La Dimayor decide cómo reparte su nueva fortuna de la televisión

La Dimayor decide cómo reparte su nueva fortuna de la televisión

La asamblea informará a los clubes de qué manera será la distribución de las ganancias.

notitle
15 de agosto 2015 , 07:36 p.m.

Una asamblea ordinaria con mucho por escuchar y mucho por decir será la que este martes tenga la Dimayor con sus 36 clubes profesionales. El tema principal será la explicación del nuevo modelo de televisión del fútbol colombiano, luego de que la semana pasada se anunciara el acuerdo alcanzado por el canal oficial Win Sports con los cableoperadores Claro, Une y Movistar, que se verá reflejado en un aumento en los recursos para los equipos.

Desde el 2012 se pactó una suma de 35 millones de dólares anuales para la Dimayor por TV, esta aumentará para los próximos seis años, que es cuando se terminará el contrato que está vigente y que se firmó por 10 años. Aunque no se conocen las cifras de la nueva negociación – Dimayor no reveló datos y ni los clubes han sido informados–, EL TIEMPO supo que inicialmente habrá un incremento de un 30 por ciento y que puede llegar hasta un 45 por ciento, en el negocio de la televisión cerrada, porque del canal RCN se maneja de otra manera.

Hasta ahora, se trataba de un valor neto por todo el fútbol. Con el nuevo modelo, los ingresos serán por el número de usuarios. Mauricio Correa, presidente de Win Sports, explicó: “Lo que se logra con este modelo por suscriptor es que si la industria crece, los ingresos crecen, y si la industria decrece, pues los ingresos decrecen, pero la industria nunca ha decrecido”.

Win Sports pasa de tener 1’600.000 suscriptores a cerca de 5 millones, y con ello aumenta el dinero para el fútbol colombiano.

Surgirán propuestas

Hay varios equipos que desde hace algún tiempo tienen discrepancias en la manera como la Dimayor reparte los recursos de la TV, y lo plantearían en la asamblea. Actualmente, los dineros se dividen en dos partes: los clubes clase A, que son 23 –en el 2016 serán 24 con la inclusión de Alianza Petrolera–, y los clase B, que son 13 y, el próximo año, 12. Los clase A son los que estuvieron en la fundación de la Dimayor o, también, los que completan tres años consecutivos en primera división; y los clase B son los que se fundaron en el ascenso y no han ascendido o permanecido mínimo tres años en la A.

Con el modelo vigente, el 80 por ciento del dinero de la TV se divide entre los 23 equipos clase A, y el 20 restante, entre los 13 clase B. Los clase A reciben alrededor de 1.500 millones de pesos anuales cada uno, alrededor de 130 millones mensuales. Y los clase B, unos 30 millones de pesos mensuales para cada equipo (cifras extraoficiales). Esa fórmula a algunos equipos no les parece justa, menos cuando para el 2016 los porcentajes variarán con el escalafonamiento de Petrolera. Además, algunos de los clubes ’grandes’ pretenden que se distribuya de acuerdo al número de hinchas y de audiencias que generan.

“Si tenemos mil pesos y ese 80 por ciento es dividido en 23 equipos, esa plata no es mucha, comparada con el 20 por ciento que tendrían los otros 13 clubes. Entre menos equipos clase B haya, más plata recibirán ellos, y eso hará que nosotros percibamos menos, y ya pronto seremos 24”, dijo, preocupado, un presidente de un equipo de la A, que pidió no ser nombrado.

Frente a esa propuesta, otros dirigentes consultados se mostraron de acuerdo, y van más allá. “Creemos que debe haber una diferencia en el rating. No es lo mismo cuando se enfrentan dos equipos importantes o cuando juegan otros que no tienen mucha hinchada. La audiencia de la televisión no premia a los equipos, pero sí los castiga en cuanto a la taquilla”, expresó uno de los interesados en buscar otras alternativas a la distribución.

Otro de los presidentes consultados fue más imperativo en su opinión.

“Antes había unos usuarios y ahora se está triplicando la audiencia; entonces, ¿eso cómo se verá reflejado en el ingreso de los equipos que ponen el espectáculo? La TV transmite, pero yo pongo el espectáculo; entonces, ¿cómo se verá reflejado eso en los ingresos de los equipos?”, dijo.

Aunque otro de los presidentes consultados aclaró que tampoco quieren dejar una brecha muy grande entre equipos ‘grandes’ y ‘chicos’. “Queremos analizar cómo puede ser mejor la distribución, de una manera equitativa y justa. Que la distribución sea asociada a quienes hacen la inversión para la proyección del fútbol, pero tampoco queremos que sea tan sesgada para los clubes que generan más afluencia, de más hinchada o que tienen más mercado. No queremos una brecha tan grande, como sucede en España”.

Otro tema que quieren abordar algunos equipos es el del dinero que el canal le entrega a la Dimayor.

“Hay una fórmula que está en el contrato. Que el 25 por ciento de los ingresos netos de Win Sports se entregan a la Dimayor; entonces, queremos saber cómo se mide. Dentro de ese 25 por ciento habría un beneficio para los clubes, pero no se sabe cuál es y cómo se calcula”, dijo un presidente que acotó que quieren “proponer, más no imponer”.

Sobre el asunto de los dineros que entran a la Dimayor, Mauricio Correa, presidente de Win Sports, expresó: “Nosotros le entregamos la plata a la Dimayor y ellos deciden cómo la administran, no sabemos más”.

Sin embargo, hay instituciones que no están muy de acuerdo con la idea de algunos equipos de cambiar la distribución. “Cuando hay equipos boyantes y otros no, eso afecta la competitividad de los campeonatos; ya lo vemos que pasa en otros ligas como la española. Toca esperar a ver qué ofrecerán”, dijo uno de los directivos, que pertenece a un equipo clase B.

Hay otros clubes que, por ahora, no se manifiestan al respecto y esperarán a lo que ocurra el martes.

“No tenemos posición para la asamblea, esperaremos qué es lo que nos van a presentar. Uno esperaría que va a haber una nueva repartición”, sostuvo Carlos Mario Zuluaga, presidente de Equidad.

En esta asamblea, por ser de carácter informativo, no se podrán hacer modificaciones; por eso, algunos clubes piensan proponer una nueva asamblea.

Crecen las expectativas

El hecho del aumento tan significativo de usuarios para el fútbol colombiano ilusiona a muchos dirigentes. Uno de ellos es Rodrigo Rendón, presidente del Real Cartagena.

“Valoramos la visión de la comisión de mercadeo y de televisión que logró cambiar un contrato que era obsoleto, era dinero por todos los partidos, y ahora logró un esquema por usuarios: cada usuario que entra a cable aporta plata al futbol. Segundo, tenemos expectativas porque de 1’600.000 usuarios que veían las publicidades podemos llegar a los 20 millones porque es por hogares. Podemos generar nuevos patrocinios a partir del 2016. Con este acuerdo se terminó de masificar el fútbol colombiano”.

Juan Manuel Rogelis, presidente de Patriotas, tiene una postura similar.

“Se van a aumentar los recursos considerablemente porque, con el aumento de televidentes, al momento de negociar los patrocinios se pueden aumentar los valores”.

Correa fue claro en explicar cómo es el modelo que tendrán. “Cuando es un modelo fijo, vendes la propiedad en un valor y hasta que se termine el contrato recibes ese valor. Aquí la virtud que hay es que entre más suscriptores haya, la Dimayor gana más plata”.

ANDRÉS FELIPE VIVEROS B.
Redactor de EL TIEMPO
@afviveros

PABLO ROMERO
Redactor de EL TIEMPO
@PabloRomeroET

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.