'Creo mucho en el poder femenino': Diego Torres

'Creo mucho en el poder femenino': Diego Torres

El cantante habla de su disco 'Buena Vida', de su preocupación por los temas sociales y de Colombia.

notitle
01 de noviembre 2015 , 10:40 p.m.

Diego Torres hace mucho tiempo dejó de ser un extranjero más para Colombia. El cantautor argentino no solo es un visitante asiduo, sino también un “embajador del país”, como él mismo lo asegura.

Después de cinco años fuera de los escenarios musicales, el cantante presenta su nuevo disco ‘Buena Vida’, una producción marcada por los temas sociales y cotidianos que muestra un lado más autobiográfico, sus alegrías, sus dolores y angustias.

“Todos este disco refleja lo que soy. Con momentos nostálgicos, tristes. Soy una comedia dramática porque la vida es eso, son dos caras y el desafío más grande es encontrar ese equilibrio”, asegura a EL TIEMPO, durante una la gira promocional de su álbum en Colombia, que también lo llevará por Latinoamérica.

Sus canciones expresan alegría, incluso en momentos en los que parece no haber un lado positivo, ¿es su sello personal?

Creo que sí. Es hablar de la vida desde un buen lugar. Hablo mucho de eso en mis canciones porque estoy convencido de que uno aprende más de los malos momentos que de los buenos, y a lo mejor es darle una lectura y una reflexión a esos malos momentos porque siempre están presentes. Hay que aprender a convivir con conflictos, con penas, con tristezas, pero la vida continúa.

Ingresó en el Salón de la Fama de los Compositores Latinos, ¿cuál cree que es su legado en la música?

Mis canciones, sin duda. Las primeras y las que seguiré haciendo. El día de la ceremonia se hizo un recorrido de canciones y fue muy lindo escucharlas en las voces de otros artistas. Somos un legado de canciones, son eternas. Algún día no vamos a estar y ellas seguirán vivas, vigentes.

En este disco deja ver una faceta social en temas como ‘Iguales’ o ‘La grieta’. ¿Lo concibió desde un inicio así?

Puede ser. Antes, siempre me preguntaban por el color de la esperanza (por la canción que lleva ese nombre) y bueno, finalmente lo encontré: es el gris. Esa primera canción de la que hablas es un ejercicio para decir que es solo uno el amor y que nadie tiene la verdad. En la canción digo ‘no voy a cambiar la historia de esta América’, pero es probable que la haga un poco mejor si entiendo y respeto que hay varias voces y si nos damos cuenta de que al final todos somos iguales.

A propósito de esos cambios sociales y con lo involucrado que está con Colombia, ¿cómo ve al país ahora?

Recuerdo que cuando empecé a venir a Colombia las rutas no eran del todo seguras y había mucho temor de la gente sobre muchas cosas. Ahora Colombia viene peleando, tratando de llevar adelante una situación de paz. Pero eso hace al colombiano un ser especial, que tiene una evolución, una espiritualidad y una lectura de los conflictos diferente, por ejemplo, al argentino. El argentino es como el tango, es muy sufrido, se le rompe el auto y dice: ‘me quiero matar’. El colombiano lo toma de otra manera, porque siempre piensa que hay otras cosas más importantes. Veo un país que lucha por vivir en paz porque ha sufrido mucho. Me gusta el espíritu de Colombia y por eso la considero mi segunda tierra.

También, y quizás motivado por su papel de padre de una niña, hay una canción donde la mujer es la protagonista. ¿Se siente involucrado en este tipo de temas?

Seguro. Las mujeres en mi vida son algo fundamental. Tuve una madre muy especial, una mujer enorme que me dejó muchas enseñanzas. Tengo dos hermanas divinas y también están mi mujer y mi hija. En mi vida siempre están las mujeres. Creo mucho en el poder femenino y esta canción, ‘Por ellas’, que hago precisamente con ChocQuibTown es una canción muy pícara. Es la continuación de ‘Usted’ (a dúo con Vicentico) que habla del hombre como condicional de la mujer. Las canciones siempre hablan de eso, pero al revés, y nunca hablamos de lo que a los hombres nos pasa. Entonces sí, me siento más cercano a estos temas. Imagínate que teniendo una hija ahora me preocupo por lo que veo en el mundo.

CINDY A. MORALES
Subeditora ELTIEMPO.COM

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.