabe que de este modo puede darle un mejor futuro a su hijo, quien está cursando segundo de primaria y a quien le inculca diariamente que la educación es la mejor herramienta para progresar.

‘El mejor país’

Jessica Daza Castillo viajó a Bogotá con su mamá a recibir la medalla, según tenía entendido, por su buen rendimiento en las pruebas Saber Pro. A diferencia de lo que creía no había trescientos estudiantes en esta categoría. En la tarima estaban quince jóvenes y en ese grupo se encontraban los diez más destacados del país. Ella era uno de ellos.

Esta manizalita estudió medicina en la Universidad de Caldas y presentó las pruebas en décimo semestre, dos semestres antes de lo usual. “Yo sabía que para el año siguiente iba a estar cursando lo que estoy haciendo ahora, que es mi internado. Como no tendría tiempo libre para estudiar, decidí ser precavida y me presenté un año antes”, explica Jessica. Por eso estaba tan asombrada con la noticia de haber quedado entre los mejores y ser la más joven del grupo.

Aún no sabe a cuál universidad quiere aplicar para su especialización en anestesiología pero está segura de que quiere regresar a Colombia. “Estoy en el mejor país y estudié en la mejor universidad”, dice con orgullo. “Esta es una oportunidad gigante pero no estoy de acuerdo con que exista una fuga de cerebros. Si el gobierno me da esta posibilidad yo debo retribuirle al país, no nos podemos olvidar de esta tierra tan maravillosa”.

ESTILO DE VIDA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.