'El problema de las Farc hoy es con la gente': Humberto de la Calle

'El problema de las Farc hoy es con la gente': Humberto de la Calle

Jefe negociador aseguró que diálogos no serán indefinidos y que acciones armadas minan el proceso.

notitle
20 de abril 2015 , 08:21 p.m.

Luego de advertir que las Farc “incumplieron su palabra” en torno al cese unilateral del fuego –lo cual desató la ola de indignación que se gestó en el país por la masacre de 10 soldados en el Cauca–, el Gobierno advirtió ayer que, si bien el proceso de paz continúa, la confianza de la ciudadanía en la guerrilla fue duramente golpeada.

Esta categórica afirmación quedó consignada en una declaración que entregó el jefe de la delegación oficial de paz, Humberto de la Calle, en La Habana, al cierre del ciclo 35 de negociaciones.

El mensaje fue claro. El asesinato de los uniformados rompió la tendencia de apoyo que se venía gestando en el país en torno al proceso de paz, con el respaldo casi unánime de la comunidad internacional, lo cual obliga a las Farc a determinar qué tipo de acciones están dispuestas a aplicar para darles celeridad a las negociaciones.“El problema de las Farc hoy es con la gente. No con los militares. No con la llamada oligarquía. No con los políticos. Es con la gente”, enfatizó De la Calle.

El jefe del equipo negociador del Gobierno añadió que es necesario que la guerrilla asuma la responsabilidad en una masacre que no solo les costó la vida a 10 uniformados, sino que sirvió de germen para una indignación prácticamente generalizada que ha desembocado en dos rechiflas espontáneas contra el presidente Juan Manuel Santos, en menos de 24 horas, en Bogotá y Medellín.

“El mayor daño es a la credibilidad de las Farc. Una falta de confianza de los colombianos que ha sido expresada de un modo que no tiene antecedentes y que hoy se acentúa con la afirmación alucinante de que el Estado es el responsable de lo sucedido. La responsabilidad recae exclusivamente en las Farc”, precisó De la Calle.

Otro punto sensible que reiteró el Gobierno desde La Habana es que el presidente Santos no se dejará presionar a través de actos violentos para acceder a un cese bilateral del fuego, ya que eso solo puede concretarse cuando las condiciones realmente estén dadas y, además, se acuerde el fin definitivo del conflicto armado.

Un aspecto sobre el que había preocupación y que dejó también una advertencia fue la posibilidad de que se les pongan límites a las negociaciones, con el fin de evitar que la mesa de La Habana se convierta en algo indefinido.

No estamos dispuestos a permanecer indefinidamente en la mesa ni a pactar a cualquier costo”, precisó De la Calle, quien aclaró a renglón seguido: “No se trata de dar una palmada en la mesa para imponer públicamente cronogramas unilaterales”.

De la Calle insistió en que el Gobierno mantiene su propósito de acabar con un conflicto que ha desangrado al país por más de 50 años por medio del diálogo, pero sostuvo que llegó la hora de que la guerrilla entienda que sus acciones violentas solo están agotando la paciencia y la confianza en la mesa de negociación.

“Hemos avanzado, realmente hemos avanzado mucho, pero no es bajo la presión de los ataques como vamos a llegar a él (al cese bilateral del fuego). No se trata de pactar treguas imperfectas y frágiles en un momento de desespero. Eso no va a ocurrir”, enfatizó De la Calle.

Santos, desde Medellín, también se refirió anoche a este tema. (Lea: Seis casos de reconciliación para aprender en Colombia)

El jefe del equipo negociador reconoció “la dificultad del momento” desatada por la masacre de los uniformados, pero señaló que se debe perseverar en la búsqueda de un acuerdo definitivo para terminar el conflicto armado.

Empresariado antioqueño respalda a Santos

Durante la Asamblea de Proantioquia, donde, entre otras cosas, se realizó un homenaje al fallecido Nicanor Restrepo, el empresariado antioqueño le ratificó al presidente Juan Manuel Santos su respaldo a los diálogos de paz.

“No hay que desconocer que apostar por la paz significa asumir riesgos”, dijo David Bojanini, presidente del Consejo Directivo de Proantioquia.

Allí, Santos fue enfático en que la respuesta a hechos como la masacre de varios uniformados en el Cauca será de “mayor contundencia militar”, ya que, reiteró, no se dejará presionar con acciones de ese tipo para avalar un cese bilateral del fuego, que todavía no es prudente y que debe tener verificación cuando llegue el momento.

A quién se le puede ocurrir, como dicen algunos, que vamos a aceptar el fin del conflicto sin el desarme de las Farc”, afirmó el Jefe de Estado y recordó que hoy las Fuerzas Armadas tienen “la ventaja en la correlación de fuerzas”. (Lea: 'La respuesta es mayor contundencia militar': Santos)

A su llegada al evento en Proantioquia, el mandatario volvió a ser chiflado por un grupo de gente que, al unísono, gritaba: “No más Farc”.

Argumentos del Gobierno

“Es en el terreno de los propósitos de desescalar el conflicto y generar hechos de confianza donde se ha hecho un grave daño. El mayor daño es a la credibilidad de las Farc”.

