Reducir la tasa de homicidios, el gran reto de Armitage en Cali

Reducir la tasa de homicidios, el gran reto de Armitage en Cali

Aunque la cifra ha bajado en los últimos años, sigue siendo una de las más altas a nivel nacional.

notitle
22 de octubre 2015 , 10:17 p.m.

En la ciudad más importante del Pacífico colombiano, el empresario Maurice Armitage sucederá a Rodrigo Guerrero en la Alcaldía de Cali. El actual mandatario de la Sultana del Valle tiene un 34 por ciento de imagen favorable entre los caleños, según la encuesta sobre calidad de vida del programa ‘Cali cómo vamos’.

Armitage, de 70 años, deberá culminar megaobras como la ampliación de la avenida Circunvalar y hacerle mantenimiento al 50 por ciento de la malla vial, además de resolver el problema de abastecimiento de agua en la ciudad. Pero su principal reto, en opinión de expertos, es continuar con la reducción del homicidio.

Frente a este panorama, ELTIEMPO.COM consultó a dos analistas sobre cuáles serán los principales retos en seguridad, movilidad, salud, educación y economía que tendrá Armitage.

Seguridad

Reducir la tasa de homicidios es el principal reto en seguridad. Si bien el número de casos pasó de 83 a 65 por cada 100.000 habitantes en 2014, esta tendencia a la baja debe continuar. “Sigue siendo una de las más altas a nivel nacional, incluso a nivel internacional. Se tienen que fortalecer todas las estrategias empleadas por la Alcaldía”, explica Mauricio Vásquez, coordinador del programa ‘Cali cómo vamos’.

Otros retos a enfrentar por Armitage serán mejorar la percepción de seguridad entre los caleños –el 40 por ciento se siente inseguro– y reducir el hurto callejero, el delito de mayor impacto en la ciudad. “El robo más común es el de celulares. Pero muchas víctimas no se atreven a denunciar”, asegura el analista.

Movilidad

Vásquez plantea que para mejorar la movilidad en Cali se debe fortalecer el sistema de buses articulados MÍO, además de integrarlo con otras alternativas de transporte público, como el MÍO Cable. “El ciento por ciento de la flota de vehículos no ha circulado y la mayoría de buses tradicionales ya han salido de la vías”.

Como la oferta de transporte público es deficiente, el parque automotor privado aumentó. Esto, a consideración del analista, también incrementa la ocupación vial. “Entonces, se necesitan dos cosas: desarrollar vías y que el transporte público cobre mayor importancia entre los caleños”.

Educación

Según datos de ‘Cali cómo vamos’, el 40 por ciento de los jóvenes caleños no tiene acceso a la educación media (grados décimo y once). “Esto impide que muchos caleños puedan ingresar a la universidad o conseguir trabajos mejor remunerados”, afirma Vásquez, quien también alerta sobre la baja cobertura escolar para la primera infancia. “Es que la información en ese tema está incompleta”.

De acuerdo con esto, el gran reto educativo para la administración Armitage será fortalecer la oferta y la calidad de las instituciones públicas. “Hay que cerrar las brechas entre los colegios públicos y los privados, ponernos a la vanguardia del rendimiento. Esto se hace con mejor tecnología, infraestructura y buenas condiciones para los docentes”, recomienda el coordinador del programa.

Salud

Ante la crisis que afronta el Hospital Universitario del Valle (HUV), la Alcaldía y la Gobernación deben trabajar en conjunto para recuperar la institución médica de carácter público más importante de la ciudad, así lo cree Augusto Galán Sarmiento, exministro de Salud y director de la organización ´Así vamos en salud´. “Lo primordial es darle solución a la falta de recursos y de administración”.

‘Cali cómo vamos’ plantea otro reto: Armitage tendrá que desarrollar más infraestructura, pues la excesiva demanda de atención médica que hoy existe no se puede suplir. “El alcalde debe fortalecer la red pública de hospitales de Cali para descongestionar los servicios del HUV. Ese sería un aporte importante”, resalta Vásquez.

Economía

La prioridad de los caleños es tener un empleo. Aunque la tasa de desocupación de la ciudad fue de 10,8 por ciento entre junio y agosto de este año, se sitúa por encima de la media nacional (9,1 por ciento). “Además, la tasa de informalidad laboral es alta. La del año pasado fue del 46 por ciento”, agrega Vásquez.

Una política seria de generación de empleo y apoyo al emprendimiento ayudaría a mejorar la calidad de vida en Cali, plantea Vásquez. “Es importante crear una secretaría de desarrollo económico y que esta tenga injerencia transversal en el sector académico y productivo. Así se podrían establecer condiciones favorables para emprender un proyecto empresarial”.

Posconflicto

En opinión de Jorge Restrepo, investigador y director del Centro de Recursos para el Análisis de Conflictos (CERAC), el trabajo de reintegración de desmovilizados tras la firma de un tratado de paz será intenso en Cali, debido a su cercanía a zonas donde los grupos ilegales hacen fuerte presencia. Cuatro frentes de las Farc (Sexto, 29, 30 y 60) operan en el Valle, Cauca y Nariño, según información de medios locales. “Pero la reintegración no solo debe ser social, es decir, aceptarlos en las urbes. Es importante abrirles oportunidades laborales”, puntualiza Restrepo.

JOSÉ DARÍO PUENTES

Periodista ELTIEMPO.COM

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.