Atravesados

Atravesados

La guerrilla azuza a la derecha para que se oponga aún más al proceso paz.

notitle
05 de diciembre 2015 , 08:03 p.m.

Si las negociaciones de paz están muy adelantadas, como lo ha sostenido el Gobierno, lo demuestra por sus acciones y lo han corroborado otros miembros de la guerrilla, es absolutamente incomprensible que el ‘canciller de las Farc’, ‘Rodrigo Granda’, haya dicho que ellas aspiran a concentrarse en unos territorios especiales de paz desmilitarizados, en los que van a mandar. Es precisamente lo contrario de lo que se requiere, que es ejercer la soberanía plena del Estado en todo el territorio.

Adicionalmente, ‘Granda’ dijo que las Farc aspiran a modificar el presupuesto de defensa y a que se cambie la doctrina del Ejército. Hizo bien el general Jorge Enrique Mora en responderle que esas son fantasías de ellos. Evidentemente, es algo que no tiene probabilidad alguna de suceder, y en esta etapa de las negociaciones ni siquiera cabe pensar que se trata de una bravuconada. Más bien hay que entenderla como una provocación que está totalmente fuera de lugar como respuesta a actitudes y acciones definitivamente generosas del Gobierno.

Cabe preguntar, entonces, cuál es el propósito de esta alevosía. Una posibilidad es que haya sido concebida como una señal para la guerrilla de que sus negociadores aspiran a obtener con la paz lo que no consiguieron con la guerra y que, si finalmente no lo logran, no ha sido por no intentarlo. Es posible que esto sea bien recibido en el monte, pero al Ejército no le hace gracia, como lo demostró la respuesta del general Mora, que respaldó todo el equipo negociador. Tampoco le debe de haber gustado al Gobierno, pues crea la sensación de que no es suficientemente desconfiado, lo que le da argumentos adicionales a la oposición para sostener, sin justificación, que “se está entregando el país”.

Precisamente cuando se está luchando por ampliar el respaldo para la paz, la guerrilla azuza a la derecha para que se oponga aún más al proceso. Quizás la intención es solamente demorarlo, pero se corre el riesgo de descarrilarlo si contribuye a que desfallezcan o titubeen quienes han estado jugados por la paz, entre ellos el propio presidente Santos. Ese comportamiento es de un grupo de atravesados que no valora lo que se ha alcanzado e insiste en fórmulas desgastadas y fallidas, cuando el adversario está ofreciéndoles una salida digna y potencialmente productiva que les permitiría seriamente ayudar a construir un país mejor.

No han dado detalles del cambio de doctrina del Ejército que tienen en mente, pero seguramente es el opuesto del que requiere no solamente el Ejército, sino toda la Fuerza Pública, que tiene que fortalecerse para el posconflicto. No debe dejar espacios libres para que a la guerrilla la sustituyan grupos criminales en los territorios en los que han sido fuertes. A partir de un acuerdo de paz, el Gobierno tiene la obligación de garantizar que el Estado controla todo el territorio nacional, especialmente las zonas en las que tradicionalmente ha tenido presencia continua la guerrilla, en las fronteras desprotegidas y en las rutas de tráfico de contrabando, armas y drogas. El objetivo es recuperar la soberanía en los territorios en los que la ha perdido el Estado colombiano o se la ha cedido a caciques regionales que, a su vez, la han cedido a criminales.

Buena parte de la responsabilidad de cumplir con este objetivo es de la Fuerza Pública, que va a necesitar una nueva doctrina y mayores recursos para lograrlo. El sector justicia del Gobierno, el Ejército y la Policía lo que necesitan es un presupuesto mayor. Adicionalmente, hay que tener en cuenta que el Ejército está planeando hacer otra contribución a la paz, prestando servicios de ingeniería civil y atención a la población en zonas marginadas o aisladas dentro del territorio nacional.

RUDOLF HOMMES

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.