El diálogo, pese a todo, es el instrumento que puede poner fin a la guerra en forma menos dolorosa, menos prolongada y, sobre todo, más firme y duradera. Poner fin a la guerra es más imperativo ahora que nunca.

“Recogemos el clamor ciudadano en favor de la celeridad. Esta es nuestra exigencia en la mesa. No se trata de dar una palmada en la mesa para imponer públicamente cronogramas unilaterales”.

‘Hay que persistir en las conversaciones’

Si bien las Farc no quisieron reconocer ningún tipo de responsabilidad por la masacre de 10 soldados la semana pasada en el Cauca, sí anunciaron ayer que el tema será investigado para que –en los próximos días– se pueda sentar una postura sobre lo que sucedió con ese episodio.

Claro que en su comunicación, leída por el jefe del equipo negociador de las Farc, ‘Iván Márquez’, la guerrilla reiteró que mantendrá la tregua unilateral que anunció en diciembre y que, además, se debe defender el avance de las negociaciones.

Hay que persistir en las conversaciones. Estas no pueden romperse por ningún motivo”, precisó la guerrilla en su comunicación de ayer.

‘Márquez’ también advirtió que la información preliminar que tienen sobre el asesinato de los 10 solados, en la noche del 14 de abril, indica que el Ejército estaba haciendo operaciones ofensivas contra la guerrilla. No obstante, dejó en claro que la tregua unilateral no se romperá, por lo menos en el corto plazo. (Lea: El proceso de paz tras la masacre del Cauca / Análisis)

‘Iván Márquez’ (derecha) comunicó ayer la postura de las Farc. AFP

“Sabemos distinguir entre provocar, incitar, hostigar y azuzar para lograr un fin dañado, y la necesidad imperiosa y el deber de darle una oportunidad al pueblo todo de reconstruir la nación. Como estamos muy en serio caminando el sendero de la paz, no vamos a ponerla (la tregua unilateral) en peligro”, enfatizó el jefe de la delegación de la guerrilla.

Este mismo grupo ilegal reconoció, sin embargo, que se han dado avances en lo que ha sido calificado como la recta final del proceso de paz, y que prueba de ello es que la subcomisión para el fin del conflicto –integrada por generales activos y guerrilleros– siguió buscando medidas para desescalar la intensidad del conflicto.

Claro que también insistió en lo que cataloga como la necesidad de impulsar una asamblea nacional constituyente para refrendar los acuerdos de La Habana y aseguró que el Gobierno debe analizar la aceptación de un cese bilateral de hostilidades.

Lo mejor es que el presidente Santos y su gobierno se apresten a estudiar serena y patrióticamente el cese bilateral, sin dilaciones ni temores”, puntualizó la guerrilla.

Posturas de la guerrilla

“No se puede negar que los hechos ocurridos en la noche del 14 de este mes en la vereda La Esperanza, municipio de Buenos Aires (Cauca), no haya sido una tragedia. Lo fue, porque la guerra es una enorme tragedia”.

“Como estamos muy en serio caminando el sendero de la paz, no vamos a ponerla (tregua unilateral) en peligro por darles gusto a quienes miden sus éxitos regresando la situación a fechas anteriores al día en que ordenamos a todas las estructuras de las Farc mantener en silencio sus armas”. (Lea: Tras masacre en Cauca, Farc continuarán con cese unilateral del fuego)

“Entonces preguntamos: ¿para qué el proceso? ¿Para llevar a Colombia a la paz y a la reconciliación, o para conducir a la insurgencia a los tribunales? Hay que persistir en las conversaciones”.

Partidos apoyan diálogos, pero insisten en plazos

La mayoría de partidos políticos apoyó ayer la decisión de Gobierno y Farc de seguir buscando una salida negociada del conflicto, pero insistieron en la necesidad de ponerles límites a los diálogos de La Habana.

El copresidente de ‘la U’ Roy Barreras afirmó que “no debe caber duda” de la responsabilidad de las Farc en el crimen de los militares del Cauca, y que por ello “le deben explicaciones” al país.

Y advirtió: “El pueblo colombiano tiene paciencia, pero quiere ponerle límites al proceso de paz”.

Fabio Amín, codirector del Partido Liberal, compartió también la urgencia de fijar un plazo a la negociación, “siempre y cuando esto permita avanzar”.

Para Carlos Fernando Galán, jefe de Cambio Radical, las Farc “se equivocan al evadir su responsabilidad” por los crímenes del Cauca.

Esos hechos debilitan el proceso, sobre todo cuando no existen plazos; por eso me parece positiva la decisión de fijar límites”, dijo Galán.

El Partido Conservador hizo un llamado a la “serenidad” y ratificó su “apoyo a una salida negociada del conflicto”.

“Respaldamos la decisión de que se fijen plazos, pues no podemos caer en una situación de Estado dialogante, como planteaba Álvaro Gómez”, manifestaron los ‘azules’ en un comunicado.

El senador uribista Alfredo Rangel afirmó que tras el incidente en el Cauca “las Farc se salieron con la suya” y agregó que “las cosas quedaron peor que antes, porque la opinión ha perdido credibilidad en el proceso y eso difícilmente se va a recuperar”.

EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.