La música es 'rating' / El otro lado

La música es 'rating' / El otro lado

Llegó la reina de la sabrosura Celia Cruz. La fea con más ritmo. La voz que movía multitudes.

notitle
11 de octubre 2015 , 04:37 p.m.

Los cinco primeros programas de la tele colombiana tienen que ver con música: ‘La voz kids’, ‘Celia’, ‘Diomedes’, ‘Las hermanitas Calle’ y ‘Factor XF’. Esto significa que de las 8 a las 10 de la noche, Colombia es música.

Nuestra identidad es musical: “a mí que me pongan salsa”, “baila mi pie que baila”, “pobre es quien no sabe bailar”, “nadie me quita lo bailao”, “el que no baila está muerto”, “llevamos el ritmo en la sangre”. Si es colombiano, baila, y con sabor.

La música no es atributo colectivo sino que está hecha de heroísmos individuales, talentos que se hacen en su propia manera, gracias a la voluntad y la calidad de su sentimiento y voces. La música es una forma de salir adelante y ascender por las buenas.

Para gustar se debe estar pegado a lo popular. Diomedes y el vallenato, Uriel Henao y el ranchenato, Darío Gómez y el despecho, Galy Galiano y su crossover, Marbelle y su irreverencia popular, Maluma y su seducción adolescente, Carlos Vives y su tropipop, Fonseca y su imitación Vives, Shakira y su pop, Juanes y su sonsonete... y podríamos seguir y llenar esta columna de ‘soloéxitoscolombia’.

Llegó la reina de la sabrosura Celia Cruz. La fea con más ritmo del mundo. La voz que movía multitudes. Un estilo único que hizo de la salsa una cancha de la identidad, el bailoteo y el sabor.

Se dice Celia, se canta a grito, se baila desde el alma. Se alegra la vida con la Sonora Matancera y se sabe que el son es nuestra identidad.

‘Celia’ es una serie bien hecha en lo visual, lo ambiental, la época, el ritmo y la música. Se ve fácil. Hay melodrama, juegos amorosos, maldades de macho y perseverancias de mujer. Se ve bonita. Se ve bien y con el alma.

La diversidad de acentos caribeños le da verosimilitud a la serie. A la mayoría de actores no los conocemos pero lo hacen tan bien que nos cuentan el cuento con gracia.

‘Celia’ es una serie a la que se le ve el cariño por toda parte ya que contiene esa energía única y el carisma de esa grande y admirada que es la Guarachera de Cuba.

Capítulo aparte para Carolina Gaitán: mamacita sin estridencias, actúa con contundencia, canta a lo bien, seducción total. Ella está de paisita pispa en el despecho de ‘Las hermanitas Calle’ y de cubana sabrosa que canta con el alma en ‘Celia’. Ella es ‘rating’ y calidad en ambos canales. Bien por la Gaitán.

La música es donde mejor nos reconocemos. Por eso, Celia se goza con el cuerpo al sentir que ‘La vida es un carnaval’, soñar el amor con ‘Te busco’, saber que ‘La negra tiene tumbao’, hacer nostalgia con ‘Guantanamera’, y que para bailar y pasarla bien ‘Que le den candela’, ‘Burundanga’ y ‘Sopita en botella’.

Celia nos recuerda que en la música y el sabor, el dinero no lo es todo.

ÓMAR RINCÓN
Crítico de televisión

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.