Meluk le cuenta... (¡Un espantoso martes 13!)

Meluk le cuenta... (¡Un espantoso martes 13!)

Tuvieron una noche de miedo Zapata, Cuadrado, Guarín, Cardona, Fabra, Arias... ¡Y Pékerman!

notitle
13 de octubre 2015 , 10:42 p.m.

La nueva derrota de Colombia este martes contra Uruguay, 3-0 en Montevideo, revivió los fantasmas de la Copa América. Fue una noche de espantos en martes 13. Y eso que en el comienzo del partido la cosa no parecía que fuera a terminar tan mal, pues Colombia se veía ordenadita, junta, atacante y pelando el partido lejos de su área. (Vea aquí: el video de Gabriel Meluk analizando el partido de Colombia.)

Pero la película de terror comenzó después de los 20 minutos, cuando el equipo se empezó a dejar pelotear, cuando cometió el grave pecado de cometer faltas en los costados y frontales. Y así, por arriba, el local le empezó a dar dolores de cabeza a una Colombia que equivocó de nuevo la velocidad y las ganas de atacar con un descuido terrible en la marca en la mitad del campo y que demostró que le duele la ausencia de sus laterales de siempre por más criticados que sean. No se sabe lo que se tiene hasta que se pierde: una cosa es Fabra en el DIM contra Uniautónoma y otra enfrentar a Perú o Uruguay, por ejemplo.

Perder en Montevideo ya es normal para Colombia. Pero lo de este martes fue de terror, porque el equipo sacó de la tumba los zombis del fútbol muerto de la Copa América. Y a los horrores defensivos (individuales y colectivos) se les juntó el espantoso equipo sin cabeza, sin creación, sin generación de opciones de gol, sin un pase claro para los delanteros, que otra vez fueron espectros en el campo... Como en la Copa América, no se crearon opciones de gol de verdad fuera de un par de cabezazos de Murillo en pelota quieta (que ironía). Uno pegó en el palo.

Uruguay, sin sus estrellas, apeló a su fuerza aérea y se puso en ventaja a los 33 minutos, en un córner tras un error de Fabra en un rechazo y en otro de Zapata en la marca hombre a hombre de Godín. Hasta ahí, en realidad, hubo partido. Porque de resto, Uruguay, con oficio y seriedad, se plantó en su campo, le cerró las vías a una Colombia impotente y que arrastraba sus cadenas. Así, la liquidó en contragolpes. En el 2-0 (6 ST) fallaron Zapata y Arias (¡exquisita definición de Rolan con un toquecito suave por encima de Ospina!) y el en el tercero (43 ST), se equivocó otra vez Fabra, falló hasta Murillo y Ospina permitió que Hernández le definiera de manera espectacular por su palo el 3-0: el equipo ya estaba desfigurado y regresaba despavorido como si huyera del demonio.

Tuvieron una noche de miedo Zapata, Cuadrado, Guarín, Cardona, Fabra, Arias... ¡Y Pékerman! Sí, Pékerman, el técnico que parecía una calavera en la línea bajo su oscuro abrigo: mandó a Cuadrado por la izquierda para parar a Pereira, luego a la derecha y terminó expulsado, metió a Macnelly como volante de primera línea, y a Castillo quizás para buscar juego de banda y velocidad, volvió a meter a Falcao para el suertazo y se regaló. Faltaron volantes de marca-marca...

Sí. Perder en Montevideo es normal y los puntos de la clasificación al Mundial de Rusia están en Barranquilla. De acuerdo. Pero en la noche oscura y tenebrosa del martes 13 salieron otra vez los monstruos del mal juego sin cabeza de la Copa América.

Meluk le cuenta…

GABRIEL MELUK
Editor de Deportes
@MelukLeCuenta

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.