Pelea por el megalote de alias el 'Papero'

Pelea por el megalote de alias el 'Papero'

Lo quieren incautar, pero juez se niega y el caso llegó al alto Gobierno. Cuesta $ 30.000 millones.

notitle
29 de junio 2015 , 07:29 p.m.

Para obtener casa por cárcel y evitar que la justicia persiga a sus allegados y socios, el narcotraficante Marcos Gil, el ‘Papero’, selló un acuerdo con la Fiscalía en el que aceptó cargos y entregó bienes por 500 mil millones de pesos.
A cambio, fue condenado a 6 años, tras aceptar que traficó con narcos del cartel de Medellín hasta mediados de los 90, cuando se convirtió en un reputado constructor y comerciante de flores y de papa.

Y aunque entregó 150 bienes, rastreados en su mayoría por la Oficina del Tesoro de EE. UU. –incluidas mansiones, haciendas, sociedades y hasta su Mercedes Benz negro–, en la lista no está La Estancia.

Se trata de un estratégico lote, ubicado en la margen izquierda de la vía que de Cajicá conduce a Zipaquirá, de 43 hectáreas y tasado en 30.000 millones de pesos.

El manejo del ‘megalote’, en plena zona de desarrollo urbano, tiene enfrentados a fiscales, jueces y registradores, y la pelea acaba de llegar al escritorio del superintendente de Notariado, Jorge Enrique Vélez.

Incluso, agentes federales están preguntando por el tema para evaluar si están en riesgo acuerdos de colaboración y si alguien se quiere lucrar con la venta de La Estancia: hay información de que el apetecido bien se le ofreció en venta a una universidad.

El lote de la discordia fue traspasado por C. I. Otilia Flowers, empresa del ‘Papero’, al comerciante de ganado Luis Alfredo Torres. La transacción se hizo el 12 de marzo de 2012, un año antes de que el ‘Papero’ fuera capturado. Pero, para ese momento, Gil y sus empresas completaban ya cinco años en la llamada Lista Clinton. Por eso, además de pagar una deuda bancaria por 4.750 millones de pesos, Torres se comprometió a entregarle a la Fiscalía otros bienes con los que cubría el costo del predio.

Además logró que la Unidad de Extinción de la Fiscalía lo declarara tercero de buena fe y levantara la medida cautelar que pesaba sobre el bien.

Pero la Fiscalía 38 de la Unidad de Lavado le pidió al juez del caso, Guillermo Sanabria, que incluyera de inmediato a La Estancia entre los bienes extinguidos a Otilia Flowers y lo pusiera a disposición de la Fiscalía.
Sin embargo, el 16 de enero, el juez se negó y le recordó a la Fiscalía que el lote no figura entre los bienes incautados.

¿Trampa?

Ante la negativa, el ente acusador apeló y, además, le pidió a la Oficina de Registro de Zipaquirá que inscribiera el lote a su nombre. Y así lo hizo la registradora (e) Deissy Ramírez, quien, sin embargo, el pasado 24 de abril echó abajo la medida, argumentando que el juez no la había ordenado y que ella fue asaltada en su buena fe.
Ahora, el caso quedó en manos del despacho del superintendente Vélez, quien se debe pronunciar de fondo sobre la legalidad de la petición de la Fiscalía.

Al respecto, Marcela Yepes, directora del Fondo Especial para la Administración de Bienes de la Fiscalía, le anunció a Vélez que “agotará todos los mecanismos legales y judiciales vigentes para atacar la decisión de la registradora de Zipaquirá, por considerarla contraria a derecho” (ver recuadro).

Estamos estudiando la documentación y tomaremos la decisión en estricto derecho en 15 días”, le dijo Vélez a este diario.

EL TIEMPO buscó a Torres para conocer sus argumentos, pero no respondió los mensajes de este diario.

Los argumentos de la Fiscalía

EL TIEMPO contactó a la defensa de Marco Gil, el ‘Papero’ y esta aseguró que le extraña que la Fiscalía quiera incautar el lote porque La Estancia no fue incluida en el acuerdo firmado, por ser un predio que se vendió lícitamente.
Pero en sus oficios a la Superintendencia, la Fiscalía advierte que se investiga si es lícita la negociación con el comerciante Luis Alfredo Torres, a quien vincularon a una indagación. Además, que él y Gil sostuvieron múltiples negocios y que Torres sabía que el ‘Papero’ estaba en la Lista Clinton. El argumento más importante es que el lote era de Otilia Flowers, firma sobre la que se ordenó su extinción.

UNIDAD INVESTIGATIVA
u.investigativa@eltiempo.com

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.