'Escolta ocultó a Cruz en un restaurante cuando iba a ser capturado'

'Escolta ocultó a Cruz en un restaurante cuando iba a ser capturado'

Una fuente de la Fiscalía dijo que grupo de seguridad de exgobernador no colaboró para su detención.

notitle
02 de octubre 2015 , 09:04 p.m.

La orden de captura del exgobernador Álvaro Cruz estuvo a punto de desatar un enfrentamiento entre su cuerpo de escoltas y el CTI de la Fiscalía.

Para hacer efectiva su captura, por el ‘carrusel’ de la contratación, efectivos del CTI llamaron, el jueves en la noche, a su jefe de seguridad y le preguntaron la ubicación exacta del político.

Nos informaron que lo tenían al frente de ellos y que el doctor se encontraba en el restaurante Hooters de la calle 85 con carrera 11. Cuando les dijimos que lo capturaran, nos dijeron que lo tenían a 60 metros y luego se interrumpió abruptamente la llamada”, les dijo a reporteros de EL TIEMPO una alta fuente de la Fiscalía.

Según el CTI, después de insistir varias veces, lograron volverse a comunicar con la escolta del exmandatario, a cargo de la Policía. Pero estos informaron que lo habían perdido de vista: “Nos lo ocultaron en el restaurante”, dijo la fuente.

El episodio le fue informado al fiscal general, Luis Eduardo Montealegre, quien decidió comunicarse con la Casa de Nariño para contar la novedad y advertir que, además de intentar entorpecer la investigación, Cruz estaría planeando irse del país.

De manera paralela, se tuvo que cancelar la rueda de prensa que estaba convocada, a las 10 de la noche, en el auditorio del búnker de la Fiscalía para informar de la captura de Cruz y de los cargos contra su esposa, Luz Zorayda Rozo, como presunta responsable de cohecho.

Fuentes cercanas a la Casa de Nariño manifestaron que era la segunda vez que se presentaban dificultades para una captura. Al parecer, el otro episodio al que se refieren fue el aseguramiento del exgobernador de La Guajira Francisco ‘Kiko’ Gómez, en octubre del 2013.

Tras el incidente, una patrulla del CTI se desplazó inmediatamente al restaurante, pero no encontró ni a Cruz ni a su grupo de seguridad.

Los agentes del CTI tuvieron que acudir, para la ubicación del exgobernador, al rastreo legal de las comunicaciones de un allegado.

Pero Cruz se les anticipó y se presentó al búnker de la Fiscalía a la 1:30 de la madrugada de este viernes.

Ante el impase, la Fiscalía ordenó que se capturara de inmediato a Ulpiano Hernán Jovel Muñoz, procurador judicial administrativo, a quien se le acusará de haber recibido un supuesto soborno, por 2.000 millones de pesos, para favorecer disciplinariamente a Cruz.

Y si bien el comportamiento de los escoltas policiales de Álvaro Cruz fue denunciado de inmediato a sus superiores, la Fiscalía anunció que iniciará una investigación penal contra los miembros de la Policía Nacional que no prestaron la colaboración adecuada para la captura del exgobernador.

EL TIEMPO estableció que la Policía ya inició una indagación interna y que está pidiendo la bitácora de desplazamientos de Cruz y la hoja de vida de los miembros de su esquema de seguridad.

En los próximos días, todos serán llamados a entrevista para que justifiquen su conducta.

UNIDAD INVESTIGATIVA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.