'El yate que embistió a mi hijo iba muy rápido y cerca de la playa'

'El yate que embistió a mi hijo iba muy rápido y cerca de la playa'

La familia de Christian Andrés Gómez dice que en la playa no había paramédicos ni salvavidas.

notitle
09 de noviembre 2015 , 10:02 p.m.

Aunque Christian Andrés Gómez Trejos ha presentado leves mejorías tras el accidente que lo dejó en coma el pasado 31 de octubre, en las playas de El Rodadero, en Santa Marta, su familia pide mayores controles para los bañistas.

El joven de 25 años “ha evolucionado muy bien, ya le quitaron el ventilador y ya asiente con la cabeza cuando le preguntamos algo, es un milagro”, contó su padre de crianza, Javier Arias Palacio.

Christian Andrés se desempeñaba como instructor del Sena en Manizales y tiene una maestría en Lenguas Modernas.
Gómez y un grupo de 15 familiares viajaron desde Armenia hasta Santa Marta para celebrar el aniversario número 50 del matrimonio de sus abuelos, el fin de semana de Halloween. Desde entonces, permanece en la Unidad de Cuidados Intensivos de la clínica El Prado, tras el choque entre la bicicleta acuática en la que iba con sus tres hermanos y un yate en el que se movilizaba, según la familia, el piloto comercial Pedro Tapias Clavijo.

La hélice del yate le habría ocasionado la mayoría de las heridas, según contó la madre del joven, Luz Merced Trejos.
“Tiene aplastamiento de cerebro en el lado izquierdo, perdió un ojo, tiene fracturas en todo el lado izquierdo del cuerpo y parálisis en el lado derecho”, dijo Trejos.

El comandante de Guardacostas, el capitán de fragata Álvaro Díaz, que atendió la emergencia, dijo que rescataron a tres personas y que “cuando llegó la Unidad de Guardacostas el herido estaba siendo embarcado en el yate que presuntamente los estrelló”.

Díaz también informó que la Policía condujo a “tres personas que estaban en el yate al CAI de El Rodadero y posteriormente a la URI de la Fiscalía”.

En esto coincide el padre de Cristian, quien también estuvo en la Fiscalía esa noche. “Nosotros no podemos establecer quién iba conduciendo el yate, iban muy rápido y muy cerca de la playa, mis hijos iban de espalda cuando los embistieron, luego todo fue confusión”, dijo Arias Palacio.

Y añadió que “pensamos que en la Fiscalía les iban a practicar pruebas de alcoholemia en sangre, pero no, fueron las manuales y salieron negativas, los testigos nos dicen que sí olían a trago”.

La hélice del yate le habría ocasionado la mayoría de las heridas, según contó la madre del joven, Luz Merced Trejos. “Tiene aplastamiento de cerebro en el lado izquierdo, perdió un ojo, tiene fracturas en todo el lado izquierdo del cuerpo y parálisis en el lado derecho”, dijo.

La familia prepara una demanda contra el municipio pues aseguran que en la playa no había ni paramédicos ni ambulancia ni salvavidas, por lo que ellos mismos tuvieron que transportarlo en un taxi hasta la clínica.

La médica y prima del joven, Adriana Gómez Botero, le brindó los primeros auxilios señaló que “no había ni una camilla, ni ambulancia ni nada, en esas playas no hay ningún control, les entregan las bicicletas y ni les dicen hasta dónde pueden ir”.

Las principales playas como El Rodadero y Taganga se encuentra dividida en tres franjas, demarcadas con boyas de colores, la primera la ocupan los bañistas, sigue las naves sin motor con las bicicletas marinas o inflables, luego las motos marinas y la cuarta el transporte marino de pasajeros.

Por su parte, el capitán de puerto de Santa Marta, capitán José Plaza, dijo este lunes que el caso está en investigación. "Se están recogiendo pruebas y testimonios, pues es un caso delicado y toca precisar bien lo que ocurrió", dijo Plaza, quien también aseguró que hay mucha vigilancia y controles.

EL TIEMPO intentó comunicarse con el piloto Pedro Tapias pero no fue posible establecer contacto con él.

La madre de Gómez dijo que “el abogado del piloto y del lanchero, que parece que conducía el yate, ya se presentó en la Capitanía, donde pusimos la denuncia además de la Fiscalía, pero a nosotros no nos han buscado, el jueves tenemos una citación en la Fiscalía”, contó Trejos. Y agregó que precisamente ese día, el 12 de noviembre, es el cumpleaños número 26 de su hijo.

En las playas de la Costa Atlántica ya se han registrado, en los últimos años, accidentes como el del joven quindiano. En 2014 una mujer resultó herida con la hélice de un yate en Playa Blanca, Barú. La mujer que venía desde Dubai, Emiratos Árabes, estaba dando un paseo en un yate y tras bajarse precipitadamente fue alcanza por la hélice.

En febrero de este año, otra mujer fue atropellada por una moto acuática en Punta Arena, Cartagena. La moto era conducida por una joven, quien invadió la zona de bañistas. La mujer quedó con lesiones en su píe y fractura en 4 falanges.

También, en julio pasado, un turista argentino fue atropellado por una moto acuática en San Andrés. Resultó con trauma craneoencefálico severo y tuvo que ser recluido en la Unidad de Cuidados Intensivos, después de ser golpeado mientras practicaba snorkeling.

LAURA SEPÚLVEDA
Corresponsal de EL TIEMPO
Armenia

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.