Con corazón de león, Santa Fe busca el título de la Copa Suramericana

Con corazón de león, Santa Fe busca el título de la Copa Suramericana

Llegó el día. La primera final contra Huracán, y en Argentina. Primeros 90 minutos claves.

notitle
01 de diciembre 2015 , 09:36 p.m.

Llegó el día para los santafereños. Sus corazones deben estar saltando, intentando salirse del pecho. Los pelos, erizados. La respiración agitada, acelerada, profunda. Ese sudor que delata nerviosismo. Esas miradas recurrentes al reloj, esperando el comienzo. El paso lento de los minutos. La desesperante ansiedad. Todo eso hace parte de la sufrida alegría que tiene una final, y Santa Fe afrontará este miércoles una internacional, en el juego de ida, en Argentina, contra Huracán. Primeros 90 minutos para luchar, para ilusionarse, para rugir.

Lo que pase este miércoles marcará en gran parte el destino de la Copa Suramericana y, de paso, el estado emocional de los hinchas. Por eso debe haber un sustico incómodo. La habitual zozobra por lo que deparará este primer juego. No es extraño que las cabezas de los santafereños estén nubladas, distraídas, poseídas. ¿Es posible que piensen en otra cosa que no sea en el pitazo inicial? ¿Es posible que no anhelen que el partido sea fugaz y llegue ya el juego de vuelta?

Estar en una final no tiene nada que ver con tranquilidad. Es el sacrificio que hacen esos afortunados que ven de cerca la gloria: sufrir los días previos, padecer los 90, los 180 minutos de juego. Controlar las taquicardias. Todo para esperar un final feliz.

El único antídoto para sobrellevar semejante expectativa puede ser la confianza que tengan en su equipo, en sus guerreros, en sus leones; esos que han recorrido este camino de la Copa, que han sufrido, que han luchado, que han fallado, que se han levantado, que han disimulado el cansancio de tantos partidos seguidos, que han hecho goles irrepetibles, como el cañonazo de Perlaza en la cancha de Luqueño, como la carrera incontenible de Balanta y su gol a Independiente, como el cabezazo de martillo que le hizo Morelo al Emelec, como el zurdazo de Seijas, al borde del área contra Nacional, en Montevideo.

“Nos vamos a jugar la vida, no tengan ninguna duda”, anticipó el jefe de la manada, el DT Gerardo Pelusso, cuando Santa Fe eliminó a Luqueño en El Campín, hace ocho días. Esa es la consigna del equipo, saltar a la cancha a dejar el alma por un resultado que alimente la ilusión.

Al plantel no le cabe el mismo nerviosismo de su afición –aunque lo haya–. En el equipo solo debe haber un esforzado entorno de tranquilidad, de concentración, de mesura. Con el coraje latiendo, con los músculos palpitando. Con confianza. Al fin y al cabo, Santa Fe no ha sido inferior de visitante en esta Copa. Solo perdió un partido, con Emelec –aunque pudo ganarlo, le remontaron en los últimos minutos–, y en cada salida dio batalla. Por eso, es posible creer que hoy puede lograr una nueva hazaña, que puede desafiar a Huracán en su cancha y conseguir un resultado que le haga menos adverso el partido de vuelta.

Como ya es habitual, deberá hacer frente a una nueva ausencia, y notable, la de Roa, a quien por amarillas le tocó sufrir la primera final afuera. Pero el equipo ya cuenta con varios estandartes, con Otálvaro, Omar, Anchico, que podrían actuar. Y con todos los demás que han dado cada batalla. Santa Fe jugará con lo mejor que tiene disponible y, de seguro, con la fiereza que se necesita.

El día de la primera final ya llegó. Se acerca la hora. Faltará el juego de vuelta, el otro miércoles en Bogotá, pero el de este miércoles, si el resultado es favorable, permitirá que los hinchas cardenales sueñen, se ilusionen, así tengan que vivir otra semana de angustiosa alegría.

“Que comience ya el juego”, deben estar suplicando los hinchas más ansiosos, los más impacientes; también los jugadores, que deben saber que una final de Santa Fe hay que jugarla con el alma, con la garra, con ese corazón de león que se sale del pecho.

PABLO ROMERO
Redactor de EL TIEMPO
@PabloRomeroET

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.