Una sentencia extrema condicionada por las urgencias del chavismo

Una sentencia extrema condicionada por las urgencias del chavismo

Condena contra Leopoldo López muestra el miedo del oficialismo para las próximas elecciones.

notitle
12 de septiembre 2015 , 05:25 p. m.

La sentencia contra Leopoldo López sorprendió dentro y fuera de Venezuela, no tanto por el veredicto de culpabilidad, sino por su extremada contundencia. Casi 14 años en una prisión militar, cuando en los círculos políticos caraqueños se apostaba por una decisión judicial más comedida, que permitiera al ex alcalde de Chacao cumplir una parte de su condena en su propio domicilio, una vez finalizadas las elecciones parlamentarias de diciembre.

Desde allí hubiera trabajado "por Venezuela", como suele contar López a su hija Manuela cada vez que lo visita en la prisión de Ramo Verde. (Lea: Maduro 'quiere desmoralizar el voto opositor': 'Chúo' Torrealba)

¿Qué se esconde entonces detrás de la durísima condena? El oficialismo busca la remontada ante lo que sería una derrota histórica el 6 de diciembre. Las encuestas así lo anticipan.

El Instituto Venezolano de Análisis de Datos (IVAD), que acertó en las últimas elecciones, concluyó que el 75% considera que el país va en dirección equivocada. Y según el último estudio de Datanálisis, si las elecciones se celebraran ahora el 54% votaría a la oposición y el 29%, al oficialismo. Una diferencia jamás vista en los 17 años de revolución bolivariana. (Además: 'No se rindan': el mensaje de Leopoldo López a Venezuela tras condena)

Cifras casi trágicas en un día a día marcado por la crisis económica, cuyo único remedio gubernamental es que se sienta lo menos posible. De ahí que el veredicto de la jueza Susana Barreiros irrumpe como una nueva cortina de humo tras el conflicto fronterizo con Colombia.

¿Una cortina de humo tras otra?

Para este sábado está previsto un encuentro en Quito entre cancilleres, horas después de que Nicolás Maduro mostrase su mejor disposición para dialogar con Juan Manuel Santos. No obstante, poco importa que hace días acusara al presidente colombiano de hacer la vista gorda ante una nueva conspiración para asesinarlo.

Una crisis provocada desde Caracas, con tintes nacionalistas y donde se vuelven a dibujar enemigos exteriores, tras las peleas con Estados Unidos, España, Panamá o Guyana. Y también enemigos interiores, como los políticos opositores y la "oligarquía" contrabandista. Varios culebrones políticos en una sola telenovela, precisamente cuando la descomunal crisis económica también afecta a las famosas producciones televisivas.

La oposición está convencida de que el gobierno quiere provocar una conmoción interna para suspender las elecciones, pero todo apunta -de momento- a que el chavismo lucha por remontar, como si se tratase de un cruce montañoso de la revolución. (Lea también: Expresidente Gaviria rechazó condena contra Leopoldo López)

"Temas estrambóticos" de campaña, como los denominó el politólogo Luis Vicente León, que iguala el marketing electoral del chavismo con el de Donald Trump. Y no se trata de la única comparación con el polémico candidato republicano, repudiado por sus ataques racistas contra los mexicanos.

La ONG de derechos humanos Provea acusó a Maduro de practicar la "xenofobia" contra los colombianos, luego de la deportación de casi 2000 personas al aprovechar la declaración de estado de excepción. La campaña "Te pareces tanto a mí", con la foto de los dos personajes, encolerizó a Maduro.

Analistas consultados por LA NACION vaticinan distintas acciones políticas de parecido calado, además de la persecución contra la oposición, como dejó patente la sentencia contra el bautizado "Monstruo de Ramo Verde". Otro enemigo interior.

"Lo que indica la decisión no es que López sea culpable o inocente, sino que el gobierno considera que su liberación tiene más costos políticos que beneficios y que puede tomar ventaja de ellos", concluye León.

Cohesionar a los más radicales entre los suyos y agitar el avispero de la oposición, donde moderados y radicales conviven inmersos en una tregua que nadie sabe hasta cuándo durará. Una forma de profundizar en el alma abstencionista de los que creen que es imposible un cambio de gobierno en Venezuela.

Acciones políticas y cortinas de humo que se irían sucediendo para culminar la estrategia con varias semanas de bonanza artificial, con importaciones masivas de alimentos y productos básicos antes de las elecciones. Para que la realidad, al menos, parezca menos cruel durante unos días.

DANIEL LOZANO
GDA / LA NACIÓN

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.