El empujón de un intolerante que acabó con una vida en TransMilenio

El empujón de un intolerante que acabó con una vida en TransMilenio

El vigilante Mardoqueo Pinto terminó arrollado por un bus articulado. Responsable sigue libre.

notitle
11 de abril 2015 , 08:27 p.m.

Tras el episodio de intolerancia que hace una semana cobró la vida de un vigilante, ocho días después de verse envuelto en una riña dentro de una estación de TransMilenio, se esconde un doble drama.

Además del dolor que les provocó la muerte de Mardoqueo Pinto Urrea, sus padres y sus dos hijos tienen la incertidumbre sobre su futuro inmediato, pues el celador, de 45 años de edad, era el encargado de responder económicamente por ellos.

Por otro lado, se sienten indignados porque el autor del hecho, del que apenas conocen su identidad, recobró la libertad horas después de haber sido capturado: Víctor Julio Orjuela Rojas es señalado por testigos y por la propia Policía Metropolitana de Bogotá como el hombre que el 28 de marzo a las 2 de la tarde empujó al vigilante por una de las puertas de la estación Calle 95 de la troncal Suba, momentos antes de que este último fuera arrollado por un bus del sistema. Días después, el domingo 5 de abril, la víctima falleció en la Clínica Shaio.

El relato de la tragedia

El día de la tragedia, Mardoqueo Pinto había salido a las 6:30 de la mañana de su casa, situada en el barrio La Primavera, de Bosa, sur de la capital, donde vivía con su hijo, de 20 años de edad. Su otra hija, de 10 años, residía con su exesposa, de la que se había separado un año atrás.

Luego de tomar un bus alimentador, llegó al portal Sur de TransMilenio y se dirigió en un articulado hacia el barrio La Castellana, donde funciona la sede de Cooserviunidos, la empresa de vigilancia para la que trabajaba desde hacía cinco años. Durante gran parte de la mañana y hasta el mediodía, asistió a una capacitación relacionada con su trabajo. Luego, junto con dos de sus colegas, José David Torres y José Domingo Malambo, fue a una tienda del sector.

“Nos tomamos un par de cervezas y luego nos fuimos para la estación de la calle 95, porque todos teníamos que llegar a la casa a descansar para tomar el turno del día siguiente, que empezaba a las 7 de la mañana”, dijo Torres. Mardoqueo Pinto laboraba como vigilante del edificio Lourdes 64, en la localidad de Chapinero.

Allí, en la estación del sistema de transporte masivo y en medio de la congestión de usuarios, se presentó sobre las 2 de la tarde el incidente que tendría un fatal desenlace. Aunque el reporte del sistema de seguridad de TransMilenio indica que Pinto habría tratado de mediar en la discusión que estaba sosteniendo una pareja, Torres tiene otra versión: “Con Mardoqueo tratamos de subir a un bus, pero no lo logramos porque estaba muy lleno. Entonces, quedamos de primeros junto a la puerta y un joven –Víctor Julio Rojas Orjuela–, que parecía un universitario, empezó a discutir con mi compañero y a pedirle que respetara la fila”, señaló. Incluso, el testigo cuenta que una mujer que acompañaba a Rojas se sumó a la seguidilla de insultos contra el vigilante. “Ellos siguieron discutiendo hasta que el muchacho decidió empujarlo y Mardoqueo cayó fuera de la estación, porque las puertas estaban abiertas. En ese momento pasó un bus y lo arrolló”, recuerda.

Torres añade que el presunto agresor saltó por la misma puerta de la estación, sin importar que su víctima estuviera tendida en el suelo, y dejó atrás a la mujer que lo acompañaba. Sin embargo, como lo confirma la misma Policía, el hombre fue detenido a cuadra y media por varios transeúntes hasta que llegó una patrulla de la estación de Barrios Unidos. “Del presunto agresor, que no contaba con antecedentes judiciales, se sabe que tiene 32 años, que es soltero y que tiene estudios técnicos. Fue capturado en ese momento por el delito de lesiones personales y puesto a disposición de la Fiscalía”, dice el coronel Jairo Torres, comandante de la Policía de esa localidad.

Al tiempo que la víctima fue llevada en ambulancia a la Clínica Shaio, por traumas en la cabeza, el tórax y el abdomen y múltiples fracturas en sus extremidades, Orjuela fue trasladado a la URI de la Granja, pero horas después fue dejado en libertad. Una fuente de la Policía indicó que tras la muerte del vigilante la Fiscalía reenfocará el proceso, al parecer por homicidio culposo. El caso está pendiente de la asignación de un fiscal.

Frente al hecho, el coronel Haidiber Restrepo, comandante de la Policía de TransMilenio, sostiene que aunque no hay un registro formal del número de riñas que se presentan dentro del sistema, a diario conocen unos 15 casos, especialmente en estaciones como Ricaurte, Calle 100, Avenida Jiménez y algunas del sur. “La mayoría de los casos de intolerancia se dan por congestiones en buses y estaciones, lo que provoca roces y empujones”, afirma Restrepo.

De la víctima, se sabe que era el mayor de seis hermanos nacidos en Gachalá (Cundinamarca) y que la mayor parte de su vida trabajó como vigilante. “Mi hijo era trabajador y honesto. Nunca había tenido una pelea. Era el soporte anímico y económico de nosotros. Lo que más me duele es que la persona que provocó su muerte siga libre y quizás algún día volverá a hacer lo mismo”, expresa Miguel Pinto, padre de la víctima, que fue sepultada el miércoles en un cementerio del sur de Bogotá.

Por su parte, Segundo Piñeros, director de operaciones de Cooserviunidos, señaló que Mardoqueo Pinto dejó “una hoja de vida intachable” y que en esa empresa siempre se inculca el sentido de la tolerancia en sus empleados, pues es “una cualidad que siempre deben exhibir los vigilantes por su contacto constante con los residentes y los visitantes”.

Fue justamente lo contrario, la intolerancia, lo que terminó llevando a Pinto a la tumba.

CARLOS GUEVARA
Redacción Domingo

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.