Mujer afro en lista al Congreso español es 'el resultado de una lucha'

Mujer afro en lista al Congreso español es 'el resultado de una lucha'

Consuelo Cruz, candidata colombiana al Senado de España, habló con EL TIEMPO.

notitle
09 de noviembre 2015 , 08:01 p.m.

Madrid. Cuando la caleña Consuelo Cruz Arboleda (1962) llegó a España, en el 2003, fue víctima de estereotipos. “Yo
pasaba siempre por una calle en la que estaba un señor bien vestido que me decía: ‘¡Guapa!’. Cuando le agradecí una vez el piropo, me preguntó cuánto cobraba”.

Pero no fue ese el momento en el que entendió que debía luchar por la comunidad femenina afrodescendiente. Lo ha hecho siempre. Y ahora aspira a continuar desde el Congreso español, pues es la primera candidata negra para ser diputada. Ocupa el número 18 de la lista madrileña que el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) somete a la votación popular en las elecciones presidenciales del 20 de diciembre.

Desde que llegó a España se vinculó al trabajo social con mujeres y al empoderamiento femenino en el colectivo africano.

Caminó de la mano de Pedro Zerolo, un socialista que luchó por los derechos de las minorías. Y gracias a él llegó a ser coordinadora del Grupo Afrosocialista. “Desde ese espacio empezamos a cambiar la visión dentro y fuera del partido”, le dijo Cruz a EL TIEMPO.

¿Qué tipo de acciones han llevado a cabo?

Muchas, pero le puedo citar dos. El impulso a una proposición de no ley en favor del colectivo afrodescendiente el 17 de febrero del 2010 y una reivindicación por la que hemos luchado durante años: que el rey Baltasar, que desfila el día de una fiesta tan importante en España como la de Reyes (el 6 de enero), sea negro.

Hasta ahora siempre ha sido una persona blanca pintada de negro con labios rojos. No solo es grotesco, sino discriminatorio y ofensivo. Por primera vez, en esta Navidad desfilará en Madrid un Baltasar que sea representante del colectivo. Y es un ejemplo que se empieza a reflejar en otras ciudades.

¿Influyó en ello la nueva izquierda en el Ayuntamiento de Madrid, con Manuela Carmena de alcaldesa, por un grupo del que hace parte Podemos?

Es una cuestión de voluntad política. La anterior alcaldesa (Ana Botella, del Partido Popular) decía que no había concejales negros, pero no hay nada escrito que determine que tiene que desfilar un concejal. Carmena ya lo aceptó.

¿Considera que España es un país racista?

No creo que sea un país racista, pero sí hay connotaciones racistas de personas o grupos (como España 2000). Eso es lo que estamos cambiando. Hay personas que han nacido en España de raza negra. Y el hecho de que haya una mujer latina, afrodescendiente, en la lista del Congreso de los Diputados es el resultado de una lucha y la muestra de un partido valiente que busca avances sociales. Se abre una puerta imposible de cerrar.

¿Qué piensa hacer por la comunidad que representa si es elegida?

Lo más importante es la visibilidad en los espacios de poder. Que se normalice nuestra situación, que trabajemos por que todos tengamos los mismos derechos y deberes. Promoveremos acciones afirmativas, que no puedo adelantar; hay que esperar a que el partido haga público su programa.

Es un programa creado en la calle, con la gente, después de cuatro años en los que se borraron de un plumazo todos los avances logrados en los gobiernos de (José Luis Rodríguez) Zapatero. Se retiró la tarjeta sanitaria a los inmigrantes sin papeles, hubo retrocesos en educación y se formaron guetos de extranjeros.

¿Qué opina de la fuerza que han tomado partidos políticos nuevos como Podemos y Ciudadanos?

Ellos han hecho interesante la contienda. Nos han obligado a mejorar a todos. Nos reafirman en nuestro ideario.

¿Y de la situación de los afrocolombianos en nuestro país?

Yo le digo a mi Gobierno colombiano que mire el altísimo porcentaje de afrocolombianos que hay. No estamos todos representados y lo que no se visualiza no existe.

Que se fije en la situación de las mujeres afrocolombianas. Yo soy hija de una mujer chocoana que nunca se ha rendido. Tengo su fuerza y lo estoy demostrando. Ella me anima a seguir. Estoy orgullosa de mi Chocó, de mi Valle del Cauca y de mi universidad (Universidad Santiago de Cali).

También lo está de sus dos hijas, Andrea y Daniela, ambas nacidas en Colombia. “Son reivindicativas, levantan la voz ante la injusticia”, dice.

Divorciada, Cruz se casó en segundas nupcias con “un maravilloso español”, en sus palabras. “En familia siempre debatimos y conversamos”. Constituyen su principal apoyo.
Cruz termina la entrevista con una declaración en voz alta: “Estoy orgullosa de ser negra, feminista, inmigrante y de izquierda”.

Juanita Samper Ospina
Corresponsal en España

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.