Bélgica, Luxemburgo y Holanda convocan gabinetes de seguridad

Bélgica, Luxemburgo y Holanda convocan gabinetes de seguridad

Pasaporte encontrado en el lugar de los atentados es de un sirio que solicitó refugio en Europa.

notitle
14 de noviembre 2015 , 11:20 a.m.

Los brutales ataques en París que dejaron 129 muertos han iniciado un debate en Alemania sobre la política de refugiados en la Unión Europea impulsada por la canciller Angela Merkel, generando discusiones sobre cómo supervisar mejor a las personas que ingresan al país.

Así mismo, las autoridades alemanas incrementaron las medidas de seguridad en lugares públicos, como las estaciones de trenes. El ministro del Interior, Thomas de Maiziere, dijo que varios extremistas podrían estar fugitivos.

También se confirmó que la policía se contactó con las autoridades francesas tras arrestar a un hombre de Montenegro en Bavaria el 5 de noviembre que aparentemente se dirigía a París en un auto en el que transportaba armas y explosivos.

Apenas unas horas antes, el primer ministro del estado de Bavaria, Horst Seehofer, líder de un partido que pertenece a la coalición de Merkel, la Unión Social Cristiana (CSU), había pedido tomar una postura más firme sobre la protección de la frontera alemana y llamó a tomar controles más estrictos en las zonas limítrofes de Europa.

"En vista de la creciente inmigración a Alemania, tenemos que saber quién está atravesando nuestro país", dijo Seehofer, quien ha criticado abiertamente a Merkel por su enfoque permisivo en torno a la crisis de refugiados.
Pero el vicecanciller y ministro de Economía, Sigmar Gabriel, advirtió en contra de hacer que Alemania fuera un destino más hostil para los refugiados.

"No deberíamos hacerlos sufrir por venir de regiones desde donde se están planificando actos terroristas contra nosotros", sostuvo.

"Como un estado libre, siempre somos vulnerables", dijo Gabriel, quien además lidera el partido de los Social Demócratas (SPD), otro grupo en la coalición gobernante de Merkel.

A su vez, las autoridades griegas indicaron que el pasaporte encontrado en el lugar de los atentados correspondía al de un migrante sirio llegado el mes pasado a una isla griega donde se inscribió como candidato a estatuto de refugiado.

"Confirmamos que el propietario del pasaporte llegó a la isla de Leros el 3 de octubre y fue registrado bajo reglas europeas", indicó el comunicado del ministro para la protección ciudadana,

Europa está en alerta

Los atentados de París que le costaron la vida a al menos a 129 personas y que deja heridas a 350, 99 de ellas en estado crítico, según recientes reportes policiales, han llevado a los países de Europa a aumentar y reforzar este sábado las medidas de seguridad antiterroristas

"A la luz de los atentados de la pasada noche, revisaremos por supuesto nuestros planes y nos aseguraremos de que aprendemos las lecciones apropiadas", dijo el primer ministro británico, David Cameron, después de una reunión de emergencia del gobierno.

"Está claro que la amenaza de Estado Islámico está cambiando. Los atentados de la pasada noche dan a entender que existe un nuevo grado de planificación y coordinación, y una ambición mayor de provocar un alto número de víctimas", añadió. "En el Reino Unido afrontamos la misma amenaza", añadió, avisando además de que entre las víctimas de París habrá "un cierto número" de británicos. (Lea también: Identificar a suicidas, primer acto de investigación de ataques en París)

Londres, París y Madrid han sido las ciudades europeas que han sufrido los peores atentados islamistas de los últimos años. Al menos 191 personas murieron en marzo de 2004 en España en una serie de atentados islamistas contra trenes de cercanía, que llegaban a la estación madrileña de Atocha.

En Londres, 56 personas murieron el 7 de julio de 2005 en varios atentados prácticamente simultáneos contra el transporte público. El presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, habló por teléfono con su homólogo francés, Manuel Valls. Por su parte, el ministro del Interior español, Jorge Fernández Díaz convocó una reunión de los servicios secretos y servicios antiterroristas "para evaluar el nivel de alerta", actualmente en el grado 4 de 5 desde el mes de junio.

Bélgica, Luxemburgo y Holanda prenden las a alarmas

Los primeros ministros de Bélgica, Luxemburgo y Holanda han convocado reuniones del consejo nacional de seguridad o de ministros extraordinarios para analizar el estado de amenaza terrorista para sus respectivos países tras los atentados en París.

