Homicidios y feminicidios

Homicidios y feminicidios

Hombres celosos e intolerantes son responsables de casi todos los asesinatos de mujeres en el país.

notitle
11 de agosto 2015 , 08:13 p.m.

No hay duda, estamos hoy día mucho mejor informados sobre asuntos de violencias que hace unas décadas, cuando nunca ocupaban las primeras páginas o editoriales de la gran prensa. Y no porque estos mismos asuntos fueran de poca importancia, sino porque las cifras eran dispersas, a veces contradictorias. Los excelentes informes Forensis, de Medicina Legal, no se publicaban como se hace hoy. De hecho, hoy hemos progresado enormemente en indicadores y en fuentes, aun cuando no llegan siempre al público con las explicaciones o los argumentos que quisiéramos encontrar.

Ahora bien, me estoy refiriendo a violencias homicidas, asesinatos por riñas o venganza, feminicidios y en general violencias de género. De pronto se ha tomado conciencia de que tales asuntos son de mayor importancia para preparar ese mal llamado posconflicto. Y digo mal llamado, porque, incluso después de la firma de las negociaciones de paz, seguiremos con muchos conflictos durante muchas décadas. Lo sabemos: los conflictos hacen parte de cualquier democracia mientras no existan democracias perfectas. Conflictos habrá y esta paz que anhelamos no será sinónimo de ausencia de estos, pero sí, ojalá, de agresiones violentas. Y ahora van algunas nuevas explicaciones.

Por 10 homicidios de hombre hay un homicidio de mujer, que ya de hecho en la mayoría de los casos se llama feminicidio. En relación con homicidios, los hombres pagan un precio 10 veces mayor que las mujeres. Sí, es cierto; sin embargo, la causalidad de los homicidios de hombres y de los de mujeres es completamente distinta y revela algo muy grave en relación con el significado y el peso de una cultura aún profundamente patriarcal-machista para la vida de las mujeres.

Los asesinatos u homicidios de hombres son casi en su totalidad entre hombres y por riñas entre pandillas y venganzas relativas a asuntos de microtráfico, pero en la gran mayoría de los casos, asuntos entre hombres. Hombres que matan a hombres. En cuanto a los homicidios o feminicidios, no son entre mujeres, es un hombre que asesina a una mujer. Y esto es siempre la explicación que falta. El año pasado fueron asesinadas 1.158 mujeres, unas por su pareja, otras por un excompañero, novio u hombres conocidos por ellas.

Esta es la gran diferencia. Las mujeres son asesinadas por hombres celosos, por la imposibilidad de poseerlas, por intolerancia; en fin, ellas son asesinadas por el hecho de ser mujer o, más exactamente, por no serlo de manera “adecuada”, es decir, por normas culturales e históricas que generan prácticas agresivas y hostiles que atentan contra su integridad, su salud, su autonomía y su vida.

¿Y qué es lo urgente aquí? Pues lograr profundos cambios culturales que tengan que ver con la posesión del otro, en ese caso de la otra, con la manera como los hombres y las mujeres se enamoran, con los celos, con la incapacidad de asumir la falta o la carencia y, por supuesto, con esta nueva manera de existir que se han ganado hoy las mujeres.

Y escribiendo esto, me pregunto por qué no existen pedagogías del amor y del disentimiento desde la escuela, la universidad, el Estado; pedagogías del amor y del odio, pedagogías del conflicto en un país que está agonizando por los efectos de la venganza y de la intolerancia. Sí, se ha confiado el amor a la televisión, a las telenovelas, a las canciones más sintonizadas, al reguetón y a Diomedes Díaz, ¿por qué, entonces, extrañarnos de tanto analfabetismo afectivo, de tanta miseria amorosa, que termina demasiadas veces en dramáticos sucesos de violencias y, en el peor de los casos, en feminicidios?

Florence Thomas
Coordinadora del grupo Mujer y Sociedad

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.