La patria boba sigue muy boba

La patria boba sigue muy boba

Solo en una patria boba pueden meterle goles multimillonarios a los impuestos.

notitle
18 de agosto 2015 , 07:48 p.m.

El presidente Santos, desde el Capitolio, dijo el 20 de julio que Colombia no podía volver a los años de la patria boba. Lo siento, Presidente, pues la patria boba ya volvió. Solo en una patria boba pueden meterle goles multimillonarios a los impuestos. Don Uldarico, el zar de los taxistas, puede sacar a Uber del mercado; o tres concejales, Camacho, Hipólito y Orlando, taparse los ojitos mientras un empresario le vendía a Bogotá (alcaldía de Samuel Moreno) un alquitrán que, según expertos, valía 6.000, pero lo cobró por 18.000 millones. Aleluya, y se lo pagaron.

Vivimos la patria boba: una protegida de tres políticos sincelejanos contrató con el Gobierno servirles almuerzos raquíticos a niños pobres por 80.000 millones por año. De estos, cada año se gana 40.000 millones netos. Mérito, la protegen tres parlamentarios. Ella les ganó en genialidad a Rockefeller y al mexicano Slim. Sirviendo comida mala y poquita a los niños, hizo veloz fortuna.

Presidente, la patria boba está aquí. Por eso la alcaldesa de Florencia (Caquetá), con su marido y 8 avispados concejales, montó un piñata millonaria en la tesorería caqueteña. La patria boba que reina en la Unidad Nacional de Protección (UNP), la que protege a 9.000 personajes del curubito o seudoamenazados. Allí han repartido automóviles blindados alegremente. El contralor general, Edgardo Maya, los denunció, pero el distinguido acusado huyó a Nueva York. Y dijo: “No regreso, estoy amenazado de muerte”. ¿Y los 23.000 millones de pesos perdidos dónde están? Culparán a Tola & Maruja, como en el tumbis de Interbolsa.

Es de patria boba que el ‘batallón de protección’ del Gobierno, la UNP, fuera desfalcado en ‘multimillones’ con penosos contratos a dedo. Es como que a un guardaespalda le roben el revólver. Los protegidos por la tal UNP pronto serán 30.000, con autos blindados para todos. A la mitad no los persigue nadie, pero aquí tener una megacamioneta oficial gradúa como VIP al derrochón que la usa. Presidente Santos: usted trabaja, madruga, viaja, apaga incendios y quiere acertar, pero muchos notablones de su gobierno resultaron ineptísimos y nos regresaron a la patria boba. ¡El Gobierno haciéndose autobombo con cuñas exageradas en televisión nos confirma que vivimos la patria boba con dulce emoción!

Poncho Rentería

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.