El primer ministro belga, Charles Michel, presidirá una reunión del consejo nacional de seguridad, aunque de momento el Gobierno no ha elevado el nivel de alerta. El viceprimer ministro y titular de Asuntos Exteriores, Didier Reynders, indicó que el Gobierno ha movilizado al órgano de coordinación para el análisis de la amenaza (OCAM, en francés), a fin de evaluar eventuales riesgos en territorio belga.

De momento, el nivel de alerta terrorista no ha sido elevado en Bélgica, pero la OCAM ha instado a los ciudadanos a permanecer vigilantes, sobre todo en grandes eventos. Bélgica decidió este sábado introducir controles fronterizos con Francia en carreteras, aeropuertos y estaciones de tren a raíz de los atentados tras una reunión del centro de crisis.

"Participamos evidentemente también en los esfuerzos de control de las fronteras y en los aeropuertos en el marco del estado de emergencia declarado por Francia", afirmó el ministro.

"Hemos llamado también a la vigilancia especial a nivel de la Policía local", agregó.
El Ministerio de Asuntos Exteriores ha modificado además el aviso de viaje para los belgas a fin de instar a los ciudadanos que se encuentren en París a ser prudentes.

De momento el Gobierno belga no tiene información sobre posibles víctimas belgas entre los fallecidos y heridos en los atentados terroristas en la capital gala.

También en Luxemburgo, el primer ministro Xavier Bettel ha convocado un consejo de gobierno extraordinario en el Ministerio del Estado, al igual que su homólogo holandés, Mark Rutte, en el Ministerio de Justicia.

En Holanda, el rey Guillermo-Alejandro se ha mostrado hoy en su página de la red social Facebook "profundamente horrorizado" por los atentados terroristas de París, y expresó su solidaridad a los franceses. "Estamos firmemente con los franceses a la hora de defender la libertad contra el terror", señaló

Polonia no quiere recibir más refugiados

Polonia fue más allá y dijo que no recibirá a más refugiados, rompiendo sus compromisos con la Unión Europea (UE), anunció el próximo ministro polaco de Asuntos Europeos, Konrad Szymanski.

"Las decisiones del Consejo Europeo, que nosotros habíamos criticado, sobre la distribución de refugiados e inmigrantes entre los países de la UE siguen teniendo fuerza de ley en Europa", escribió Szymanski en el portal de derecha Polityce. "Pero después de los trágicos sucesos de París, nos vemos en la imposibilidad de respetarlas", agregó. (Lea también: Cronología de atentados atribuidos al Estado Islámico)

El primer ministro belga, Charles Michel, pidió a los belgas que eviten viajar a París. "Pedimos a nuestros conciudadanos que eviten viajar a París si no es indispensable", dijo el primer ministro en una declaración al canal de televisión pública RTBF, recomendación que permanecerá efectiva al menos durante este fin de semana, precisó un portavoz del primer ministro a la AFP.

El Gobierno de Hungría, que en septiembre y octubre selló sus fronteras con Serbia y Croacia para detener el flujo de personas que buscan asilo en el norte de Europa, anunció que ha elevado la alerta de seguridad por amenaza terrorista. "Hay que reforzar la protección del país y responder a este horrible ataque terrorista", dijo hoy el primer ministro húngaro, Viktor Orbán en la televisión pública.(Lea también: Francia es un blanco demasiado atractivo para el terrorismo)

El Gobierno de Eslovaquia, que al igual que el de otros países de la región es reacio a aceptar una cuota de reparto de refugiados en toda la Unión Europea (UE), anunció que arrestará a todo aquel que entre de forma ilegal al país. "La seguridad se convierte en la prioridad absoluta", dijo el primer ministro eslovaco, Robert Fico

Viena ordenó el cierre este sábado del Liceo Francés, donde estaban programados exámenes, y del tradicional mercado navideño. En Berlín, la jefa de gobierno Angela Merkel presidirá una reunión de emergencia para "discutir la situación en Francia y todas las cuestiones relacionadas".

El primer ministro italiano, Matteo Renzi, presidirá igualmente una reunión de seguridad en Roma, que se prepara para recibir a millones de católicos para un año jubileo.

AGENCIAS

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.