De derechas

De derechas

He visto en Pacho un candidato con un buen programa, que ha estudiado la ciudad, serio y trabajador.

notitle
10 de octubre 2015 , 08:56 p.m.

Creo llegado el momento de salir del clóset. Quienes aún no lo hayan hecho, quienes vivan preocupados por caer en las garras de los “políticamente correctos”, que pierdan el miedo y den un paso al frente. Si usted es de derecha, quítese la máscara y admítalo sin complejos.

¿Qué tiene de malo defender sin tapujos mano dura contra el crimen y la delincuencia, respetando la ley a rajatabla? ¿Acaso es herejía proclamar que las drogas son un martirio social, que nadie debería meterse una rayita de coca? ¿Es malo defender la equidad social y trabajar para que un día todos los ciudadanos sean iguales en la línea de salida? ¿Por qué no decir que los subsidios solo perpetúan la pobreza, generan mendigantes antes que ciudadanos con horizontes, y que el eje de progreso es fomentar la empresa y el trabajo duro?

¿Es de trogloditas insistir en que debemos proteger la familia? ¿No prefiere colegios concertados que muchos públicos donde reinan el desorden y la impotencia de los docentes? ¿No le parece una locura que los niños comiencen sus relaciones sexuales a los 12, 13, 14 años y que Colombia lidere el embarazo de adolescentes? ¿No impondría multas a los que ensucian la ciudad con sus inmundos garabatos? ¿No cree llegado el momento de imponer el orden en el caos bogotano?

Si ha respondido afirmativamente y si le suma el fastidio por el circo habanero, usted es de derecha y no se puede quedar quieto. La solución en Bogotá está en nuestras manos.

En el pasado voté por Peñalosa. Me parece un aspirante tan capaz y decente como Pacho y Pardo, pero me inclino por Pacho, porque es el único que defiende esas ideas. Y tanto en los debates que he visto como en las entrevistas que hice a los tres mencionados, me quedó claro que está preparado para asumir el cargo.

En el pasado no coincidimos políticamente, yo preferí otras opciones electorales. Pero esta vez he visto en Pacho Santos un candidato con un buen programa, que ha estudiado la ciudad a fondo, que es serio, trabajador, cuenta con un equipo a la sombra de primer nivel, y posee el carácter y la independencia para desarrollar sus proyectos.

Cuenta con la ventaja adicional de ser una persona sin rencores que puede sentarse con su primo el Presidente a negociar lo que sea conveniente para Bogotá, sin agachar la cabeza. Él juega limpio, son otros los de las puñaladas traperas. Si Juan Manuel Santos, en caso de que gane Pacho, quiere hundirlo, allá su conciencia. Pero hay ministros y un vicepresidente con aspiraciones presidenciales en el 2018 que no querrán quedar mal con los capitalinos.

En un principio pensé en el voto en blanco, luego en el útil, aunque lo detesto. Siempre preferí hundirme con el barco que carga mis ideas, de ahí que nunca me arrepintiera de votar por Mockus o en blanco. Pero eran tantas las ganas de salir de la oscura noche petrista y socialista que había decidido inclinarme por el que liderara la última encuesta. Ya no.

Me voy con quien tengo la esperanza de que seguirá la línea que ha marcado, que no variará el rumbo a las primeras de cambio. Y que está tan acostumbrado a que lo critiquen y ridiculicen que le hacen poca mella los dardos. Por tanto, no gobernará impulsado por el populismo y al vaivén de los vientos mediáticos.

SALUD HERNÁNDEZ-MORA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.