Desde cárceles hacen 10.000 llamadas amenazantes al año

Desde cárceles hacen 10.000 llamadas amenazantes al año

Fabio López, director de los Gaula de la Policía, dice que han incautado 2.000 celulares en penales.

notitle
14 de abril 2015 , 11:29 p.m.

El coronel Fabio López, director de los Gaula de la Policía, dice que las cifras de la extorsión revelan una mayor denuncia y que reflejan también el éxito en la lucha contra el secuestro: como todos los grupos ilegales tienen hoy menos entradas por secuestro, acuden a un delito más sencillo de realizar, la extorsión, pero de altísimo impacto social.

¿Por qué el aumento en todas la cifras de extorsión?

En el 2013 fueron 4.805 denuncias por extorsión; el año pasado hubo 4.888. Hay un leve incremento en la denuncia. Desde hace cuatro años se viene desarrollando una estrategia contra la extorsión, no solo en prevención sino tendiente a incentivar la denuncia. Es por eso que en el 2013 y el 2014 se aumentan las cifras. Antes del 2010 las cifras no correspondían a la realidad porque no denunciaban. La encuesta del Dane muestra que solo en un 24 por ciento se denuncian los delitos, y eso nos ha llevado a incentivar la denuncia, para conocer la realidad de la criminalidad. (Lea: Durante el 2014 se registraron 13 denuncias diarias por extorsiones)

¿Qué está pasando en la extorsión?

Sucede algo parecido con el secuestro, porque son dos delitos que han ido históricamente de la mano. La mayoría la hace la delincuencia común, en un 86 por ciento en promedio; y el 14 por ciento los grupos violentos (guerrillas y bandas). Sigue habiendo un gran problema con la extorsión que se hace desde las cárceles, frente a la cual vemos muy pocas denuncias, ni un 5 por ciento. Creemos que en un año deben ser por lo menos 10.000 llamadas. En nuestros operativos incautamos 2.000 celulares en los penales y más de 2.000 sim cards. Hay casos de llamadas a un pueblo entero, pero lo que buscan es ‘pescar’ un pago, y presionan más al que más paga. Al que es fuerte no lo molestan más porque saben que no va a pagar.

¿Qué es ser fuerte?

Es decirle no a esa extorsión, colgar la llamada y denunciar ante el Gaula. Oponerse desde el principio y ser fuerte. Lo que vemos es que el que se atemoriza y acepta un primer pago, lo siguen llamando a presionar. Ellos no se desgastan con el que es fuerte. Pagar no es una solución, sino que incrementa el problema.

¿Se puede decir que la extorsión es un delito relativamente fácil de cometer y rentable?

El secuestro no es fácil de cometer, y a lo mejor los que antes hacían secuestro ahora están extorsionando. De hecho la extorsión ha mutado a llamadas de estafa, esas que buscan engañar a la gente para de alguna forma llevarlos a una trampa y finalmente a que entreguen un dinero. Los delincuentes se acomodan a las circunstancias. Frente al secuestro, se ha logrado reducir en un 92 por ciento, al pasar de casi 4.000 en el año 2000 a 288 en el 2014. El éxito en esa lucha puede ser una de las razones del aumento de la extorsión.

JUSTICIA

 

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.