Cuatro recetas para curar los males de la Selección Colombia

Cuatro recetas para curar los males de la Selección Colombia

Cinco voces experimentadas con cuatro ideas para el equipo, que busca un cupo al Mundial.

notitle
17 de octubre 2015 , 12:58 a.m.

Como un pozo estaba el juego de la Selección Colombia: por encima, era cristalino y brillante. Pero, después de agitar las aguas en la reciente Copa América de Chile 2015 y, ahora, en las dos primeras fechas de eliminatoria al Mundial de Rusia 2018, salieron a flote basuras y suciedades. Las aguas en el fondo hoy están turbias.

Varios reconocidos exjugadores de la Selección que participaron en copas del mundo opinaron sobre los factores que, a su juicio, debe mejorar de inmediato el elogiado técnico argentino José Pékerman luego del regular comienzo de la nueva eliminatoria, con victoria 2-0 sobre Perú, pero sobre todo por la preocupante derrota 3-0 con Uruguay. (Lea también: Ningún jugador de Colombia sobresalió en el partido contra Uruguay)

Más marca en el medio

Fredy Rincón, el autor del inolvidable 1-1 con Alemania en Italia 1990, dijo que hay que trabajar urgentemente en la zona de volantes. “El corazón de un equipo es el mediocampo. Sacando a (Carlos) Sánchez, que ha tenido un nivel bastante bueno hace mucho rato; los otros no han encontrado ese nivel y eso ha hecho que el fútbol de Colombia no haya fluido y por eso a los delanteros la pelota no les llega con claridad”.

Bernardo Redín, autor de dos goles en esa misma cita mundialista, se refirió a cómo habría parado el equipo contra Uruguay, en Montevideo. “Después del partido todo es mucho más fácil, pero yo hubiera armado la titular en Montevideo con un ‘doble cinco’ (dos volantes centrales de marca), dos extremos (volantes en las bandas), un enganche (un volante creativo) y un solo punta (delantero). Edwin Cardona hubiera sido mi enganche, y en el ‘doble cinco’ habría puesto a (Álex) Mejía y a Sánchez. Igual, si Colombia hubiera perdido con esa formación, habríamos dicho que por qué cambiamos la manera de jugar tras vencer a Perú. Sin embargo, creo que esa fórmula es aplicable para los próximos juegos de visitante”, afirmó el hoy asistente técnico de Atlético Nacional. (Vea: 'Top' 5: los partidos más tristes de Colombia jugando como visitante)

Por su parte, Andrés Estrada, otro que también fue centrocampista, y que hizo parte de la Selección que disputo el Mundial de Francia 1998, también hubiera tenido una disposición táctica diferente en Montevideo y cree que así se puede enfrentar el próximo partido contra la temible Chile, en Santiago. “Hubiéramos podido usar una línea de tres en el medio, con más hombres de recuperación, tratando de tener el balón. Uruguay tiró mucho pelotazo y Colombia no tenía jugadores con buena talla”, comentó el exfutbolista, que trabaja en Nueva York (EE. UU.) con academias de fútbol.

Rincón agregó: “Lo primero es hacer un equipo. Colombia no está jugando como equipo. De lo contrario, va a seguir como está y Sánchez seguirá saliendo extenuado de una cancha porque lo que ese muchacho corre no tiene nombre, corre solo, con o sin James (Rodríguez), hay que ponerle alguien para que le ayude porque hace el trabajo de varios”.

Más táctica colectiva

Para Faustino ‘Tino’ Asprilla, uno de los mejores jugadores de la historia del fútbol colombiano y cuarto en la elección del Balón de Oro de 1994, el problema de la Selección es del juego de conjunto, que se disimula, a veces, con las producciones individuales de sus estrellas.

“Las alegrías que tuvimos eran porque individualmente se dio mucho, y hoy no se tiene el mismo rendimiento en esos jugadores. Eso se nota en la cancha. Antes, cuando había problemas, las figuras solucionaban, y cuando no están resolviendo se nota mucho que falta táctica. Cuando hay táctica se pueden salvar partidos, así los jugadores no estén en su mejor nivel. En estos momentos es cuando necesitamos verle la mano al entrenador”, dijo después de dejar escapar un suspiro largo, con el que tomó fuerza para decir que no le gusta lo que ve.

Hárold Lozano, quien estuvo en las copas del mundo de EE. UU. 1994 y Francia 1998, cree que el momento de los jugadores es determinante. “Más allá de los módulos y estrategias que se utilicen, todo pasa por el momento de los jugadores, pues si están en un buen nivel lograrán que el equipo juegue bien. El nivel de la Selección pasará más por ellos que por los módulos usados”. (Lea aquí: Jackson, disgustado por no haber jugado ni un minuto con Colombia)

Rincón, que además fue el gran capitán que levantó el trofeo del primer Mundial de Clubes (en el 2000, con Corinthians), agregó: “Pékerman se debe preguntar el porqué de la falta de generación de juego. No es un asunto solo de la falta de un jugador. Ha faltado elaboración, y James no es el único que hace jugar a la Selección. Colombia no está generando juego, ni habiendo tenido a James en la cancha. Son situaciones que debe llevar al técnico a sacar una conclusión de por qué le está pasando eso”.

La defensa: nuevo proceso

La zona posterior de Colombia ha sido muy cuestionada tras la doble fecha eliminatoria, especialmente los laterales Santiago Arias y Frank Fabra, pero Lozano cree que se deben mantener, al igual que los zagueros. “Yo la defensa no la cambiaría porque se le debe dar continuidad para que se afiance. Es un tema de proceso. Con el paso de los partidos se van a ir consolidando”, comentó el caleño, que pasó por el fútbol de Brasil, México y España. Sin embargo, Estrada no está de acuerdo y pide más experiencia en esa parte del campo. “La defensa es prácticamente nueva: hacen faltan jugadores de experiencia. Mover los cuatro defensas es bastante complicado, y se demostró en Uruguay y en Barranquilla. La eliminatoria es de partidos a muerte, y pecamos con la juventud de la defensa en Uruguay”.

Rincón no habló de buscar experiencia y, por el contrario, dijo que se le debe dar continuidad a Fabra: “Tiene sus fallas, porque es un pelado que se está acoplando”.

Ubicación de jugadores

Los exjugadores coincidieron en que uno de los mayores errores de Pékerman fue no ubicar a los futbolistas en las posiciones en que lo hacen sus clubes. “Pone a (Fredy) Guarín en la primera línea, cuando en Europa juega más de medio avanzado. Ya le está fallando ser volante de recuperación: hasta tarjetas amarillas se está llevando porque llega tarde a la jugada; y es lógico, porque ya no juega en ese puesto”, señaló Rincón. (Vea: Los cinco errores de Pékerman después del Mundial)

Con él coincide ‘Tino’: “Es un equipo desorientado, al que le hace falta que los futbolistas jueguen en su puesto. Poner a los jugadores fuera de sus posiciones no es lo mismo, y por eso la derrota. Hay que ponerlos en sus puestos, no puede ponerse a inventar porque el fútbol ya está inventado”, remató con ímpetu.

Finalmente, Estrada sostuvo: “Cardona es un hombre de creación, entonces es mejor poner en el puesto en que lo ubica el técnico a volantes de marca, y dejar que él juegue en su puesto natural”. Igual opinaron sobre el ingreso del armador Macnelly Torres a la altura de Sánchez, el volante de marca que en muchos partidos ha sido figura.

ANDRÉS FELIPE VIVEROS B.
Redactor de EL TIEMPO
En Twitter: @afviveros

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.